Steve Aoki entre el aire y el fuego, en una etapa muy latina

BERENICE BAUTISTA
·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — Steve Aoki está entre el aire y el fuego.

El DJ y productor estadounidense, cuyo sello Dim Mak en Fuego busca impulsar a artistas latinos emergentes, lanzó en días recientes “Aire” con Farruko, un tema para hacer vibrar los corazones en el que cantante puertorriqueño presume su rango vocal.

“Farruko está contando una historia con voces diferentes. ¡Él tiene tantas voces! Es un vocalista increíble”, dijo Aoki en una entrevista por videollamada a propósito del lanzamiento del viernes. “Estoy muy contento de que pudo explorar ese lado y compartirlo en la canción”.

“Aire”, que Aoki dijo que estuvo guardando para el momento apropiado, es un tema para motivarse y activarse. “Déjate llevar por el baile / siéntete libre como el aire”, dice parte de la letra. El video lírico, estrenado junto con la canción, busca simbolizar una atmósfera ligera.

“Es una canción muy buena para prepararnos para el verano, con la vibra de una fiesta de piscina”, dijo.

Le sigue a su “Mambo” lanzado a principios de año con Willy William y Sean Paul, con el que quiso fijar un tono positivo de fiesta global para 2021. Dim Mak en Fuego, fundado en julio de 2020, surgió por su propio gusto musical como una plataforma de proyección global para artistas latinos.

“Es claro que la música latina es una forma global de música, es una forma musical y una cultura que la gente que no necesariamente escucha o entiende español está obsesionada con ella, les encanta, y a mí me pasa lo mismo”, dijo Aoki.

El sello no sólo busca DJs y productores, sino artistas de hip hop, rockeros o bandas como Aquihayaquihay, un quinteto de chicos originario de la norteña ciudad de Monterrey que mezcla música urbana con pop y R&B.

Antes de firmar con Dim Mak en Fuego, Aquihayaquihay se había presentado en festivales como Trópico y había publicado videos como “Karma” y “Ambiente” de 2018. Ahora estarán lanzando música nueva, pero lo que más entusiasma a Aoki es poder llevarlos a otro nivel a través de actuaciones en vivo.

“El próximo paso en su evolución es hacer conciertos. Los tenemos que llevar al escenario a presentarse, está claro, porque tienen una magia que se puede ver a través de la pantalla... pero una vez que lleguen al escenario esa será la próxima manifestación que tiene que ocurrir para que Aquihayaquihay florezca”, dijo.

Hablando de conciertos, en la pandemia la música electrónica fue uno de los géneros que innovó y logró encontrar formas atractivas para presentar sets vía streaming con una calidad de sonido superior y desde locaciones impresionantes como el Museo del Louvre (David Guetta), torres con vista al Duomo de Milán (Meduza), botes en Ibiza (Don Diablo), Ámsterdam (Oliver Heldens) y parques naturales en Croacia (Disclosure). El mismo Aoki, quien se declaró un futurista tecnológico muy optimista, se sumó a la tendencia desde su casa-estudio con visuales especialmente preparados para sus sets y cree que esta nueva vía llegó para quedarse.

“Los conciertos en vivo volverán porque los necesitamos”, dijo. “Pero la tecnología y cómo transmitir un concierto en vivo para la gente que no está ahí está mucho más avanzada porque no tuvimos opción, tuvimos que aprender cómo hacer que más gente tuviera una mejor experiencia viendo algo en televisión y creo que ese componente será mucho más común, más accesible y mejor”.

Para más adelante en el año, Aoki dijo que tiene “sorpresas especiales”.

“He estado trabajando en muchas colaboraciones latinas, con nombres que conocen y nombres que no conocen", adelantó. "Me encanta mezclar, y me gusta ayudar a los artistas más jóvenes”.