Roe vs. Wade: Qué estados prohibirán el aborto en EE.UU. y cuáles lo defenderán

·3  min de lectura

Debido a la decisión de la Suprema Corte de Estados Unidos de revocar el derecho al aborto, protegido en todo el país durante 50 años por el fallo conocido como Roe vs. Wade, los estados estarán ahora a cargo de legislar si la interrupción del embarazo es legal o no.

Esto significa que millones de mujeres perderán el derecho al aborto dependiendo de la entidad donde vivan. Se espera que la mitad de los estados de la Union Americana presenten nuevas restricciones o prohibiciones para el aborto.

Trece entidades ya tienen listas las llamadas leyes “gatillo” o desencadenantes que fueron diseñadas para entrar en vigor de manera automática o mediante una acción estatal rápida, una vez que la Suprema Corte de Justicia derogara el derecho al aborto:

Arkansas

Idaho

Kentucky

Louisiana

Mississippi

South Dakota

Oklahoma

Tennessee

Texas

Utah

Wyoming

Otros cuatro estados con gobiernos tradicionalmente conservadores podrían revivir las prohibiciones del aborto que ya estaban en vigencia, antes de que se aprobara Roe vs Wade:

Alabama

Arizona

Florida

Wisconsin

A esta lista se podrían sumar otros estados que han estado discutido en años recientes la posibilidad de legislar contra el aborto. El Instituto Guttmacher, una organización no lucrativa que apoya el derecho al aborto, prevé que este procedimiento quede restringido en 26 estados del país. Cabe aclarar que, en dos de ellos, Texas y Oklahoma, el derecho al aborto ya está limitado porque permite que ciudadanos particulares puedan demandar a quienes faciitan este procedimiento.

Arkansas

Alabama

Arizona

Florida

Georgia

Idaho

Indiana

Iowa

Kansas

Kentucky

Louisiana

Mississippi

Missouri

Nebraska

North Dakota

Ohio

Oklahoma

Pennsylvania

South Carolina

South Dakota

Texas

Tennessee

Utah

Virginia Occidental

Wisconsin

Wyoming

El estado de Texas fue el primero que decidió obstaculizar el derecho al aborto en septiembre del año pasado al aprobar la “ley latido” que prohíbe interrumpir el embarazo si se puede detectar que el feto tiene actividad cardiaca. Por lo general, esto ocurre a partir de la sexta semana de gestación.

Oklahoma fue más allá y aprobó la que es, hasta ahora, la ley más restrictiva para el aborto. Prohíbe este procedimiento desde el momento de la fecundación, excepto en casos de violación, incesto o que la vida de la madre esté en peligro.

El Instituto Guttmacher calcula que aproximadamente unos 36 millones de mujeres viven en entidades donde quedará prohibida la interrupción del embarazo.

En contraste, al menos 16 estados que integran la Unión Americana han declarado ya que actuarán para fortalecer el derecho al aborto, pese a la decisión de la Suprema Corte de Justicia.

Cuatro de ellos, de acuerdo con el Instituto Guttmacher, han optado por codificar el derecho al aborto sin la intervención del gobierno estatal:

Colorado

Distrito de Columbia

New Jersey

Vermont

Hasta ahora, 12 entidades del país permiten el aborto, siempre y cuando el feto no sea viable fuera de la matriz o si es necesario para proteger la salud de la madre:

California

Connecticut

Delaware

Hawaii

Illinois

Maine

Maryland

Massachusetts

Nevada

New York

Oregon

Rhode Island

Washington

Washington D.C.

En el caso de California, uno de los estados que ofrece más acceso al aborto, el gobernador Gavin Newsom y otros funcionarios electos declararon que no variarán su política, pese al fallo de la Suprema Corte y que incluso piensan ampliar el acceso para que las mujeres tengan acceso a ese procedimiento.

El estado se ha empezado a preparar para recibir a mujeres de otros estados, donde se prohibirá el aborto, con varios proyectos de ley y propuestas presupuestarias que piden destinar millones de dólares para atender a personas sin seguro y de bajos ingresos.

Cary Franklin, directora de la Facultad del Centro de Salud, Leyes y Políticas Reproductivas de UCLA, dijo que se estima que entre 8.000 y 16.000 personas más viajarán a California cada año para practicarse un aborto.

De acuerdo con el Instituto Guttmacher, 860.000 mujeres se sometieron a un aborto en 2019.

Los CDC (Centros para el Control y Prevención de Enfermedades) estiman que el 92,8 por ciento de las mujeres abortó durante el primer trimestre del embarazo y una de cada 10 eran adolescentes. Pero la mayoría tenía entre 20 y 30 años.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.