Paradores móviles: la nueva modalidad que cambiará las playas del norte de Mar del Plata el próximo verano

·5  min de lectura
El extremo norte es el tramo del frente marítimo marplatense con menor desarrollo urbanístico y al que se busca potenciar con esta nueva oferta de servicios
El extremo norte es el tramo del frente marítimo marplatense con menor desarrollo urbanístico y al que se busca potenciar con esta nueva oferta de servicios - Créditos: @Mauro V. Rizzi

MAR DEL PLATA.― Cuesta imaginar una playa —en particular céntrica— que vea la caída del sol y amanezca con arenas despejadas, sin carpas ni sombrillas. Las primeras pasan al olvido y las otras llegarán y se irán con los bañistas, incluidas las que se alquilen por día. El giro es una novedad que asoma hacia la próxima temporada de verano en esta ciudad con el formato que se presenta como “paradores móviles”.

Los sectores de Bristol y Popular, que conviven con la clásica rambla y el edificio del Casino Central y mantendrán mayoría de superficie de playa pública, están alcanzados por estas nuevas concesiones de mínima infraestructura de servicios que se repetirán y con mayor espacio en un largo tramo del cada vez más pujante y prometedor extremo norte de la costa marplatense.

Esta figura se pondrá a prueba en poco más de tres meses y convivirá con el más tradicional formato de balnearios con estructuras de carpas, un fenómeno tradicional de esta costa atlántica que tiene su importante clientela. Tanto que, el año pasado, mayoría de esas unidades trabajaron enero y al menos mitad de febrero a capacidad completa.

Los consejos de una azafata para padres que viajan con niños pequeños y un usual malentendido sobre su trabajo

Los paradores o playas móviles son una propuesta que puso en práctica el Ente Municipal de Turismo (Emtur). En el Concejo Deliberante, se acaba de aprobar la modalidad para el privilegiado espacio de arena de casi 30.000 m² que se extienden entre las intersecciones de Avenida Luro y Rivadavia y otros sectores del extremo norte.

“Ni una carpa más” se había anunciado a mediados de la última temporada como decisión tomada de no habilitar nuevos espacios fijos con oferta de sombra que avancen sobre superficies de playa pública. Esta variante, aseguran desde el municipio, marca pasos en ese rumbo.

En el sector Bristol-Popular el futuro concesionario podrá disponer solo de 200 sombrillas para alquilar y que instalará en esas arenas a medida que encuentre clientela
En el sector Bristol-Popular el futuro concesionario podrá disponer solo de 200 sombrillas para alquilar y que instalará en esas arenas a medida que encuentre clientela - Créditos: @Mauro V. Rizzi

La normativa votada esta semana de manera unánime dio forma al pliego de licitación de la unidad fiscal Bristol-Popular donde el futuro concesionario podrá disponer solo de 200 sombrillas para alquilar y que instalará en esas arenas a medida que encuentre clientela. Mientras tanto ese equipamiento no estará a la vista.

Esto no se opone, claro está, a que los veraneantes puedan seguir llegando a estas playas con sus propias sombrillas. “Serán balnearios 100% públicos porque cualquiera podrá ubicarse y disponer de esa superficie de playa”, aclaró el presidente del Emtur, Bernardo Martín, y destacó que allí habrá un servicio de alquiler de sombrillas “que será pago para el que lo requiera, pero en los paradores del norte sin lugar fijo para instalarla”.

El canon anual fijado para la explotación de ese sector es de 1.650.000 pesos para la primera de doce temporadas que contempla el contrato. Hasta el último verano allí había un operador que renovaba permisos verano tras verano, a la espera de este proceso de regularización de permisos.

Extremo norte

La misma propuesta se implementará en otros seis sectores de playa comprendidos entre la intersección de Avenida Constitución y la costa y la planta de tratamientos de efluentes cloacales. Es el tramo del frente marítimo marplatense con menor desarrollo urbanístico y al que se busca potenciar con esta nueva oferta de servicios.

En ese tramo, a diferencia del espacio Bristol-Popular, la oferta de sombrillas de alquiler tendrá un límite de 50 y con una particularidad: si bien en la citada concesión céntrica habrá un espacio delimitado para que se ubiquen los clientes, en el norte compartirán toda esa superficie de arena con el resto de quienes lleguen a la playa con su propio equipamiento.

“Dispusimos una identificación de límites porque el sector Bristol-Popular es muy masivo y así logrará un mejor ordenamiento y menos inconvenientes”, destacó Martín sobre esta especial diferencia entre estos productos y propuestas que son similares en su origen.

También quedarán alcanzados por esta transformación Playa Constitución, Beltrán Sur y Norte y Las Delicias
También quedarán alcanzados por esta transformación Playa Constitución, Beltrán Sur y Norte y Las Delicias - Créditos: @Mauro V. Rizzi

En todos los casos los concesionarios quedarán habilitados a invertir en el diseño y confección de sus unidades de servicios construidas con materiales y criterios sustentables. Vestuarios, duchas y actividades de recreación podrán ser exclusivas para quienes contraten sombra. Pero los operadores privados también están obligados a ofrecer baños públicos y hacerse cargo de la limpieza del espacio concesionado.

El primer espacio está justo frente al Museo MAR. Es el mismo donde la provincia de Buenos Aires, durante los últimos años, montó un parador con propuestas de recreación. Para esta temporada una parte continuará operada por la administración bonaerense y otra funcionará como parador móvil, concesionado por el municipio.

También quedarán alcanzados por esta transformación las que se conocían como Playa Constitución, Beltrán Sur, Beltrán Norte y Las Delicias. Esta última tiene su límite norte en el emisario submarino, infraestructura sanitaria que durante los últimos ocho años permitió que efluentes cloacales que primero pasan por una planta de tratamiento se vuelquen mar adentro, a más de 4000 metros de la costa. Los periódicos análisis bacteriológicos realizados desde Obras Sanitarias Sociedad de Estado (OSSE) sobre muestras de agua tomadas en esa playa son óptimos y confirman que no representan riesgo para los bañistas.

El único nuevo balneario tradicional que se habilitará para esta temporada se conoce como Unidad Fiscal 5 de La Perla. Su aparición en escena tiene que ver con resolución de una licitación que se había abierto en 2015 y había quedado demorada por cuestionamientos entre el único oferente en la licitación y el municipio.

Allí sí se verán nuevas carpas, un producto que tiene como principal clientela a los propios marplatenses. Se estima que apenas entre 25% y 30% de la sombra es consumida por turistas, con alquileres por día o períodos cortos. El resto es demanda local, con contratos desde un mes a temporada completa, entendida desde comienzos de diciembre hasta mediados o fines de marzo.