La muerte de Beau Biden y el crimen de los abucheos de Boebert, ¿podría ser el fin los pozos de combustión?

·17  min de lectura
Pozos de combustión utilizados por el ejército de EE.UU. en Irak  (U.S. Air Force photo/Senior Airman Julianne Showalter)
Pozos de combustión utilizados por el ejército de EE.UU. en Irak (U.S. Air Force photo/Senior Airman Julianne Showalter)

Durante un discurso con un fuerte enfoque en la invasión de Ucrania por parte de Rusia, la economía estadounidense y algunos abucheos de los críticos de derecha, los ojos de la nación se dirigieron a una mujer sentada en el balcón del Senado.

Se puso de pie y saludó mientras los legisladores estadounidenses le daban una ovación de pie. Ella sonrió tímidamente e hizo un gesto de agradecimiento. Se puso muy emocionada y parecía tratar de contener las lágrimas.

Danielle Robinson fue una de las pocas personas nombradas en el SOTU (discurso del Estado de la Unión) del presidente Joe Biden el martes por la noche.

Uno de los otros fue su esposo Heath.

Como sargento de primera clase en la Guardia Nacional de Ohio, Heath no pudo estar con su esposa durante el SOTU porque murió casi dos años antes de un cáncer raro después de haber estado expuesto a los humos tóxicos de los pozos de combustión durante su despliegue en Irak.

Su viuda fue una invitada de la Primera Dama Jill Biden en el SOTU.

“Fue un honor estar allí y ser la voz y el rostro de otras viudas afectadas por la muerte de sus seres queridos por la exposición tóxica de la guerra”, le comentó a The Independent el miércoles.

“Y mucha gente celebró la noche. Pero también fue un momento muy sombrío para mí, ya que solo estoy allí porque mi esposo falleció.

“Entonces, una parte de mí estaba feliz porque fue una experiencia única en la vida, pero la razón por la que me invitaron fue por mi experiencia de algo muy traumático”.

Los veteranos y defensores que han presionado durante años para que los legisladores tomen en serio el tema de los pozos de combustión le dijeron a The Independent a principios de este año que querían que Biden hablara sobre eso en su discurso SOTU.

Contaron cómo la administración anterior se negó incluso a reconocer que había un vínculo entre los pozos de combustión y las condiciones que han sufrido miles de veteranos, a pesar de la creciente evidencia.

El martes por la noche, alrededor de 37 millones de estadounidenses sintonizaron para ver a Biden dar su primer SOTU.

El presidente dedicó una parte significativa del discurso al tema; le dio más tiempo al aire que otros temas importantes, como el derecho al voto, la violencia armada y los derechos reproductivos de las mujeres.

Habló sobre cómo su hijo Beau Biden murió de un raro cáncer que ahora cree que pudo haber sido causado por su exposición a pozos de combustión en su despliegue en Kosovo y luego en Irak.

También hizo el anuncio de que se agregarán nueve cánceres respiratorios a la lista de enfermedades del VA (Departamento de Asuntos de Veteranos), los cuales se presume son debido a la exposición a pozos de combustión.

Luego pidió al Congreso que apruebe una legislación para garantizar que los veteranos que están enfermos y mueren por exposición a sustancias tóxicas “obtengan por fin los beneficios y la atención médica integral que merecen”.

“Nuestras tropas en Irak y Afganistán enfrentaron muchos peligros. Uno fue cuando estuvieron en bases y respiraron humo tóxico de pozos de combustión. Muchos de ustedes han estado allí. He entrado y salido de Irak y Afganistán más de 40 veces”, aseguró.

“En estos pozos de combustión se incineran los desechos: los desechos de la guerra, material médico y peligroso, combustible para aviones y mucho más”.

“Y regresan a casa, muchos de los guerreros más aptos y mejor entrenados del mundo, nunca regresan igual: dolores de cabeza, entumecimiento, mareos, un cáncer que los pondrá en un ataúd cubierto con banderas. Lo sé”.

“Uno de esos soldados era mi hijo, el mayor Beau Biden. No sé con seguridad si el pozo cerca de donde vivía, su choza estaba cerca en Irak y, antes, en Kosovo, fue la causa de su cáncer cerebral y la enfermedad de tantas otras tropas”.

“Pero estoy comprometido a averiguar todo lo que podamos”.

“La semana que todos hemos esperado”

El momento fue significativo, ya que ocurrió menos de 48 horas antes de que la Cámara votara sobre la legislación más completa presentada hasta la fecha para los veteranos que sufren condiciones relacionadas con los pozos de combustión.

