Cómo es realmente ser una chica de Hooters: entre el acoso de los clientes y las reglas de su imagen

·9  min de lectura

Cuando Hooters presentó un cambio en su infame uniforme de Hooters Girl este mes, lanzando nuevos pantalones cortos tipo ropa interior, la reacción fue inmediata, con numerosas empleadas compartiendo sus preocupaciones en plataformas como TikTok.

Los videos virales, que incluían comparaciones entre los nuevos shorts cortos y los antiguos, fueron suficientes para convencer a la empresa de revertir su decisión, con Hooters lanzando un comunicado en el que aclaró que a las Hooters Girls se les permitiría elegir entre las dos versiones.

Si bien el problema se resolvió, en gran parte debido a quienes se pronunciaron en contra del cambio en TikTok, el incidente despertó el interés en la cadena de restaurantes y los roles de sus empleados.

Según Hooters, las Hooters Girls - el término que la compañía usa para referirse a sus camareras y bartenders - son "un ícono internacional y orgullosas embajadoras de la marca Hooters", mientras que la sección de carrera del sitio web señala que "ser una Hooters Girl es un honor otorgado solo a las mujeres más entretenidas, orientadas a objetivos, glamorosas y carismáticas”.

Para descubrir lo que realmente significa trabajar en Hooters, hablamos con dos Hooters Girls actuales, quienes discutieron todo, desde las entrevistas de trabajo hasta las estrictas pautas que el personal debe seguir.

Según Hooters, además de las mujeres que son "carismáticas" y "entretenidas", un requisito importante para el papel de Hooters Girl es la apariencia, ya que estas empleadas se "identifican por [su] peinado glamoroso, maquillaje listo para la cámara, y cuerpo en forma”.

En declaraciones a The Independent, Lexi, una Hooters Girl de 23 años que trabaja en una de las ubicaciones del restaurante en Georgia, dijo que el proceso de solicitud comenzó llenando una solicitud en línea y "subiendo una foto".

Luego se le pidió a Lexi que fuera al restaurante para una entrevista en persona, durante la cual se le indicó que se probara el uniforme de Hooters, que incluye una camiseta sin mangas blanca adornada con Hooters, pantalones cortos de color naranja, pantimedias, zapatillas de deporte, calcetines blancos y maquillaje.

"Me probé el uniforme, que no sabía que era parte de la entrevista", contó, y agregó que "nunca entendió la sensación de que estaban buscando tetas grandes".

Una Hooters girl en un restaurante de Manhattan en el 2015. (Photo by Grant Lamos IV/Getty Images)
Una Hooters girl en un restaurante de Manhattan en el 2015. (Photo by Grant Lamos IV/Getty Images)

Sin embargo, según una chica de Hooters de 19 años que habló con The Independent bajo condición de anonimato pues señaló que “Hooters tiene una política de que no se les permite hablar con los medios en nombre de la compañía, "la empresa sí busca cierto tipo de mujer" durante el proceso de entrevista y contratación.

"La empresa busca cierto tipo de mujer. La solicitud de trabajo requiere que adjuntes una foto tuya y te juzgan por tu apariencia más que nada", nos expuso la mujer, a quien nos referiremos como Megan, y agregó que uno de los factores más importantes es el peso. El uniforme literalmente sólo sube a un tamaño mediano y si subes de peso te pueden despedir literalmente porque sí".

Sin embargo, confirmó que Hooters no discrimina en función del tamaño de los senos o el "tamaño del trasero", lo que asegura que la "sorprendió".

Una vez que la empresa contrata a una mujer, se les exige que sigan una serie de pautas estrictas que dictan todo, desde sus peinados hasta lo que publican en las redes sociales.

"Algunas reglas que tenemos que seguir [incluyen] es estar listas para fotos", reveló Lexi. "Lo que básicamente significa arreglarse el cabello y el maquillaje y estar preparada para tomarte fotografías con los clientes. Les encanta tomar fotografías. También hay una política de redes sociales que simplemente establece lo que podemos / no podemos publicar en nuestros uniformes".

Según Megan, las Hooters Girls deben usar maquillaje, lo cual dijo que es "obligatorio", pero que solo se puede aplicar con un estilo natural.

"Nos dicen que nuestras uñas solo pueden ser de punta francesa o de ciertos colores, no se nos permite tener ningún color de cabello que no sea el natural", continuó. "Incluso ciertos peinados que no podemos usar [y no podemos] tener nada lindo en nuestro cabello como accesorios y la cinta para el cabello debe coincidir con el color de nuestro cabello".

Los requisitos de apariencia también se extienden a los tatuajes y perforaciones. Megan dice que las chicas de Hooters no pueden usar ninguna joya "más que dos anillos, uno en cada mano" y que no pueden tener perforaciones faciales. Las pautas de tatuajes de Hooters, que anteriormente prohibían que se mostraran todos los tatuajes, se han relajado recientemente, según Megan. Sin embargo, dijo que los tatuajes en el cuello y la cara todavía no están permitidos.

Megan también señaló que algunas ubicaciones "incluso tienen controles de uniforme en cada turno antes de ir al trabajo y si hay el más mínimo desgarro en sus mallas, tiene que comprar unas nuevas, que cuestan 5 dólares el par".

