¿Cómo reparten sus fortunas? Las diferencias entre Jeff Bezos y su exesposa MacKenzie Scott

·3  min de lectura
Jeff Bezos y MacKenzie Scott, en Beverly Hills, California, en una imagen de 2018
Jeff Bezos y MacKenzie Scott, en Beverly Hills, California, en una imagen de 2018

NUEVA YORK.- Jeff Bezos y MacKenzie Scott fueron el matrimonio más rico del mundo, y dos años después de su divorcio, aún tras la división de su fortuna, él sigue encabezando la lista de billonarios y ella está en el tercer lugar entre las mujeres más adineradas del planeta. Pero no solo han separado sus riquezas sino que uno y otro compiten en marcar un estilo claramente distinto en su forma de hacer beneficencia con su dinero.

Según la revista Forbes, Bezos tiene hoy una fortuna de 210.000 millones de dólares, mientras que Scott suma 53.000 millones de dólares y en la lista de mujeres es superada por Françoise Bettencourt Meyers, del gigante de los cosméticos L’Oréal, con 73.000 millones, y Alice Walton, del imperio Walmart, con 61.000 millones.

La explosión de casos por el avance de la variante delta alarma a Europa y EE.UU.

Tras su divorcio Scott ya había anticipado que su decisión era donar su dinero hasta que “la caja fuerte esté vacía”.

“No tengo dudas de que la riqueza personal de cualquiera es producto de un esfuerzo colectivo y de estructuras sociales que presentan oportunidades para algunas personas y obstáculos para muchas otras”, dijo tras suscribir la iniciativa Giving Pledge.

En términos absolutos, las donaciones de Bezos, que suman más de 13.000 millones de dólares, lo ubicarían entre los mayores donantes de la historia y parece mucho más “generoso” que su ex, que lleva donados 8400 millones. Pero mientras esa cifra significa el 6% de la fortuna de él, ya es el 15% de la de ella.

Jeff Bezos, antes de su reciente viaje al espacio
Blue Origin


Jeff Bezos, antes de su reciente viaje al espacio (Blue Origin/)

La revista Fortune señala sin embargo que la gran diferencia entre uno y otro es el estilo. La revista apoda a Bezos como la “tortuga” y a Scott como la “liebre”.

Según señala la revista Fortune, del total de 13.000 millones donados por el fundador de Amazon “todos menos 1500 millones de esa suma son promesas de dinero futuro, lo que significa que aún no ha entregado el efectivo”. En su estilo de hacer donaciones, el magnate solo brinda “adelantos” y el resto son promesas de cuotas que se distribuirán a lo largo de diez años. Las donaciones de ella, en cambio son efectivas en una sola entrega.

Uruguay prevé reabrir fronteras en septiembre y evalúa ofrecer vacunas a turistas que estén por 21 días

Este último 14 de julio, por ejemplo, Bezos donó 200 millones de dólares al museo Smithsonian de DC y, el año pasado tomó un compromiso de donar 10.000 millones para combatir el cambio climático a través de su Bezos Earth Fund, en medio de otras iniciativas.

Pero lo del Bezos Earth Fund es básicamente una promesa. A las arcas de la fundación solo entraron 791 millones, con un plan para entregar la cantidad total para 2030.

Scott, por su parte, comenzó a estampar alocadamente su firma en la chequera pocos meses después del divorcio. En julio de 2020, anunció su primera ronda de donaciones: un total de 1675 millones otorgado a 116 organizaciones, incluida la Universidad de Howard, una universidad históricamente negra, y la Fundación Jackie Robinson, que apoya la igualdad en la educación. Y las donaciones llegaron sin condiciones, lo que también marca una gran diferencia con otros filántropos, que tienden a ser muy específicos en el destino que se le debe dar a la donación.

Mackenzie Scott tiene un patrimonio neto estimado de en torno a los US$60.900 millones
Mackenzie Scott tiene un patrimonio neto estimado de en torno a los US$60.900 millones


Mackenzie Scott tiene un patrimonio neto estimado de en torno a los US$53.000 millones

En diciembre pasado llegó otra ronda de donaciones de Scott, por un total de 4100 millones de dólares a 384 grupos, seguida de una tercera ronda de 2700 millones a 286 grupos en junio de este año. En total, alrededor de 780 grupos benéficos recibieron fondos de Scott hasta la fecha y pudieron inmediatamente poner esos fondos en uso, según dijeron los líderes de esas organizaciones a Forbes .

Los dos también divergen en cuanto a las organizaciones que han elegido apoyar. Hasta ahora, Bezos ha favorecido los nombres importantes (el Smithsonian, el Instituto de Neurociencia de la Universidad de Princeton), mientras que Scott se esforzó por seleccionar grupos comunitarios de base prácticamente desconocidos. El mes pasado Scott fundamentó su estrategia en su blog diciendo: “sería mejor si la riqueza desproporcionada no se concentrara en un pequeño número de manos”

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.