El Parlamento de El Salvador aprueba un polémico préstamo para el plan de seguridad

·2  min de lectura

San Salvador, 11 may (EFE).- El Congreso de El Salvador, de amplia mayoría oficialista, aprobó y ratificó este martes préstamos por 730 millones de dólares, entre estos 109 millones para financiar la tercera fase del plan de seguridad gubernamental que enfrentó a la pasada legislatura y al Ejecutivo.

Los préstamos fueron votados sin mayor discusión en la Comisión de Hacienda y Especial del Presupuesto y en el pleno del órgano Legislativo.

Entre estos préstamos se encuentra uno de 109 millones de dólares por el que el presidente Nayib Bukele presionó en febrero de 2020, según reconoció él, con la entrada a la Asamblea Legislativa de militares y policías armados con fusiles de asalto.

El dinero fue otorgado en octubre del 2019 por el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), pero debió ser avalado con los votos de al menos 56 diputados, la mayoría cualificada, lo que no sucedió.

El préstamo fue aprobado a menos de un mes de que la nueva Asamblea Legislativa, de amplía mayoría oficialista, tomará posesión.

Los otros préstamos aprobados corresponden a 250 millones de dólares que serán para completar el presupuesto estatal, 91 millones para el componente social de los planes de seguridad, 109 millones para la "modernización" de la Policía y Ejército, y 200 millones para desarrollo económico local.

Además, 45 millones estarán destinados para la "resiliencia climática" de los productores de café, 15 millones para la respuesta a la pandemia de la covid-19 y 20 millones de dólares para micro y pequeñas empresas.

La diputada Dina Argueta, del opositor Frente Farabundo Marti para la Liberación Nacional (FMLN), señaló en la sesión plenaria que "no han sido subsanadas" algunas observaciones sobre la distribución de los fondos hechas en la legislatura anterior.

El Ministro de Hacienda, Alejandro Zelaya, presentó cuatro nuevas solicitudes de préstamos por 800 millones de dólares para la reparación de infraestructura educativa, un proyecto de primera infancia, fondos para créditos y para una red de salud materna.

Sin embargo, dichos dictámenes no fueron incorporados para ser votados.

De acuerdo con cifras del Banco Central de Reserva, la deuda pública total hasta marzo de 2021 era de 22.978,91 millones de dólares, un 11,9 % más que los 20.533,74 millones computados en marzo de 2020.

El Gobierno de El Salvador mantiene conversaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para un acuerdo económico por hasta 1.400 millones de dólares, esto pese a la polémica internacional causada por la destitución de magistrados del Supremo y del fiscal general por parte del Parlamento.

(c) Agencia EFE