Scholz defiende la "solidaridad" con Ucrania en el discurso de Primero de Mayo

·2  min de lectura

Berlín, 1 may (EFE).- El canciller alemán, Olaf Scholz, defendió en un discurso con motivo del Primero de Mayo la necesidad de enviar armas a Ucrania, lo que le valió los abucheos de un nutrido grupo de manifestantes.

"No puede ser que algunos miren los libros de historia, miren donde estaban fronteras e intenten por la fuerza trasladar fronteras, eso es imperialismo y no lo queremos en Europa," dijo en un evento de la central sindical DGB en Düsseldorf (oeste).

El canciller socialdemócrata afirmó que Alemania seguirá apoyando a Ucrania "con dinero y ayuda humanitaria, pero también, para que pueda defenderse, con envíos de armas, como hacen muchos otros países, porque es necesario ahora mismo".

En ese momento, un numeroso grupo de manifestantes que se había mezclado con los asistentes al acto redobló sus gritos de "Paz sin armas", que, unidos a los pitidos y abucheos que comenzaron con la aparición del canciller, obligaron al canciller a hablar a voz en grito para hacerse oír.

Algunos manifestantes portaban banderas de la paz e insignias de organizaciones de izquierdas, mientras que otros retomaron con el grito "Scholz tiene que irse", el eslogan de las protestas derechistas contra la excanciller Angela Merkel.

"Respeto todo pacifismo, respeto toda postura, pero a un ciudadano ucraniano le parecerá cínico que le digan que debe defenderse sin armas contra la agresión de Putin," dijo Scholz en referencia al presidente ruso, y calificó esta mentalidad de "desfasada".

Algunos de los asistentes portaban, por otro lado, banderas ucranianas, en un acto en el que Scholz se esforzó en presentar la "solidaridad" con Ucrania como continuación de las políticas sociales en que centró su campaña electoral.

Entre éstas destacó la subida del salario mínimo a 12 euros por hora, una medida que según dijo beneficiará a seis millones de trabajadores en Alemania, aunque el Ejecutivo cuidará de que "siga subiendo" ya que "todos deben poder vivir de lo que ganan con su duro trabajo".

El incremento del gasto en defensa y seguridad no llevará al Gobierno de coalición de socialdemócratas, verdes y liberales a abandonar sus iniciativas "para una sociedad más justa y solidaria," prometió el canciller.

Además, recordó las ayudas para familias de escasos recursos con niños y las medidas impulsadas para hacer más asequible la vivienda.

Defendió por último una gran transición energética que permita a la industria independizarse de los combustibles fósiles, que según afirmó servirá para cuidar el medio ambiente, crear nuevos puestos de trabajo y hacer que Alemania no pueda ser chantajeada desde fuera.

Los trabajadores de la industria le dicen "hazlo, queremos estar ahí cuando empiece la nueva era," aseguró el canciller.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.