La Cámara aprobó la Ley bipartidista Honoring Our PACT el jueves por la mañana.

Si se aprueba en el Senado, la ley garantizará que los veteranos con 23 tipos de cáncer, enfermedades respiratorias y otras afecciones después de haber estado expuestos a pozos de combustión en el extranjero tengan acceso automático a la atención médica del VA.

Como declaró el representante Mark Takano en un mitin el miércoles por la mañana junto con la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y otros legisladores que respaldan el proyecto de ley, miembros prominentes de la comunidad de veteranos y defensores de veteranos, incluido el comediante Jon Stewart y el socorrista del 11 de septiembre, John Feal: “Esta es la semana que todos hemos esperado”.

El representante Takano habla el miércoles fuera del Capitolio junto a veteranos, legisladores y defensores de la medida (John Feal)
El representante Takano habla el miércoles fuera del Capitolio junto a veteranos, legisladores y defensores de la medida (John Feal)

Durante las guerras de EE.UU. posteriores al 11 de septiembre, se utilizaron enormes pozos de combustión al aire libre para eliminar montañas de basura, incluidos envases de alimentos, desechos humanos, equipo militar y todo lo demás en bases en Irak y Afganistán.

Después de estar expuestos a los humos tóxicos liberados de los pozos día tras día durante el despliegue, miles de soldados regresaron a casa y desarrollaron condiciones de salud que incluyen cánceres raros, afecciones pulmonares, enfermedades respiratorias y lesiones cerebrales tóxicas.

La asombrosa cantidad de 3,5 millones de miembros del servicio y veteranos estuvieron expuestos a pozos de quemaduras y toxinas en el aire mientras servían al ejército de EE.UU. en el extranjero, según estimaciones del VA.

Pero, debido a que el veterano tiene la carga de demostrar que su enfermedad es causada directamente por esta exposición tóxica, el VA aprueba solo alrededor de uno de cada cinco solicitudes de beneficios por discapacidad donde se citan pozos de combustión, lo que deja a muchos veteranos enfermos que mueren sin acceso a la atención médica o los beneficios que merecen.

A Heath lo enviaron a Irak en 2006 y 2007 como miembro de la Guardia Nacional de Ohio.

Como soldado muy condecorado reconocido dos veces por la Guardia, Robinson dijo que era el tipo de persona que se levantaba por la mañana para ayudar a sus compañeros soldados con sus pruebas de fisioterapia o para decorar la armería y que fuera más agradable para sus camaradas.

En 2016, comenzó a tener hemorragias nasales.

Al año siguiente, le diagnosticaron una rara enfermedad autoinmune antes de recibir su diagnóstico de cáncer poco después.

“Cuando fuimos al centro de cáncer en Columbus, Ohio, las palabras del médico fueron ‘¿a qué has estado expuesto? Solo he visto esto cuando las personas han estado expuestas a sustancias tóxicas’”, recordó Robinson.

Heath Robinson murió a los 39 años a causa de un raro cáncer causado por la exposición a pozos de combustión durante su servicio (Danielle Robinson)
Heath Robinson murió a los 39 años a causa de un raro cáncer causado por la exposición a pozos de combustión durante su servicio (Danielle Robinson)

Biden compartió la historia de Heath con los legisladores y el pueblo estadounidense el martes por la noche.

“Él nació como soldado, Guardia Nacional del Ejército, médico de combate en Kosovo e Irak. Desplegado cerca de Bagdad, a pocos metros de pozos de combustión del tamaño de campos de fútbol”, contó.

Danielle está aquí con nosotros esta noche. Les encantaba ir al partido de fútbol de Ohio State. Y le encantaba construir Legos con su hija. Pero el cáncer causado por la exposición prolongada a pozos de combustión devastó los pulmones y el cuerpo de Heath.

“Danielle dice que Heath fue un luchador hasta el final. Él no sabía cómo dejar de pelear, y ella tampoco.

“A través de su dolor, encontró un propósito para exigir que lo hiciéramos mejor. Esta noche, Danielle, lo haremos mejor”.

El compromiso del presidente de hablar sobre el tema no pasó desapercibido para los legisladores y defensores que piden hacer algo.

Darle tiempo aire al tema

El representante Joaquin Castro, que copatrocina la ley Honoring Our PACT, le comentó a The Independent que la noche del martes fue significativa porque tal vez fue la primera vez que algunos estadounidenses escucharon hablar de pozos de combustión.

