Las polémicas que han rodeado a La Mostra de Venecia

·4  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 6 (EL UNIVERSAL).- Las festividades del mundo del espectáculo, sea cual sea el rubro, dan siempre qué hablar, no sólo por la enorme lista de celebridades que logran reunir o las actividades que incluyen, también por todos aquellos acontecimientos que, sin estar planeados, ocurren y terminan levantando gran polémica.

La Mostra de Venecia, uno de los festivales cinematográficos más importantes del mundo, no ha estado exenta de este tipo de sucesos, ya que a pesar del gran prestigio que posee, el escándalo también se ha hecho presente.

Prueba de ello es lo ocurrido el día de ayer durante la premier mundial de la cinta "Don't Worry Darling", la primera película de Olivia Wilde como directora, cuando sus protagonistas protagonizaron el momento que se llevó la noticia principal y opacó la presentación del filme.

Y es que el cantante y actor, Harry Styles, aparentemente escupió a su compañero Chris Pine, antes de tomar asiento junto a él para disfrutar de la película.

Además, aunque la película se llevó una gran ovación por todos los asistentes, las críticas no la han favorecido y en la plataforma "Rotten Tomatoes" no ha recibido los mejores comentarios, incluso inició con una calificación de apenas el 60%.

Pero el cantante y sus compañeros de reparto no han sido los únicos en acaparar los reflectores durante los días de La Mostra, aquí te mencionamos algunas otras polémicas dentro de este famoso festival

---La inclusión del "Joker" a la competencia

En el 2019, justo antes de su lanzamiento comercial, la cinta "The Joker", dirigida por el cineasta Todd Phillips, fue estrenada en este festival, Posteriormente se volvió tema de debate, ya que la historia del famoso villano se incluyó como otra contendiente a ganar el León de oro. De acuerdo con los argumentos que se dieron, no es porque se trate de una cinta mala, sólo que muchos consideraban no debía estar en un concurso tan prestigioso por la temática de la cual trataba, ya que la calificaron como una película de superhéroes.

"Warner quería estar en una situación más protegida (como ocurrió con "Don't Worry Darling" que se lanzó fuera de competencia). Pero entonces, Todd Phillips dijo: ‘No me importa si corro el riesgo de no ganar’. Debo decir que Warner se convenció bastante rápido, porque es una película realmente sorprendente. Aunque es áspera, oscura y violenta. Tiene una ambición y un alcance asombrosos", dijo en el festival de 2019 Alberto Barbera, director de La Mostra.

---Lucrecia Martel se niega a asistir a la gala

En la misma edición, la presidenta del jurado Lucrecia Martel se negó a asistir a la presentación de la película dirigida por Román Polanski, "El acusado y el espía", debido a las acusaciones que Samantha Geimer había realizado décadas antes contra el cineasta, por presuntamente haberla violado cuando tenía 13 años de edad.

"Yo no puedo separar al hombre de la obra. La presencia de Polanski me resultó muy incómoda. Hice una pequeña investigación por internet y consultando a escritoras que han tratado estos temas. Vi que la víctima consideró este caso cerrado, no negando los hechos sino considerando que el señor Polanski había cumplido con lo que la familia y ella habían pedido. No puedo ponerme por encima de las cuestiones judiciales. Pero sí puedo solidarizarme con la víctima", declaró públicamente Martel.

---Masturbación con un símbolo religioso

En el año 2012, el Festival de Venecia fue testigo de la presentación de la película "Paraíso: Fe", del austríaco Urlich Seidl, que muestra una escena donde una de las protagonistas toma una crucifijo y comienza a besarlo, para terminar con una de las escenas más fuertes del séptimo arte, ya que usa el símbolo religioso como un objeto sexual.

El abogado Pietro Guerini, quien encabeza un frente radical católico en Italia, no dudó en demandar al filme por "delitos a una confesión religiosa por la denigración de las personas y a través de desprecio".

"No tengo por qué pedir perdón. Al contrario, estoy contento. Si para alguien la escena mostrada en mi película es tabú, esto no significa que no tenga derecho a incluir esta escena en el filme.", respondió Urlich en su momento.