Anuncios

Tailandia intensifica control fronterizo de ganado tras brote de ántrax en Laos

BANGKOK (AP) — El gobierno de Tailandia ordenó a sus funcionarios que vigilen de cerca el ganado a lo largo de la frontera con Laos después que se informara que más de 50 personas contrajeron ántrax en el país vecino.

Las autoridades tailandesas han estado trabajando estrechamente con las de Laos luego de recibir reportes del brote y han preparado vacunas en caso que se detecten infecciones en Tailandia, dijo Narong Leangcharuen, director de la Oficina de Control de Enfermedades y Servicios Veterinarios del Departamento de Desarrollo Ganadero.

En una entrevista con la emisora ​​estatal tailandesa NBT el viernes, Narong dijo que el transporte de ganado a través de la frontera está siendo estrictamente controlado. Advirtió a los ganaderos que pongan en cuarentena a los animales procedentes de Laos y reporten de inmediato cualquier enfermedad o muerte sospechosa.

Tailandia ha recibido informes de que 54 personas en Laos han sido infectadas con la enfermedad, dijo el jueves el portavoz del gobierno tailandés, Chai Watcharong, en un comunicado. Señaló que el Departamento de Control de Enfermedades de Tailandia se está coordinando con las autoridades locales, especialmente a lo largo de la frontera, para vigilar de cerca la situación.

Medios de noticias en Laos publicaron a principios de este mes artículos sobre muertes de ganado y casos de personas que contrajeron la enfermedad en la provincia sureña de Champasak, que hace frontera con Tailandia. Actualmente no hay reportes de muertes humanas.

El ántrax es una enfermedad poco común pero grave causada por bacterias que afecta principalmente a los animales que pastan. Se transmite a los humanos a través del contacto o el consumo de animales infectados y puede ser mortal, aunque el riesgo de transmisión de persona a persona es bajo.

Los reportes fueron inconsistentes en los medios controlados por el Estado en Laos, que es un Estado comunista de partido único.

Nanthasan Vannavong, adjunto de la oficina de salud de Champasak, reconoció el brote en una conferencia de prensa a principios de esta semana y advirtió a la población sobre el consumo de ganado enfermo.

El caso más reciente de ántrax en humanos reportado en Tailandia ocurrió en el 2000, según el Departamento de Desarrollo Ganadero.