Irán “estudiará” la nueva propuesta de la UE para salvar el acuerdo nuclear

·2  min de lectura

Teherán, 9 ago (EFE).- El Gobierno de Irán “estudiará” la nueva propuesta de la Unión Europea para salvar el acuerdo nuclear de 2015, tras cuatro días de negociaciones en Viena en las que se logró “un relativo progreso”.

“Estas cuestiones deben ser estudiadas profundamente y daremos nuestra respuesta final al coordinador de Viena”, indicó este martes el Ministerio de Exteriores iraní en un comunicado.

La cartera de Exteriores subrayó que se ha conseguido “un relativo progresos en algunas cuestiones” en esta ronda de negociaciones, pero no dio el acuerdo por cerrado.

“Las preocupaciones del equipo negociador iraní son defender los derechos del pueblo iraní, proteger sus intereses, garantizar la implementación de los compromisos de la otra parte y prevenir que EEUU repita actos ilegales”, según el comunicado.

La última ronda para reactivar el acuerdo internacional que en 2015 limitó el programa nuclear iraní a cambio del levantamiento de sanciones terminó ayer lunes con un nuevo texto propuesto por la Unión Europea, coordinador de las negociaciones.

La propuesta debe ser aprobada ahora por los gobiernos de los países que forman parte del acuerdo como son Irán, Alemania, Francia, Reino Unidos, Rusia, China y Estados Unidos.

El alto representante de la Unión Europea (UE) para Asuntos Exteriores, Josep Borrell, confió ayer en que se pueda firmar la reactivación del acuerdo si las capitales de los países que lo negocian están de acuerdo con la última versión propuesta del pacto.

"Sin embargo, detrás de cada cuestión técnica y de cada párrafo hay una decisión política que debe tomarse en las capitales", advirtió Borrell , y agregó que, "si estas respuestas son positivas, entonces podremos firmar este acuerdo”.

Irán negocia desde abril de 2021 con Alemania, Francia, el Reino Unido, Rusia, China -y Estados Unidos, de forma indirecta- la restauración del pacto de 2015, que limitaba el programa nuclear iraní a cambio del levantamiento de las sanciones internacionales.

Pero esas conversaciones en Viena se paralizaron en marzo, tras más de un año de diálogo y muy cerca de que el acuerdo estuviera cerrado debido al desacuerdo entre Washington y Teherán respecto a cuestiones bilaterales.

Entre las cuestiones pendientes destacan las sanciones contra la Guardia Revolucionaria iraní o garantías de que EEUU no abandonará de nuevo el acuerdo.

El pacto nuclear de 2015 limitaba el programa nuclear iraní a cambio del levantamiento de las sanciones, pero en 2018 Donald Trump lo abandonó unilateralmente y volvió a imponer sanciones económicas contra Irán.

Teherán respondió un año después con la aceleración de sus esfuerzos nucleares y el enriquecimiento de uranio.

(c) Agencia EFE