Miami designa parte de Coconut Grove la ‘Pequeña Bahamas’, para honrar la historia de la zona

·4  min de lectura
Joey Flechas/jflechas@miamiherald.com

Una franja del barrio más antiguo de Miami fue designada formalmente la “Pequeña Bahamas de Coconut Grove”, un reconocimiento al enclave históricamente negro establecido por los bahameños en el siglo XIX, incluso antes de que Miami se incorporara como ciudad.

Los comisionados de Miami votaron el martes para marcar la importancia cultural e histórica de la zona con la designación, la segunda vez que la comisión designa formalmente un barrio con límites por resolución. En 2016, la ciudad designó formalmente los límites del Pequeño Haití.

El nombramiento del barrio ocurre en un momento en que el West Grove está bajo la presión de la gentrificación que amenaza con desplazar a los residentes antiguos, incluidos los descendientes de los colonos de Bahamas y los pioneros que vinieron de otros estados del sur de Estados Unidos.

La representante federal Frederica Wilson, demócrata de Miami, dijo a la Comisión que estaba orgullosa de apoyar la resolución, presentada por el comisionado Ken Russell. Como estadounidense de origen bahameño, dijo que consideraba importante dar a la herencia de la zona y a los descendientes de los pioneros de Miami la distinción que merecen.

“Hoy estamos dando un gran paso para garantizar que las contribuciones y los logros del pueblo bahameño sean conmemorados correctamente”, dijo Wilson.

Wilson también se refirió a los $2.2 millones de fondos federales que ayudó a conseguir para la construcción de un museo de arte y cultura en West Grove. Russell dijo al Miami Herald que la ciudad está trabajando con activistas comunitarios locales en la planificación inicial del museo.

Según la resolución, los límites de Pequeña Bahamas de Coconut Grove son en general McDonald Street al este, Bird Avenue y la U.S. 1 al norte, Brooker Street y Armbrister Park al oeste y Franklin Avenue al sur.

Activistas comunitarios sugirieron que la designación estimulará el turismo en la zona al destacar la historia de Coconut Grove.

“Mis abuelos ... maternos y paternos, vinieron de las Bahamas”, dijo Thelma Gibson, quien habló de la historia de los bahameños que construyeron casas y usaron dinamita para despejar el espacio necesario para construir calles. “Así que soy bahameña de nacimiento aunque haya nacido en Coconut Grove hace 94 años y siete meses”. La enfermera jubilada y ex comisionada municipal alabó la resolución.

Dorothy Jenkins Fields, historiadora que ha trabajado durante décadas para preservar la historia negra de Miami, dijo que el nombre honra la herencia de muchas familias que todavía viven en el barrio y son descendientes de los pioneros de la ciudad.

“Muestra la herencia cultural de los inmigrantes bahameños que ayudaron a construir Miami, y después de llegar a principios de la década de 1880, los bahameños vivieron y trabajaron en esta zona, y fueron la principal fuerza de trabajo en todo Miami y la región durante más de 50 años”, dijo Fields.

La activista de Grove Linda Williams dijo a los comisionados que los inmigrantes bahameños fueron un grupo importante entre los muchos migrantes negros que se asentaron en la zona, incluyendo a personas de Georgia, Carolina del Sur y otros estados del sur. También animó a la ciudad a pensar en los problemas más importantes que enfrenta el Grove, especialmente con la creciente presión urbanística, y a planificar la promoción del museo para asegurar que los habitantes puedan participar en el éxito que pueda suponer el aumento del turismo.

“Nos gustaría saber cuál es el plan de mercadotecnia, nos encantaría saber cuál es la estrategia y quiénes seguirán allí para beneficiarse de esta designación”, dijo.

Russell mencionó la futura legislación que espera presentar en sus últimos seis meses en el cargo para abordar los problemas de vivienda asequible en el Grove. Se postula como demócrata en las primarias por el Distrito Congresual 27 de la Florida y renunciará a su puesto en la Comisión a principios de 2023 debido a la ley.

“Creemos que esta bandera debe ser plantada como una señal de lo que vendrá en el futuro”, dijo. “Un orgullo por una comunidad que será reconstruida para los que la hicieron, para los que viven aquí ahora y para los que quisieran volver. Así que nuestro trabajo no se hace simplemente designando una comunidad y creando un museo. Debemos crear la vivienda”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.