Francesa Cassez deja México tras ser liberada por Suprema Corte

La francesa Florence Cassez salió este miércoles de una cárcel de México luego que la Suprema Corte ordenara su "libertad absoluta e inmediata" y esta noche abordó un vuelo que debe llevarla a París, poniendo fin a un episodio que comenzó en 2005 cuando fue detenida y luego condenada a 60 años de prisión por secuestros.

Cassez debe arribar a las 13H15 GMT del jueves al aeropuerto Charles de Gaulle de París.

La francesa pasó siete años en la cárcel de Tepepan, del sur de la Ciudad de México, que abandonó poco después de las 18H00 locales (00H00 GMT) para dirigirse al aeropuerto acompañada por un convoy de automóviles que fue seguido por un fuerte operativo de seguridad.

Cassez abandonó territorio mexicano sin dar declaraciones a los medios. Su defensa argumentó que pasó las últimas tres noches sin dormir.

"Está muy emocionada Florence, está casi sin palabras, está con su padre (...) Aún tendrá que hacer trámites migratorios" en el aeropuerto, dijo su abogado mexicano, Agustín Acosta, poco antes de que la francesa saliera del penal.

Horas antes, la proposición de otorgar "libertad absoluta e inmediata" a Cassez alcanzó mayoría en la primera sala de la Suprema Corte de México, con el voto a favor de tres de los cinco jueces que la conforman.

Aunque no todos los magistrados votaron en el mismo sentido, reconocieron las irregularidades registradas durante el proceso de Cassez, empezando por el montaje televisivo de su supuesto arresto "en vivo", junto con su exnovio Israel Vallarta, fabricado por las autoridades mexicanas el 9 de diciembre de 2005, cuando en realidad había sido detenida en una carretera varias horas antes.

Frank Berton, abogado francés de Cassez, comentó a la prensa que se trata de "un día histórico para la justicia mexicana".

"Se hizo justicia en México para esta chica que desde hace siete años clama su inocencia, (ya) que sus derechos fueron violados", añadió.

El letrado Acosta coincidió en que se trata de "un día luminoso para la justicia mexicana", ya que "se estableció como precedente que las violaciones graves a los derechos humanos no van a ser toleradas como mecanismo para establecer la culpabilidad de las personas".

"Se establece un precedente en beneficio de México, de todos los mexicanos. No es un asunto de Francia contra México, no es un asunto de una francesa, es un asunto que da derecho y seguridad, ese es el mensaje que quiere dar la corte a todos los mexicanos", añadió.

El presidente francés, François Hollande, saludó la decisión. Para los familiares de Cassez, "como para todos los que se movilizaron por nuestra compatriota, es un periodo particularmente doloroso que termina", aseguró.

"Estoy loca de alegría (...) Mi hija luchó, se ganó su libertad", declaró en París Charlotte Cassez, madre de Florence, tras recibir una llamada del presidente Hollande.

El caso había provocado en 2011 una crisis diplomática entre ambos países, que incluyó la anulación por parte de las autoridades mexicanas de la celebración del Año de México en Francia, después de que el entonces presidente Nicolas Sarkozy decidiera consagrar ese evento a Cassez.

"Para que se cierre el círculo debe haber responsables juzgados, sean o no funcionarios públicos", pero eso será decisión de Cassez, comentó a la AFP Luis González Placencia, presidente de la Comisión de Derechos Humanos de Ciudad de México.

Por su parte, el fiscal general Jesús Murillo dijo a Radio Fórmula que "se debe evitar que alguien, como sucede en este caso, sea absuelto, sacado de la cárcel, independientemente de su culpabilidad o no, por no haber respetado los procedimientos" legales.

"¡Secuestradora, asesina!", gritaba Michel Valadéz afuera del penal de Tepepan, cuando se percató de la salida de la francesa.

"Estoy muy triste y decepcionada, (Cassez) salió por la puerta grande, como si nada", añadió esta mujer cuyo marido fue secuestrado y asesinado en 2005, según ella por la banda criminal Zodíaco, a la que perteneció Vallarta, el exnovio de Cassez.

Ezequiel Elizalde, presunta víctima por secuestro de Cassez, dijo por su parte: "Este país para mí no existe más. Todo fue una porquería, me voy de aquí", a Estados Unidos, donde ya radicaba por momentos.

"Esto ha sido una pesadilla que concluye con una injusticia. Es increíble que haya ocurrido y que el tribunal donde se supone que respetan los derechos humanos hubiera decidido la liberación de una secuestradora", añadió el hombre, que solicitó apoyo a través de una carta al presidente mexicano Enrique Peña Nieto, quien a su vez aseguró que respetaría la independencia de la justicia.

"Claro que hubo presiones políticas" para liberar a Cassez, dijo por su lado Isabel Miranda, excandidata a la alcaldía de Ciudad de México por el conservador Partido Acción Nacional y líder de la ONG 'Alto al secuestro'.

Este miércoles, la jueza Olga Sánchez, quien lleva el caso Cassez, propuso la anulación de la condena de Cassez a 60 años de cárcel por secuestros, asociación para delinquir y porte de armas, así como el reenvío del caso a un tribunal de apelación, pero esto no obtuvo mayoría entre los magistrados.

De esta forma, Sánchez puso sobre la mesa la propuesta que ya se había planteado en 2012 -sin éxito- de otorgar la libertad absoluta e inmediata a la francesa, lo cual fue aprobado por tres de los cinco jueces del tribunal.

Para Cassez, encarcelada desde el 8 de diciembre de 2005, se trataba de la quinta tentativa por obtener su libertad, tras tres condenas en justicia ordinaria en 2008, 2009 y 2011, así como una indecisión por parte de la suprema Corte en 2012.

La francesa Florence Cassez salió este miércoles de una cárcel de México, luego que la Suprema Corte ordenó su "libertad absoluta e inmediata" debido a irregularidades en su proceso judicial, que condujo en 2005 a su arresto y luego a una pena de 60 años de prisión por secuestros.

La Suprema Corte de Justicia de México ordenó este miércoles la liberación inmediata de la francesa Florence Cassez al considerar que hubo violaciones a sus derechos fundamentales en el proceso que condujo a su condena a 60 años por secuestros.

Cargando...