(Photo by Grant Lamos IV/Getty Images)
(Photo by Grant Lamos IV/Getty Images)

En lo que respecta a las pautas de las redes sociales, la joven de 19 años, que ha estado trabajando en Hooters desde principios de 2021, dijo que la compañía prohíbe a Hooters Girls publicar en las redes sociales con sus uniformes si se reproduce una canción con blasfemias, ni se les permite maldecirse a sí mismos.

“Incluso durante Halloween tenemos reglas para los disfraces, no podemos usar maquillaje aterrador, tiene que ser bonito”, contó.

Sin embargo, según Lexi, las consecuencias de romper cualquiera de las reglas no suelen ser graves. "Si rompes las reglas, simplemente tienes una conversación con el gerente y él considera adecuado cómo manejar la situación”, dijo.

Además de garantizar que “cautivan a todos los que visitan los restaurantes Hooters” y siguen las diversas reglas, una carrera como Hooters Girl también significa lidiar con el acoso o los clientes “extraños” con frecuencia, nos aseguraron las mujeres.

En respuesta a una pregunta sobre su experiencia trabajando en Hooters, Lexi señaló que los empleados simplemente "deben tener cuidado y estar atentos a los clientes extraños". Cuando le pedimos que explicara el protocolo establecido para tratar con los clientes que se comportan de manera inapropiada, nos mencionó que "no está muy segura de cuál es exactamente el protocolo, pero normalmente solo se lo decimos a nuestro gerente y ellos lo manejan por nosotros".

Megan también describió el acoso de los clientes y nos contó que: "Cuando se trata de acoso, sucede mucho porque ciertos hombres piensan que pueden tratarte de cierta manera solo por tu uniforme".

En cuanto a cómo se manejan estas situaciones, Megan expresó que normalmente trata de explicarle al cliente por qué su comportamiento "no está bien de una manera agradable". Según Megan, "algunos hombres se detienen" en ese punto y "todo sigue bien", mientras que ha habido otras ocasiones en las que los clientes masculinos la han puesto "muy incómoda hasta el punto de que literalmente dejo de atenderlos y hago que mis gerentes se hagan cargo de ellos”.

"No es solo acoso sexual, también hay acoso regular", expuso, y agregó que "varios hombres" le han dicho que es "demasiado delgada y que necesita comer", mientras que "algunos hombres eligen a las niñas en función de su raza o apariencia o tipo de cuerpo”.

Según Megan, el acoso suele ser peor el viernes, cuando se requiere que las Hooters Girls usen pajaritas para un "viernes informal".

“En este punto, también podrían darnos orejas de conejo y convertirnos en conejitos de Playboy porque así es como se ve y los clientes nos acosan más por las corbatas, comparándonos con Playmates”, explicó Megan. "Te acosan aún más cuando los usas".

Sin embargo, Megan también señaló que desconoce un protocolo, si lo hay, para manejar clientes inapropiados.

En cuanto a los beneficios de trabajar en Hooters, ambas mujeres reconocieron que el dinero obtenido en propinas puede hacer que el trabajo valga la pena.

Según Lexi, decidió trabajar en Hooters porque necesitaba una forma de ganar "dinero rápido" para pagar sus préstamos estudiantiles, y quería convertirse en una chica del calendario de Hooters después de ver a su prima hacer lo mismo.

“Mi prima era una chica de Hooters y vi todas las oportunidades que Hooters le brindaba”, explicó.

En una sola noche, Lexi puede ganar $ 300 en propinas trabajando en Hooters, lo que dijo que era más de lo que ganaba cuando trabajaba en Applebees.

Según Megan, el dinero que ganan las empleadas en Hooters, que recientemente se convirtió en un punto de discusión después de que una empleada de Hooters discutiera los salarios en un TikTok viral, solo es bueno debido a las propinas.

“La paga en Hooters es buena solo en propinas”, aseguró la joven de 19 años, y agregó que la compañía solo paga a los empleados en su ubicación $ 2.13 la hora, que según ella está “muy por debajo del salario mínimo”.

El salario mínimo federal es de $ 7.25 por hora, sin embargo, los empleados que reciben propinas, como meseros y camareros, que reciben al menos $ 30 por mes en propinas, pueden recibir un pago tan bajo como $ 2.13 por hora, según el Departamento de Trabajo de EE. UU.

En una noche lenta, Megan manifestó que puede ganar $ 80, mientras que algunas noches puede ganar $ 300. Sin embargo, señaló que el tema de las propinas no es específico de Hooters, ya que una parte importante de la industria de servicios depende de las propinas.

Según Megan, Hooters ofrece beneficios como reembolso de matrícula y seguro médico a los empleados que han trabajado allí durante más de un año.

En cuanto a si recomendaría un trabajo en la cadena de restaurantes, nos dijo: "Si estás de acuerdo con todas las reglas de control y el acoso sexual de los clientes, entonces sí".

Lexi, sin embargo, nos dijo que le encanta trabajar en Hooters e incluso le recomendó el trabajo a su hermana menor. Además de abrirle oportunidades, señaló que ser una Hooters Girl puede ser "un impulso de confianza".

“Los gerentes son muy tranquilos y agradables. Lo único que no me gusta es lo fácil que puede empezar a funcionar el drama con un montón de chicas, pero incluso así me quedo sola”, opinó.

The Independent se ha puesto en contacto con Hooters para hacer comentarios.

TE PUEDE INTERESAR

EN VIDEO: Tinder ha publicado los empleos que levantan pasiones

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.