El hospital de los Dolphins da de alta a todos y están listos para domar a los Lions

Wilfredo Lee/AP

Los Dolphins (4-3) visitan este domingo a los Lions (1-5) en busca de otro triunfo que le ayude a continuar su ascenso en la tabla de posiciones.

El equipo de Miami es tercero en su división y después de Detroit jugará la siguiente semana contra los Bears en Chicago y de salir airoso terminaría con 6-3. Mientras los Jets que van en segundo con 5-2 enfrentan a los otros rivales divisionales, los Patriots y los Bills, de perder ambos choques quedaría con 5-4, por debajo de los delfines.

Los Chargers y los Bengals, ambos con 4-3, también tienen duros compromisos. De ahí la importancia de ganar estos encuentros para los Dolphins en su camino a clasificar a los playoffs.

Esta temporada el equipo de Miami ha sido atacado por las lesiones, incluyendo las de sus tres quarterback, y ha tenido que resurgir de las cenizas para mantenerse en la pelea, luego de un gran inicio de temporada 3-0 en el que incluso le ganaron a Buffalo, favoritos para ganar el título de la NFL.

Cierto es que su ofensiva, aunque tiene destellos de grandeza, no está resultando ser la que se esperaba y ha tenido que ser la defensa, sobre todo la terrestre, la que saque la cara y gane los juegos, algo de lo que está orgulloso el entrenador en jefe Mike NcDaniels.

“Colectivamente estamos comprometidos a mejorar. Son muy buenos defensores terrestres. Juegan con gran técnica y realmente obligan a que las líneas ofensivas sean sólidas”, dijo McDaniels. “Creo que hemos mejorado cada vez más en esa fase en esta mezcla de jugadores y entrenadores que contagian al resto de la línea y comprometen a los 11”.

Los Dolphins perdieron esta semana al safety titular Brandon Jones (ligamento cruzado) y McDaniels estará buscando una solución.

“Cuando pierdes jugadores realmente buenos, no los reemplazas por otro jugador, sino que utilizas a otros jugadores en su lista y luego adaptas tu esquema a lo que hacen bien”, indicó el entrenador este viernes. “No es una persona, sino la colección de los defensores de Miami Dolphins con diferentes conjuntos de habilidades en posición de éxito”.

Hasta 16 jugadores practicaron de forma limitada este jueves, el viernes el equipo mejoró y se espera que casi todos puedan jugar el domingo. El único que no estuvo en la práctica del viernes fue el tackle izquierdo Terron Armstead, quien ha practicado con moderación desde que se lesionó el dedo del pie la primera semana.

“Esas son las cosas que son muy comunes durante la temporada con una tonelada de muchachos que tienen abolladuras”, esgrimió McDaniels. “Por lo tanto, es importante que tenga un equipo que sea capaz de ajustarse a las necesidades de los jugadores, pero que pueda manejarlo adecuadamente”.

Este viernes solo seis jugadores fueron catalogados como cuestionables para el juego: el tight end Tanner Conner (rodilla), el cornerback Howard (ingle), el safety Clayton Fejedelem (ingle), el pateador Thomas Morstead (enfermedad), el tight end Durham Smythe (isquio) y el defensive end Emmanuel. Ogba (espalda), quien practicó completo por primera vez.

Armstead (dedo del pie) no participó y el running back Raheem Mostert (rodilla) y defensive lineman Christian Wilkins (mano) estuvieron limitados, pero todos estarán listos para jugar.

El quarterback Tua Tagovailoa, por fin alejado del ruido de la conmoción cerebral, practicó con normalidad y se espera para este domingo una mejor actuación de la línea ofensiva que él lidera, con el wide receiver Jaylen Waddle (hombro) ya recuperado.

De modo que todo está listo para que los Dolphins consigan una buena victoria este domingo en Detroit que los meta de nuevo en la pelea por los playoffs de la NFL.