Victoria Salazar, la mujer que murió al ser sometida por policías de Tulum, era de origen salvadoreño y madre de dos niñas

·3  min de lectura

CANCÚN, QR., marzo 28 (EL UNIVERSAL).- La mujer que murió el sábado a manos de la policía municipal de Tulum, Quintana Roo, fue identificada como Victoria Esperanza Salazar Arrianza, originaria de Sonsonate, El Salvador, informaron esta noche fuentes del Ayuntamiento de Tulum. Se conoció que la mujer de 36 años era madre de dos niñas y tenía “visa humanitaria”.

La ministra de Relaciones Exteriores de El Salvador, Alexandra Hill Tinoco, se pronunció ante los hechos ocurridos y aseguró que ya se encuentran en contacto con los familiares de la víctima e investigando qué pasó. También informó que a través de la Embajada del país en México se estaban haciendo todas las diligencias pertinentes ante las autoridades mexicanas.

"A la familia de la víctima reiteramos el total apoyo y acompañamiento del gobierno del presidente @nayibbukele. Nuestras oraciones están con los seres queridos de nuestra compatriota", tuiteó. El gobierno de Bukele publicó un comunicado en el que exige a las autoridades mexicanas celeridad en el proceso de investigación.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Su muerte, que la Fiscalía General de Quintana Roo investiga con carácter de homicidio en el que "probablemente participaron elementos de la policía municipal", ha generado la condena de autoridades de todos los niveles, colectivos feministas y la sociedad en general que exigen justicia en este hecho.

"No murió, la mataron"

La escritora y activista, Denise Dresser, se unió al señalamiento en redes "no murió, la mataron", luego de que se difundiera un video en el que se ve a una mujer que muere mientras es sometida por cuatro policías de Tulum.

"En México, donde ser mujer es vivir en peligro permanente", agregó en su mensaje Dresser a través de Twitter.

Por su parte, la Red Feminista Quintanarroense consideró que es resultado y muestra de la "nula capacitación y garantía de los Derechos Humanos, y la inexistencia de protocolos de detención" con perspectiva de género.

En tanto, anoche un grupo de personas se manifestó frente a las oficinas de la Dirección Municipal de Seguridad Pública y Tránsito, de Tulum, donde aventaron piedras e ingresaron a las instalaciones, de donde se llevaron radios de comunicación y bicicletas.

Al respecto, el Gobierno de Tulum informó que todo ocurrió a partir de un reporte recibido sobre "alteración en la vía pública y agresión", en donde una mujer estaba "agrediendo a trabajadores y transeúntes" en una tienda Oxxo ubicada en la colonia Tumben Ka.

De acuerdo con la versión oficial, cuando los elementos de la policía municipal llegaron al lugar, la mujer no estaba alcoholizada, pero sí mostró un comportamiento "agresivo", por lo cual fue sometida por cuatro agentes. Ya en el suelo, esposada, boca abajo la mujer se quejaba, mientras una policía se colocó de rodillas sobre su espalda para inmovilizarla.

"Posteriormente se desmayó, la subieron a la Unidad y en el camino comenzó a convulsionarse; le quitaron las esposas y la trasladaron al centro de salud; demoraron en ingresarla y, cuando llegó la ambulancia, la declaró sin signos vitales", se indica en el reporte.

Separan del cargo a policías

Los agentes que sometieron a la mujer fueron separados del cargo y presentados ante la Fiscalía General de Quintana Roo, que abrió una investigación sobre el caso.

La dependencia señaló que investiga lo ocurrido con carácter de "homicidio", en agravio de una mujer de identidad reservada, en donde "probablemente participaron elementos de la policía municipal".

En videos difundidos en redes sociales se observa a los cuatro oficiales, al pie de una patrulla, rodeando a la víctima, esposada, sometida en el piso por uno de los policías quien se encuentra arrodillado sobre su espalda.

(VIDEO) Identifican a una migrante salvadoreña asfixiada con la rodilla de un policía mexicano