MSF denuncia que Título 42 no tiene que ver con la salud ni con la pandemia

·3  min de lectura

Ciudad de México, 23 may (EFE).- Médicos Sin Fronteras (MSF) México denunció este lunes que el Título 42, normativa utilizada por Estados Unidos para expulsar de forma exprés a indocumentados durante la pandemia de covid-19, no tiene nada que ver con la salud ni con la pandemia y solo es una medida para la expulsión masiva de migrantes.

"Como organización médica y humanitaria, condenamos la manipulación de los problemas de salud pública para bloquear el derecho fundamental de las personas a solicitar asilo", dijo Gemma Domínguez, coordinadora general de proyectos de MSF en México.

Agregó que "el único objetivo de mantener el Título 42 es permitir la expulsión masiva de solicitantes de asilo, sin el debido proceso legal, de Estado Unidos a México".

Además, dijo que la medida "deja a las personas solicitantes de asilo y migrantes varados en condiciones de alta inseguridad y muchas veces les coloca en situaciones de peligro inmediato".

El pasado viernes, un juez federal de Luisiana frenó la decisión del Gobierno de Joe Biden de rescindir el Título 42.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés) anunciaron semanas atrás el fin del Título 42 para este 23 de mayo, pero el juez de Luisiana Robert Summerhays suspendió los preparativos para rescindirlo y el pasado viernes anuló definitivamente su levantamiento.

El Título 42 es una medida de deportación rápida de indocumentados amparada en la pandemia que impusieron los CDC en 2020, durante el mandato de Donald Trump (2017-2021), y que permaneció en vigor bajo la Administración de Biden.

"Nuestros equipos médicos son testigos del impacto de esta cruel política, que tiene graves y dañinas consecuencias en la salud física y mental de las personas obligadas a huir", apuntó Domínguez.

La representante de la ONG señaló que el Título 42 "debería haber sido rescindido hace mucho tiempo. Ahora vemos a autoridades judiciales y políticas armando una orden de salud pública para expulsar a personas que buscan protección en Estados Unidos".

"Lo hemos dicho antes y lo volvemos a decir: el Título 42 no tiene nada que ver con la salud ni con la pandemia. Esta y todas las demás políticas migratorias inhumanas deben terminar. Estados Unidos y México deben trabajar juntos para construir una política migratoria segura y humana que proteja a las personas vulnerables".

La región vive un flujo récord hacia Estados Unidos, cuya Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) detectó a más de 1,7 millones de indocumentados en la frontera con México en el año fiscal 2021, que terminó el 30 de septiembre.

México deportó a más de 114.000 extranjeros en 2021, de acuerdo con datos de la Secretaría de Gobernación del país.

A finales de 2021, la situación se agravó de nuevo en la frontera norte por el restablecimiento del programa estadounidense "Quédate en México", que obliga a los extranjeros a esperar en ese país mientras una corte de Estados Unidos evalúa su solicitud de asilo, lo que ha añadido todavía más presión a la situación migratoria en la región.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.