Anuncios

Venezuela podría permitir que avancen llamados de la oposición al acercarse fecha límite de EEUU

Imagen de archivo de la líder opositora María Corina Machado durante un acto para recibir su credencial como ganadora de las elecciones primarias en Caracas, Venezuela.

CARACAS/WASHINGTON/HOUSTON, 28 nov (Reuters) - El Gobierno venezolano podría permitir que avancen las apelaciones de políticos opositores que buscan eliminar la prohibición que les impide ocupar cargos públicos, para cumplir parcialmente con las demandas de Estados Unidos antes de la fecha límite vinculada a la relajación de las sanciones, dijeron fuentes a Reuters.

En octubre, Estados Unidos anunció una flexibilización de seis meses de algunas sanciones a la industria petrolera y levantó una prohibición de negociar bonos a cambio de un acuerdo para las elecciones de 2024 entre el gobierno del presidente Nicolás Maduro y la oposición.

Washington ha dicho que revocará el alivio de las sanciones si Maduro no ha tomado medidas antes del 30 de noviembre para liberar a presos políticos, y a los estadounidenses "detenidos injustamente", y avanzar hacia el levantamiento de las prohibiciones de los opositores para ocupar cargos públicos.

La ganadora de las primarias presidenciales de la oposición, María Corina Machado, se encuentra entre los dirigentes opositores inhabilitados.

No estaba claro con qué fuerza o cuándo podría reaccionar Estados Unidos si el Gobierno venezolano no toma ninguna medida, o qué mínimo podría alcanzar Maduro para evitar o retrasar una respuesta estadounidense.

Hay deliberaciones en curso dentro de la administración del presidente Joe Biden, que ha sido presionada por los republicanos para restablecer las sanciones, y una decisión dependerá de lo que haga Maduro, si es que hace algo, antes del jueves, dijo una fuente de Washington.

Otras fuentes se mostraron escépticas sobre gran parte de una respuesta inmediata de Estados Unidos y anticiparon que podría producirse una reacción semanas después.

Dos fuentes opositoras y otra con conocimiento del asunto dijeron que el gobierno de Maduro podría permitir avances en las apelaciones ante el Tribunal Supremo de Justicia venezolano.

Estados Unidos espera algún tipo de anuncio sobre el proceso legal para las prohibiciones, agregó una fuente de Washington, aunque la persona dijo que cualquier movimiento sobre el tema no necesariamente se produciría esta semana.

El Gobierno venezolano está consciente del descontento de la población -que sufre renovadas presiones económicas tras un breve respiro gracias a la dolarización informal que rige desde 2019- y necesita el dinero procedente del aumento de las ventas de petróleo, añadió la fuente.

Los analistas han dicho anteriormente a Reuters que el aumento de los ingresos petroleros podría permitir al gobierno expandir el gasto público y tratar de atraer votantes para las elecciones de 2024.

INCERTIDUMBRE SOBRE LOS PRESOS

El gobierno de Maduro liberó a cinco presos en octubre, pero desde entonces no ha habido ninguna otra liberación.

Sigue la incertidumbre sobre cuáles o cuántos presos políticos podrían eventualmente ser liberados, dijeron las fuentes opositoras

Estados Unidos se centra en la liberación de los tres estadounidenses que califica como "detenidos injustamente", así como de un cuarto compatriota cuyo paradero exacto se desconoce, dijo una segunda fuente en Washington con conocimiento del asunto, añadiendo que podrían ser liberados en diciembre o principios de enero.

El Departamento de Estado dijo en un comunicado que no haría comentarios sobre discusiones diplomáticas privadas.

"El incumplimiento de los términos del acuerdo llevará a Estados Unidos a revertir las medidas adoptadas", añadió el comunicado.

Estados Unidos se toma en serio el restablecimiento de las sanciones si Maduro no cumple con sus compromisos para finales de este mes y no tiene intención de dar marcha atrás en sus repetidas amenazas de revertir las medidas de flexibilización de las sanciones, según otra persona en Washington familiarizada con el asunto.

Esa fuente dijo que aún no estaba claro qué tan rápido podría actuar Estados Unidos y hasta dónde podría llegar, pero otras dos fuentes dijeron que podría restablecer las sanciones a la compañía estatal de oro Minerven.

Los funcionarios estadounidenses y venezolanos han mantenido contactos desde la última vez que sus representantes se reunieron en Qatar, dijeron dos de las fuentes de Washington, pero se negaron a decir si se había logrado algún progreso.

(Reporte de Mayela Armas y Vivian Sequera en Caracas, Marianna Parraga en Houston y Matt Spetalnick en Washington; Escrito por Julia Symmes Cobb)