El Heat contrata a una de sus viejas glorias para responder a plaga de lesiones y contagios

·4  min de lectura

El Heat se encuentra tan necesitado de jugadores que contrató a una de sus viejas glorias, Mario Chalmers, de 35 años, bajo el beneficio de la regla de la NBA que permite incorporar nuevos jugadores por hasta 10 días para reemplazar a los contagiados por Covid-19.

El armador jugó con el equipo de Miami del 2008 al 2015 y conquistó dos anillos de la NBA en la era de los Tres Grandes: LeBron James, Dwyane Wade y Chris Bosh.

Chalmers permaneció en la NBA hasta el 2018 con los Grizzlies de Memphis y luego se convirtió en un trotamundo que jugó en Italia, Grecia y Puerto Rico.

En la actualidad, Chalmers jugaba con los Grand Rapids Gold, equipo afiliado de los Nuggets de Denver.

Las respuestas del Heat demuestran que el club se acostumbra a vivir en el azar. De esta forma, el equipo de Miami siempre estará listo para saltar al tabloncillo, como debe suceder la noche de fin de año, en la que si todo sale bien podrá disponer de 12 jugadores.

“Oficialmente” la gira de “siete” partidos que tiene programada el Heat (22-13) comenzará contra los Rockets (10-25), el viernes (7 p.m. TV: Bally Sports Sun. Radio: 790 AM y 710 AM, en español) en el Toyota Center en Houston.

Debió haber empezado contra los Spurs, el miércoles pasado en San Antonio, pero el encuentro fue cancelado por las lesiones de Jimmy Butler y KZ OKpala tras el triunfo sobre los Wizards de Washington, el martes en Miami, y el hecho que Zylan Cheatham, PJ Tucker y Gabe Vincent entraran en la lista de contagiados con el Covid-19, el miércoles en la mañana.

Por estas súbitas cinco bajas y más las que ya arrastraba, el Heat no pudo completar los ocho jugadores en cancha requeridos por la NBA para afrontar un partido.

“Hay mucha ansiedad con todo lo que está ocurriendo”, había dicho el entrenador del Heat Erik Spoelstra, el martes cuando su escuadra saltó a la cancha con el mínimo de jugadores requeridos. “La sensación es que todo queda al azar. Nuestro equipo ha mostrado gran determinación, un enfoque positivo cada día. Desde hace un mes vivimos en esta incertidumbre, ya sea por lesiones o por el Covid-19”.

Con las medidas de urgencia adoptadas por el Heat, todo indica que la noche de fin de año podrá tener el minimo de ocho jugadores requeridos. Y con un poco de suerte algunos más.

El miércoles con seis de sus jugadores en la lista de lesionados y otro tanto en la lista de inhabilitados por coronavirus, el Heat apeló al beneficio de la liga que permite extender contratos por 10 días para reemplazar a los contagiados.

Además de Chalmers fueron contratados de la G League el armador Kyle Guy, el delantero Haywood Highsmith y el centro Aric Holman.

Ellos se suman a los cinco aptos del Heat: Tyler Herro, Duncan Robinson, Caleb Martin, Omer Yurtseven y Marcus Garret.

A estos nueve podrían agregarse Butler y OKpala, quienes tienen lesiones leves: esguince de tobillo y muñeca, respectivamente.

De la lista del Covid-19, con las nuevas reglas, podría llegar un alivio más.

Kyle Lowry cumplió el jueves su cuarentena y si su test es negativo estará habilitado para jugar. Con Udonis Haslem y Max Strus, que cumplen su protocolo el lunes venidero, se completan los seis ases del conjunto de Miami impedidos de jugar por el coronavirus.

El Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en ingles) redujo, en días recientes, de 10 a cinco días el tiempo de cuarentena de las personas que han dado positivo del Covid-19 para aliviar la tremenda presión que existe por la escasez de trabajadores.

La NBA, de inmediato, acortó de 10 a seis días el periodo de cuarentena para jugadores y entrenadores que dieran positivo del coronavirus siempre y cuando en la prueba del último día demuestren que no tienen el riesgo de contagiar a los demás, es decir, si dan negativo.

En medio de esta calamidad, se ve cierta luz al final del túnel. Tal vez como medida de precaución, el Heat canceló la práctica que tenía programada el jueves para después de las 6 p.m. en el Toyota Center.

Los próximos partidos de la gira del conjunto miamense serán frente a los King de Sacramento, el lunes 2 de enero; los Warriors del Golden State, al día siguiente; los Trail Blazers de Portland, el miércoles 5; los Suns de Phoenix, el sábado 8; y los Hawks de Atlanta, el miércoles 12.

El choque contra los Spurs queda por reprogramar.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.