Irán restringe el acceso a Instagram en medio de una represión a las protestas que ya dejó ocho muertos

·6  min de lectura
Protestas en Irán
Protestas en Irán

TEHERÁN.– Por lo menos ocho manifestantes murieron por la represión a las protestas en Irán, que ya llevan cinco días, a raíz de la muerte de la joven Mahsa Amini tras haber sido arrestada por la policía de la moral, que vigila el cumplimiento de las normas islámicas, según un recuento oficial de las autoridades y otro balance de un grupo de defensa de derechos humanos, mientras el gobierno advirtió que el acceso a Internet podría verse restringido “por motivos de seguridad”.

El enojo público estalló cuando las autoridades anunciaron el viernes el deceso de la joven kurda de 22 años que estaba bajo la custodia de la policía de la moral, encargada de hacer cumplir un estricto código de vestimenta para las mujeres, en particular el porte del velo en público. Según las autoridades, la joven murió por causas naturales, pero activistas y la Oficina del Alto Comisionado de Derechos Humanos de la ONU afirman que fue golpeada violentamente en la cabeza y contra un vehículo de la policía.

“Con este nuevo incidente, la gente ya no llama a esta unidad ‘Gasht-e Ershad’ (patrullas de orientación) sino ‘Ghatl-e Ershad’ (orientación del asesinato)”, dijo este miércoles Reyhaneh, una estudiante de 25 años, en una manifestación en el norte de Teherán.

Tras este caso, la gente también pone en duda “la eficacia del uso de la fuerza” contra las mujeres. “El uso del hijab no tendría que estar regido por una ley”, afirmó a la AFP esta joven con un velo beige, de donde sobresalía su cabello.

Según informes del grupo de derechos kurdos Hengaw, siete manifestantes murieron, tres de ellos el martes, como consecuencia del “fuego directo” de las fuerzas gubernamentales, en zonas kurdas del noroeste del país o cerca de ellas, donde los disturbios han sido especialmente intensos y letales. Al mismo tiempo la organización destacó que al menos 450 personas habían resultado heridas. Reuters no pudo confirmar de forma independiente los informes sobre víctimas. Las autoridades, por su lado, han negado que las fuerzas de seguridad hayan matado civiles.

Hengaw también indicó que se había cortado el acceso a Internet en la provincia del Kurdistán, una medida que impediría compartir videos desde una región donde las autoridades han reprimido anteriormente los disturbios de la minoría kurda.

En esta foto del miércoles 21 de septiembre de 2022, obtenida por AP, muestra una protesta por la muerte de una mujer que fue detenida por la policía de la moral, en el centro de Teherán, Irán.
En esta foto del miércoles 21 de septiembre de 2022, obtenida por AP, muestra una protesta por la muerte de una mujer que fue detenida por la policía de la moral, en el centro de Teherán, Irán.

Por su lado, el observatorio de cortes de Internet NetBlocks informó que Irán ha restringido el acceso a Instagram, la única plataforma importante de redes sociales que el gobierno no suele bloquear. Un funcionario de alto rango dijo recientemente que tenía unos 48 millones de usuarios en el país.

El ministro de Comunicaciones, no obstante, justificó que había sido citado erróneamente después de que medios reportaran que las autoridades podrían interrumpir los servicios de Internet por razones de seguridad.

Quema de velos

La muerte de Amini ha desatado la ira por cuestiones como las libertades en la República Islámica y una economía que se tambalea por las sanciones. Las mujeres han agitado y quemado sus velos durante las protestas, y algunas se han cortado el cabello en público.

“¡No al velo, no al turbante, sí a la libertad y a la igualdad!”, gritaron los manifestantes en Teherán. Las protestas generaron una ola de solidaridad internacional y en otras ciudades como Nueva York o Estambul se organizaron manifestaciones de apoyo.

Los manifestantes también lanzaron piedras contra las fuerzas de seguridad y prendieron fuego a vehículos de la policía y contenedores, informó la agencia de noticias oficial IRNA, que reportó concentraciones en ciudades como Mashhad, Tabriz, Isfahán y Shiraz.

“Se tiene que acabar con las maniobras brutales de la policía de la moral que impide que las mujeres elijan su ropa”, criticó en una calle de Teherán Mahtab, una iraní con un pañuelo naranja que dejaba entrever su pelo.

”Me gusta llevar este velo como otras prefieren ponerse un chador (que cubre todo el cuerpo)”, afirmó esta joven de 22 años, maquilladora de profesión, en un barrio acomodado del norte de la capital iraní. “Pero el velo tiene que ser una opción, no tienen que obligarnos” a llevarlo, añadió.

Una imagen obtenida por AFP muestra una papelera ardiendo durante una protesta por Mahsa Amini, una mujer que murió tras ser detenida por la "policía de la moral" de la república islámica, en Teherán el 20 de septiembre de 2022.
Una imagen obtenida por AFP muestra una papelera ardiendo durante una protesta por Mahsa Amini, una mujer que murió tras ser detenida por la "policía de la moral" de la república islámica, en Teherán el 20 de septiembre de 2022. - Créditos: @-

Mahtab admitió que tiene miedo de esta unidad de la policía pero que, sin embargo, no ha cambiado su forma de vestirse ni de colocarse el velo. “Esta policía es inútil”, zanjó.

En cambio, Nazanin, una enfermera de 23 años, prefiere no arriesgarse. “Ahora vigilaré más cómo llevo el velo, para no tener problemas”, explicó a la AFP.

Pero, como Mahtab, también considera que esta unidad debería retirarse de las calles ya que “no se comporta correctamente”. ”No entiendo por qué estos policías se enfrentan a la gente cuando (...) todas las mujeres llevan velo y vestidos decentes. Si la policía quiere ir más allá, entonces es injerencia”, estimó la joven.

Negación

El líder supremo, el ayatolá Alí Jamenei, no mencionó las protestas –entre los peores disturbios en Irán desde los enfrentamientos callejeros del año pasado por la escasez de agua– durante un discurso pronunciado el miércoles para conmemorar la guerra entre Irán e Irak de 1980 a 1988.

Entretanto, el presidente de Irán, Ebrahim Raisi, acusó hoy ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a los gobiernos occidentales de tener un “doble rasero” a la hora de valorar los derechos de las mujeres en sus respectivos países y en la república islámica.

Sin aludir expresamente a la polémica actual, el mandatario dijo que en Irán se respetan los derechos humanos y advirtió que en otros países mueren “decenas” de mujeres y “se los pisotean”.

Un grupo de personas participa en una protesta contra el presidente iraní Ebrahim Raisi frente a las Naciones Unidas el 21 de septiembre de 2022 en la ciudad de Nueva York.
Un grupo de personas participa en una protesta contra el presidente iraní Ebrahim Raisi frente a las Naciones Unidas el 21 de septiembre de 2022 en la ciudad de Nueva York. - Créditos: @STEPHANIE KEITH

En su discurso de la Asamblea General de las Naciones Unidas, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo el miércoles en relación a las protestas que los estadounidenses “apoyan a las valientes mujeres de Irán”.

”Hoy apoyamos a los valientes ciudadanos y a las valientes mujeres de Irán que en este momento se están manifestando para asegurar sus derechos básicos”, afirmó Biden desde el estrado.

Agencias AFP y Reuters