El Salvador monitorea avance de tormenta Iota y se mantiene en alerta verde

Agencia EFE
·2  min de lectura

San Salvador, 14 nov (EFE).- El Salvador aumentó este sábado el monitoreo del avance de la tormenta Iota, convertida en un huracán durante el fin de semana, y se encuentra en alerta verde a nivel nacional como una medida de prevención.

Según el observatorio del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN), Iota "comenzará a influenciar con vientos, cielos algunas lluvias los días lunes y martes".

Dicha cartera de Estado indicó que "desde el martes por la noche o madrugada del día miércoles se esperan lluvias, chubascos y tormentas moderadas a fuertes con énfasis al norte y oriente del país".

Debido a la permanencia de lluvias, El Salvador se encuentra en alerta de prevención (verde) desde el pasado miércoles, tras permanecer en alerta máxima (roja) por las lluvias generadas por la tormenta Eta.

Las constantes lluvias de fuertes a moderadas registradas en el país han saturado el territorio de humedad, por lo que las autoridades advierten la posibilidad de deslizamientos de tierra.

La tormenta tropical Iota continúa este sábado su desplazamiento hacia Centroamérica, una región que no se recupera todavía del impacto de Eta y que el lunes puede estar sufriendo los estragos de una Iota convertida en un huracán durante el fin de semana.

De acuerdo al Centro Nacional de Huracanes (NHC), Iota presenta vientos máximos sostenidos de 40 millas por hora (65 km/h) pero los meteorólogos vaticinan que a lo largo de las próximas 48 horas se intensifique y se vuelva "un huracán intenso cuando se aproxime a América Central", en concreto a Nicaragua y Honduras.

A las 9.00 GMT, su centro fue localizado a 340 millas (545 km) al sur-sureste de Kingston, Jamaica, y se desplaza con lentitud hacia el sur-suroeste, a una velocidad de 5 millas por hora (7 km/h).

En la trayectoria prevista, Iota se moverá por el centro del mar Caribe durante los dos próximos días hasta que se aproxime a las costas de Nicaragua y el noreste de Honduras el lunes, indicó el observatorio.

En estos momentos no existen avisos costeros en efecto, pero Nicaragua y Honduras deben de vigilar el progreso de este sistema, alertó el NHC, con sede en Miami.

La tormenta podría convertirse en un huracán poderoso cuando se aproxime a Centroamérica, que empezará a sentir sus efectos en forma de fuertes vientos y lluvias, además de marejada ciclónica, a partir del lunes.

Hasta ahora ha habido 31 tormentas tropicales con nombre, de las cuales 12 han sido huracanes y, de éstos, cinco han sido mayores.

Queda hasta el 30 de noviembre para que se acabe oficialmente la temporada de huracanes en el Atlántico.

(c) Agencia EFE