Huracán Fiona golpea República Dominicana y Puerto Rico, gana fuerza en camino al norte

·3  min de lectura

Por Ivelisse Riveria y Ezequiel Abiu Lopez

SAN JUAN/SANTO DOMINGO, Costa Rica, 19 sep (Reuters) -El huracán Fiona se movía el lunes por la noche en dirección norte tras descargar lluvias torrenciales y vientos de ciclón sobre la República Dominicana, después de provocar un corte de energía generalizado en Puerto Rico, donde al menos dos personas murieron.

El huracán de categoría 1 probablemente se fortalecerá hasta llegar a intensidad 3 cuando llegue a aguas más cálidas en el Caribe, en una trayectoria que lo llevará hasta Turcos y Caicos, dijo el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (CNH), con sede en Miami.

El martes, se espera que el centro de Fiona pase cerca del este del archipiélago, que está bajo una advertencia de huracán, indicó el CNH, en tanto que se prevén condiciones de tormenta tropical para las islas Bahamas.

Luego de azotar Puerto Rico, Fiona tocó tierra cerca de Boca Yuma en la madrugada del lunes y su centro llegó hasta la costa norte de la Isla La Española -que comparten República Dominicana y Haití- antes del mediodía.

Se trata del primer huracán en golpear directamente al país desde que Jeanne dejó graves daños en el este dominicano en septiembre de 2018.

Fiona provocó graves inundaciones, dejó varias aldeas aisladas, unos 800 evacuados y más de 11.000 personas sin electricidad en la región oriental de la nación del Caribe.

"Los daños son considerables", dijo el presidente dominicano, Luis Abinader. El mandatario planea declarar estado de desastre en la provincia de La Altagracia, donde se encuentra el famoso balnearios de Punta Cana.

En La Altagracia, en el extremo oriente del país y donde el huracán tocó tierra la mañana del lunes, el desbordamiento del río Yuma dañó zonas agrícolas y dejó aisladas varias localidades.

Las compañías de electricidad y agua están trabajando para restaurar los servicios en áreas que han perdido el suministro.

PUERTO RICO SIN ELECTRICIDAD

En Puerto Rico, un territorio de Estados Unidos, los residentes aún enfrentaban fuertes vientos, relámpagos frecuentes y lluvias intensas.

Fiona tocó tierra en el territorio el domingo por la tarde, arrojando hasta 760 milímetros de aguas lluvia en algunas áreas.

La tormenta se produjo cinco años después desde que el territorio caribeño fuera asolado por el huracán María, que desencadenó el peor corte de energía en la historia estadounidense.

El presidente Biden habló el lunes con el gobernador de Puerto Rico, Pedro Pierluisi, y prometió aumentar el personal de apoyo destinado a la isla en los próximos días.

"El presidente dijo que se asegurará de que el equipo federal siga trabajando para salir adelante", indicó la Casa Blanca.

La jefa del Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA), Deanne Criswell, viajará a Puerto Rico el martes.

Casi el 90% de Puerto Rico seguía sin electricidad el lunes, según Poweroutage.us. Las autoridades dijeron que se necesitarían días para reconectar toda la isla de 3,3 millones de habitantes.

(Reportes de Ivelisse Riveria en San Juan y Ezequiel Abiu López en Santo Domingo; reportes adicionales de Tyler Clifford, Rich McKay, Trevor Hunnicutt, Mica Rosenberg y Christian Plumb; escrito por Tyler Clifford y Costas Pitas. Editado en español por Marion Giraldo y Ricardo Figueroa)