“Esa puede ser la primera vez que muchos estadounidenses escuchan sobre lo que los pozos de combustión han hecho a nuestros miembros del servicio, así que me alegra que se haya tomado el tiempo para explicarlo y decir por qué es importante que el Congreso haga algo al respecto”, opinó.

“Me alegra que el presidente esté tomando medidas enérgicas para hacer lo correcto por los veteranos que sufrieron exposición a pozos de combustión”.

“Han esperado mucho tiempo, muchas veces no les han creído y muchos han sufrido. Para algunos, les ha costado la vida, por lo que es algo muy atrasado”.

Castro describió las fosas de combustión como “el agente naranja de esta generación”, que era un herbicida tóxico utilizado por las tropas estadounidenses durante la guerra de Vietnam que enfermó a muchos soldados al regresar a casa.

“A los veteranos de Vietnam les tomó años creer en él y tratarlo”, informó sobre el Agente Naranja.

“Y a los veteranos que sufren a causa de los pozos de combustión les lleva años ser tomados en serio y tratados, de modo que [el discurso de Biden] fue un gran paso para que los veteranos de esta generación hicieran lo correcto”.

Danielle Robinson en el balcón del Senado mientras Joe Biden le rinde honores a su difunto esposo (The Independent)
Danielle Robinson en el balcón del Senado mientras Joe Biden le rinde honores a su difunto esposo (The Independent)

El tiempo que el presidente dedicó al tema en el SOTU fue muy “notable”, comentó el representante Raul Ruiz, quien también copatrocina la legislación.

“Creo que fue notable la cantidad de bienes inmuebles y el tiempo que dedicó a los pozos de combustión durante el discurso del Estado de la Unión”, le expresó a The Independent.

“Es el discurso que prioriza los temas para el Congreso y para la nación, y por eso solo obtener incluso un par de pulgadas del discurso SOTU de un presidente... y él dio mucho más que eso”.

“Y no solo eso, lo personalizó. El presidente es padre de un veterano que murió de cáncer cerebral después de servir en la Base de la Fuerza Aérea de Balad en Irak y estar expuesto a pozos de combustión”.

“Entonces él entiende a las familias que han perdido a sus seres queridos: las esposas, los esposos, los hijos, las hijas, los padres”.

Hacerlo personal

Robinson reveló que tanto el presidente como la primera dama estaban “muy emocionados” cuando la saludaron en DC el martes y que estaba claro que esto es algo cercano a sus corazones.

“La Primera Dama no sabía qué decirme al principio cuando me vio. Fueron muy emotivos”, añadió.

“Los golpea fuerte ya que vivieron la misma historia que mi esposo y yo”.

“Me dijeron que apoyan el tema y me dijeron que no dejara de luchar”.

Biden ha hablado en el pasado sobre cómo cree que el agresivo cáncer cerebral que mató a su hijo puede estar relacionado con su exposición a los pozos de combustión.

Joe Biden y su familia en el funeral de Beau Biden (Getty)
Joe Biden y su familia en el funeral de Beau Biden (Getty)

Pero, para los veteranos que lo escucharon el martes, su discurso marcó su afirmación más directa y segura sobre el asunto hasta la fecha.

“Creo que fue más directo que nunca”, le comentó a The Independent Le Roy Torres, un veterano de 23 años y cofundador del grupo de apoyo contra los pozos de combustión Burn Pits 360.

“Era como si la pieza faltante se uniera al gran rompecabezas”.

“Creo en mi corazón que [la enfermedad de Beau] fue causada por una exposición tóxica. Con los datos disponibles, no tengo ninguna duda de que estaba relacionado con los pozos de combustión, por lo que decir eso en el Estado de la Unión es un gran progreso”.

Una lucha de una década

A Torres lo enviaron a Irak en 2007 y comenzó a sufrir problemas respiratorios cuando regresó.

En 2010, le diagnosticaron bronquiolitis constrictiva, una forma rara de cáncer de pulmón causada por la exposición tóxica, y luego una lesión cerebral tóxica.

Ha pasado los últimos 12 años luchando para que el gobierno de EE.UU. brinde a los veteranos enfermos por pozos de combustión el mismo acceso a la atención médica que a los veteranos que sufren otras heridas de guerra.

Torres fue a SOTU como invitado del representante Castro, una invitación que, junto con el discurso de Biden, fue una prueba de cuán lejos ha llegado la comunidad de veteranos en esta lucha.

“En 2021, vimos que las ruedas comenzaban a moverse mucho más rápido. Entonces recibir este correo electrónico invitándome al Estado de la Unión definitivamente fue un momento de reflexión y agradecimiento por el avance y lo lejos que hemos llegado”, agregó.

