"Mientras sigan aplaudiendo, yo sigo cantando", la frase de Chente

·4  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 11 (EL UNIVERSAL).- "Mientras sigan aplaudiendo, yo sigo cantando", era la frase que inmortalizó a Vicente Fernández y que hizo que sus presentaciones deleitaran a miles de personas de manera interminable y por ello también se le considerara el Rey de los Palenques.

Fue en la Feria de León Guanajuato en donde el cantante dijo por primera vez esa frase que lo acompañaría en cada una de sus presentaciones y fue en ese mismo lugar en donde Chente le dijo adiós a los escenarios.

"Cuando estaba cantando, uno de los empresarios me hacía señas de que ya terminará, a lo que yo dije 'me están pidiendo que ya termine, pero mientras sigan aplaudiendo, yo sigo cantando', por ellos es un lugar que llevo en mi corazón", explicó el cantante en su último palenque.

Con más de 50 años de trayectoria artística, en 2015 Vicente Fernández se despidió de sus amados palenques que lo vieron crecer y lo hizo ante casi siete mil personas en aquel momento.

"Buenas noches mi querido León Guanajuato, tengo un deseo bien grande y una tristeza en el alma, vengo aquí a darles las gracias por todo su cariño y sobre todo por regalarme esos aplausos. Después de varias enfermedades, pero aquí me tienen ya para que salgan muy contentos en esta noche que es la penúltima en que me tienen aquí", dijo de acuerdo con Notimex.

También Nuevo Laredo fue testigo de uno de sus últimos espectáculos en su aparición en 2009, cuando abarrotó el Palenque antiguo en Expomex, uno de los más grandes de todo el país.

En aquella ocasión también replicó en esa ocasión su frase favorita, "si Nuevo Laredo sigue aplaudiendo yo sigo cantando" y así unió las voces de miles de asistentes al unísono con cada uno de sus éxitos.

El Charro de Huentitán, era conocido como el Rey de los Palenques, también porque trataba de ir a cada rincón de la República Mexicana haciendo presentaciones, y le apasionaba tocar en donde fuese muchas horas para complacer, decía, al público que le dio todo en su vida.

"El centro nocturno no me gusta porque es muy diferente, a mí me gusta mucho sentir un gesto, que si me equivoqué y dije una tarugada, pues que la gente lo note y me aplauda, pero es muy diferente (hacer un concierto) en un hotel o en un centro nocturno lo que pasa es que noté que tenía que cantar como cuatro horas y es que al principio estaban muy apagados, pero a la hora y media que ya se empezaban a poner alegres, tenía que volver a cantar como si volviera a comenzar y eso se me hacía muy duro", decía a los medios de comunicación.

Tener a la gente cerca de él y sentirla era lo primordial, es por ello que le gustaba tomarse selfies con sus fanáticos, se acercaba a ellos, los abrazaba y los hacía sentir parte de su familia durante su espectáculo.

"Y el centro nocturno no me gusta por las luces que tiene uno enfrente como 'buey encandilado' y no ves, primero te estás cuidando de no irte de 'hocico' y luego no ves al público y yo tengo que estar viendo al público, primero para ver con que canciones puedo alegrarlos y si está muy alegre con que canción hago que se tome la siguiente copita", decía.

También fue conocido por tener un carácter fuerte y de repente haberse agarrado a golpes con algún asistente que durante sus presentaciones intentó agredirlo física y verbalmente, y al contrario de guardar discreción sobre sus enfrentamientos, le gustaba hablar de ellos, para que la gente supiera que fue lo que pasó.

"Salgo a cantar y esta una canción muy de moda de Nelson Ned 'A pesar de todo' y doy la vuelta (al escenario) y un tipo me dice 'eres maricón', y yo dije que mal gusto para bromearse con el mariachi, doy otra vuelta y me vuelve a decir 'eres maricón'… luego hace poco me hicieron un escándalo que porque le pegué a alguien en Texcoco, Y dije, 'acaban de sacar que soy muy peleonero, pero van a ver porque, señor repita lo que me acaba de decir, porque luego dicen que son paleros' y en el micrófono me dice 'eres maricón', con palabras más fuertes y 'tu novio es Juan Torres', hasta me escogió a mi pareja (risas), entonces agarré una botella de brandi y se lo llevaron, pero con la cabeza bien abierta, yo después a los cinco minutos me arrepentí", recordó en una entrevista con Verónica Castro.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.