Aquí te decimos cuál es la caducidad de algunas pruebas caseras para el COVID

·5  min de lectura
Pruebas rápidas de antígeno COVID-19 en Brooklyn, el 17 de marzo de 2022. (Gabby Jones/The New York Times)
Pruebas rápidas de antígeno COVID-19 en Brooklyn, el 17 de marzo de 2022. (Gabby Jones/The New York Times)

Hace poco los estadounidenses recibieron otra oportunidad de pedir, sin costo alguno y a través del servicio postal, kits para hacerse la prueba del coronavirus en casa. Pero como las agencias federales y estatales han extendido la duración en los anaqueles de diversas marcas de esas pruebas, quizás no está claro cuándo los kits gratuitos, y otros que se hayan comprado por separado, expirarán.

Aunque cada caja tiene una fecha de expiración, que se supone indica cuándo la prueba ya no dará un resultado confiable, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por su sigla en inglés) otorgó una autorización de emergencia para extender la vida útil de diversos kits de pruebas mientras los fabricantes reúnen más datos. Algunos estados también han recibido prórrogas de la FDA para lotes de pruebas de laboratorio caducadas o han ratificado sus propias prórrogas para pruebas caseras ya autorizadas por los reguladores federales. Esto significa que algunas pruebas que van a caducar en las próximas semanas pueden usarse durante varios meses más.

En enero, la FDA aprobó una solicitud de Florida para alargar tres meses la vida útil de algunas pruebas rápidas de laboratorio que habían caducado. En marzo, el Departamento de Salud Pública de California aprobó el uso de emergencia de kits de pruebas caseras más allá de las fechas de caducidad que había autorizado la FDA. La prórroga general se aplicó a todas las pruebas de venta libre autorizadas por la FDA, siempre y cuando la línea de control de cada prueba —la línea que suele estar junto a la letra C— sea claramente visible cuando la prueba se haya completado.

Prolongar la vida útil de un producto no es una práctica inusual. Los fabricantes necesitan tiempo para demostrar que un producto sigue siendo eficaz después de su fecha de caducidad inicial, por lo que muchos kits de pruebas recibieron prórrogas de varios meses, posterior a la caducidad que su autorización inicial indicaba. Sin embargo, algunos expertos han expresado su preocupación por el hecho de que el cambio de fechas y la escasa comunicación sobre las prórrogas puedan crear confusión.

“Mi preocupación es: ¿cómo se educará al público sobre esto?”, comentó Michael T. Osterholm, investigador de salud pública de la Universidad de Minnesota. “¿Pueden tomar las cajas que están a punto de enviarse y poner nuevas fechas de caducidad pegando etiquetas sobre la fecha impresa, por ejemplo? Soluciones prácticas como esa”.

Algunos departamentos de salud han publicado notificaciones en sus sitios web cuando un fabricante obtiene una autorización para la prórroga de sus pruebas. Pero las autoridades no deben suponer que todo el mundo tiene acceso a internet o es lo suficientemente diestro con una computadora como para encontrar esa información, dijo Cindy A. Prins, investigadora de salud pública de la Universidad de Florida.

“Yo creo que algunas personas entendieron que hay pruebas COVID que pueden usarse después de la fecha de caducidad que está impresa en la caja, pero quizá no sepan que esto no aplica para todas las pruebas COVID”, expresó.

Si un kit de pruebas no ha recibido una prórroga autorizada por la FDA y la caja indica que ha caducado, algunos investigadores de salud pública afirman que puede seguir usándose en determinadas condiciones. La mayoría de las pruebas siguen siendo eficaces durante algún tiempo si se almacenan adecuadamente, dijo Prins.

Annette Regan, investigadora de salud pública de la Universidad de San Francisco, dijo que si la línea de control de una prueba realizada no es visible, la prueba no debe considerarse válida, independientemente de su resultado.

La FDA actualiza periódicamente en su sitio web la vigencia de las pruebas caseras. A mediados de junio, estas eran las vidas útiles de algunos kits de pruebas populares, según la agencia:

— Prueba casera de antígeno del COVID-19 BinaxNOW (Abbott Diagnostics Scarborough Inc.): Ampliado de 12 a 15 meses

— Prueba casera de antígeno COVID-19 CareStart (Access Bio Inc.): Ampliado de 9 a 12 meses

—Prueba casera del antígeno del COVID-19 Flowflex (ACON Laboratories Inc.): Ampliado de 12 a 16 meses

— Prueba casera de COVID-19 BD Veritor (Becton, Dickinson and Co.): 6 meses

— Prueba casera del antígeno de COVID-19 Celltrion DiaTrust (Celltrion USA Inc.): Ampliado de 12 a 18 meses

— Prueba COVID-19 Cue para uso doméstico y de venta libre (Cue Health Inc.): 4 meses

— Prueba Detect COVID-19 (Detect Inc.): Ampliado de 6 a 8 meses

— Prueba de COVID-19 para uso doméstico de Ellume (Ellume Ltd.): 12 meses

— Prueba rápida de antígeno COVID-19 de iHealth (iHealth Labs Inc.): Ampliado de 6 a 9 meses

— Autoprueba rápida del antígeno SCoV-2 Detect (InBios International Inc.): Ampliado de 6 a 10 meses

— Kit de prueba Lucira Check-It COVID-19 (Lucira Health Inc.): 6 meses

— Prueba casera de antígenos MaximBio ClearDetect COVID-19 (Maxim Biomedical Inc.): 6 meses

— Prueba rápida InteliSwab COVID-19 (OraSure Technologies Inc.): 9 meses

— OHC COVID-19 Autoprueba de antígeno (OSANG LLC): 8 meses

— Prueba rápida casera de antígeno COVID-19 INDICAID (PHASE Scientific International Ltd.): 12 meses

— Prueba casera COVID-19 QuickVue At-Home OTC (Quidel Corp.): 12 meses

— Prueba piloto de COVID-19 en casa (SD Biosensor Inc.): 6 meses

— Autoprueba rápida de antígeno COVID-19 CLINITEST (Siemens Healthineer): 11 meses

— Tarjeta de prueba rápida del antígeno del SARS-CoV-2 (Xiamen Boson Biotech Co. Ltd.): 6 meses

© 2022 The New York Times Company

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.