“Han pasado 12 años. Es un cambio tremendo. Después de dejar el hospital en 2010, recuerdo estar muy decepcionado porque el VA solo trataba de ocultar el problema y esconderlo debajo de la alfombra y DC no era receptivo”.

“12 años después, por fin recibe la atención nacional por la que hemos trabajado tan duro durante más de una década. Anoche fue el momento decisivo de la esperanza”.

A Le Roy Torres le diagnosticaron bronquiolitis constrictiva y una lesión cerebral tóxica por su exposición a los pozos de combustión en el extranjero (Burn Pits 360)
A Le Roy Torres le diagnosticaron bronquiolitis constrictiva y una lesión cerebral tóxica por su exposición a los pozos de combustión en el extranjero (Burn Pits 360)

El discurso del presidente “inyectó nueva energía” a los veteranos, defensores y legisladores mientras realizaban un mitin y una conferencia de prensa en el Capitolio el miércoles para instar a la Cámara a aprobar la Ley PACT, comentó Feal.

El sobreviviente del 11 de septiembre que presionó al Congreso para garantizar que los socorristas en la Zona Cero obtengan atención médica permanente ahora es un defensor de los veteranos que sufren exposición tóxica a pozos de combustión.

“Lo que dijo el presidente anoche fue alentador, positivo e inyectó nueva adrenalina en este grupo detrás de mí”, expresó en la conferencia de prensa.

Sin embargo, agregó que “son solo palabras, solo palabras y depende de nosotros actuar en consecuencia”.

En declaraciones a The Independent, elogió al presidente por “reducir los obstáculos para nosotros", pero aclaró que “le gustaría ver más”.

“Lo que [el presidente] dijo e hizo fue escuchado por EE.UU. y los veteranos lo apoyan y lograremos que se apruebe la legislación”, detalló.

“Si tuviera que resumir su discurso, diría poderoso y directo sobre los pozos de combustión, pero también dictó que tenemos más trabajo por hacer”.

Las nueve afecciones respiratorias son: carcinoma de células escamosas de la laringe, carcinoma de células escamosas de la tráquea, adenocarcinoma de la tráquea, tumores de la tráquea del tipo de las glándulas salivales, carcinoma adenoescamoso del pulmón, carcinoma de células grandes del pulmón, tumores del tipo de glándula salival de pulmón, carcinoma sarcomatoide de pulmón y carcinoide de pulmón típico y atípico.

Notablemente ausente de la lista está la bronquiolitis constrictiva, la rara condición que tienen Le Roy y otros veteranos que hablaron antes con The Independent y que los médicos dicen que solo puede ser causada por la exposición tóxica.

También falta el glioblastoma, el cáncer cerebral que tenía Beau Biden.

Robinson declaró que, a pesar de su invitación a SOTU, el cáncer de su esposo tampoco estaba en la lista.

Esto significa que, casi dos años después de su muerte, su condición aún no está cubierta por el VA.

Danielle Robinson y el segundo caballero en el SOTU (Danielle Robinson)
Danielle Robinson y el segundo caballero en el SOTU (Danielle Robinson)

“El problema es que en este momento tenemos presunciones para enfermedades que no son terminales y lo que el presidente Biden anunció anoche con los nueve cánceres: esos solo cubrirán a unos pocos cientos de soldados, ya que no son los cánceres más comunes los que se han relacionado con exposición tóxica”, afirmó.

“Entonces, el anuncio de esos nueve cánceres fue excelente para los veteranos que calificarán para eso, pero aún deja fuera a una gran parte de la población de veteranos, por lo que no es lo bastante bueno”.

El año pasado, el VA también agregó tres afecciones respiratorias a la lista, algo que la comunidad de veteranos describió como “migajas de pan políticas”, pero una señal de buena fe de que la administración de Biden se tomaba el tema en serio.

Si bien los veteranos y los defensores están decepcionados por igual con estas nuevas incorporaciones, acordaron que es un “paso adelante” y un movimiento oportuno del presidente para aprobar la Ley PACT mucho más integral, que creen que traerá un cambio real.

“Es casi como una intervención divina. El momento era casi perfecto para avanzar con la votación del proyecto de ley”, consideró Torres.

“Especialmente que el presidente Biden haya hablado sobre la pérdida de un ser querido, eso debería llegar al corazón del Congreso”.

