ASEAN pide a golpistas de Myanmar poner fin a muertes

NINIEK KARMINI
·2  min de lectura

YAKARTA, Indonesia (AP) — Los líderes del sudeste asiático pidieron el sábado a los líderes golpistas en Myanmar el fin inmediato de las matanzas y la liberación de los presos políticos durante una cumbre de emergencia celebrada en la capital indonesia, dijo el presidente indonesio Joko Widodo.

Durante las conversaciones en Yakarta, los líderes de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) también comunicaron al general supremo Min Aung Hlaing que debe iniciarse inmediatamente un diálogo entre las partes contendientes en Myanmar, agregó Widodo.

Los disparos diarios realizados por la policía y los soldados desde el golpe del 1 de febrero han matado a más de 700 manifestantes y transeúntes, en su mayoría pacíficos, según varios recuentos independientes.

No quedó claro de inmediato si Min Aung Hlaing respondió a los mensajes contundentes y cómo. Fue la primera vez que viajó fuera de Myanmar desde el golpe, al que siguieron los arrestos de Aung San Suu Kyi y muchos otros líderes políticos.

“La situación en Myanmar es inaceptable y no debe continuar. Hay que poner fin a la violencia, devolver la democracia, la estabilidad y la paz a Myanmar de inmediato”, dijo Widodo durante la reunión. “Los intereses del pueblo de Myanmar deben ser siempre la prioridad”.

La ministra de Relaciones Exteriores de Indonesia, Retno Marsudi, manifestó antes de la cumbre su esperanza de que “podamos alcanzar un acuerdo sobre los próximos pasos que puedan ayudar a la gente de Myanmar a salir de esta delicada situación”.

Después del golpe, la ASEAN —a través de su actual presidente Brunéi— emitió una declaración que no condenó como era de esperar la toma de poder, pero instó a “la búsqueda del diálogo, la reconciliación y el retorno a la normalidad de acuerdo con la voluntad y los intereses del pueblo de Myanmar”. ” Sin embargo, en medio de la presión occidental, el grupo regional ha luchado por adoptar una posición más contundente sobre los problemas de su integrante, pero se ha mantenido en su enfoque de no confrontación.

Además de Myanmar, el bloque regional incluye a Brunéi, Camboya, Indonesia, Laos, Malasia, Filipinas, Singapur, Tailandia y Vietnam.

Todos los estados de la ASEAN acordaron reunirse con Min Aung Hlaing, pero no se dirigieron a él como jefe de Estado de Myanmar en la cumbre. Los críticos han dicho que la decisión de la ASEAN de reunirse con él fue inaceptable y equivalió a legitimar el derrocamiento y la represión mortal que siguió.