Aprobación de la Ley PACT

Ahora, es importante aprovechar el impulso y el enfoque que el presidente ha puesto en el tema esta semana para que el proyecto de ley se convierta en ley, comentó el representante Ruiz.

“Es crucial que aprobemos esto ahora en el Congreso y sigamos generando impulso para lograr que se apruebe en el Senado y luego se pueda enviar un proyecto de ley al escritorio del presidente para que lo firme el cual incluya enfermedades presuntas por exposición tóxica a pozos de combustión y también asegure la carga de la prueba ya no recaiga sobre los hombros de los veteranos”, aseguró.

“No podemos desperdiciar el impulso o la energía ya que las viudas y los hijos e hijas de los veteranos fallecidos han esperado este momento durante tanto tiempo”.

“Puede que sea demasiado tarde para algunos, pero no lo es para los veteranos que se están muriendo”.

Durante la votación del jueves, varios ojos se posaron en la representante Lauren Boebert después de que ella interrumpiera a Biden durante sus comentarios sobre SOTU.

“Tú los pusiste ahí, 13 de ellos”, gritó la congresista republicana ante su mención de los veteranos que regresaban a casa en ataúdes, una aparente referencia a los 13 soldados que murieron durante la retirada de EE.UU. de Afganistán el año pasado.

Lauren Boebert y Marjorie Taylor Greene gritando durante el SOTU (AP)
Lauren Boebert y Marjorie Taylor Greene gritando durante el SOTU (AP)

Recibió abucheos de sus compañeros legisladores y también la han condenado mucho por su interrupción.

Robinson calificó a la congresista de “irrespetuosa” con los soldados que murieron sirviendo a su país y dijo que ya no se le debería permitir estar en el Congreso.

“Eso fue muy irrespetuoso con todos aquellos que dieron su vida por este país”, expresó.

“Fue muy irrespetuoso. Fue una bofetada en la cara. No deberíamos tenerla sentada en el piso de la Cámara”.

El representante Ruiz comentó que, en ese momento, la representante Boebert estaba molestando a los veteranos enfermos y moribundos y también a sus familias.

“Estamos hablando de un tema tan solemne: veteranos que mueren por exposición a pozos de quema mientras servían en guerras y tienes miles de familias que han pasado por una experiencia similar a la del presidente de EE.UU. y luego hay alguien que interrumpe al presidente”, opinó.

“Es muy irrespetuoso y estoy seguro de que las familias también sintieron como si las molestaran en ese momento”.

Torres comentó el miércoles por la noche que estaría “sorprendido” de ver a la representante Boebert de acuerdo con el proyecto de ley luego de este comportamiento “doloroso”.

Él estaba en lo correcto. La congresista republicana votó en contra de la aprobación del proyecto de ley que brindará acceso a atención médica y beneficios por discapacidad para los veteranos que mueren a causa de su servicio a su país.

Incluso sin su apoyo, el proyecto de ley, como se esperaba, fue aprobado por la Cámara con cierto apoyo bipartidista, ya que 34 republicanos se unieron a todos los demócratas de la Cámara para aprobarlo.

Es cuando llega al Senado que los partidarios tienen menos confianza. El Senado tiene su propia versión del proyecto de ley, pero la comunidad de veteranos siente que no es lo bastante sustancial.

Feal dijo que aprobar la legislación y apoyar a los veteranos no debería ser un tema partidista.

“El ejército es algo sagrado y tanto los republicanos como los demócratas pueden aceptar el tema de que los miembros del ejército están enfermos y muriendo”, consideró.

A Heath Robinson lo desplegaron en el extranjero como parte de la Guardia Nacional de Ohio (Danielle Robinson)
A Heath Robinson lo desplegaron en el extranjero como parte de la Guardia Nacional de Ohio (Danielle Robinson)

“Y aquellos que van en contra en la Cámara o el Senado son tontos y no les prestaremos atención”.

Torres hizo un llamado a todos los legisladores a “honrar su juramento cuando asumieron el cargo” y votar a favor del proyecto de ley.

“Los veteranos respondieron al llamado y honraron su juramento de servir al país”, expuso.

“¿Qué tal si honran su juramento cuando asumieron el cargo y apoyan este problema?”.

Para Robinson, si bien puede ser demasiado tarde para que su esposo obtenga el apoyo del gobierno que se merece, opinó que no es necesario que lo sea para otros veteranos y sus familias.

“La gente dice que nunca se deja atrás a un soldado en la guerra. Pero EE.UU. está dejando soldados atrás todo el tiempo”, dijo.

“Esto ya pasó demasiadas veces”.