Funcionarias electorales en Arizona renuncian tras amenazas

·2  min de lectura
ARIZONA-ELECCIONES-AMENAZAS (AP)
ARIZONA-ELECCIONES-AMENAZAS (AP)

La secretaria de actas electorales y la directora electoral del condado de Yavapai, en Arizona, anunciaron sus renuncias luego de año y medio de soportar amenazas y críticas acaloradas de partidarios del expresidente Donald Trump, quienes siguen aceptando su mentira de que él perdió la elección de 2020 por fraude.

La secretaria de actas Leslie Hoffman dijo el viernes que está hastiada de las “bajezas” y que aceptó un empleo fuera del condado. Su último día será el 22 de julo. Dijo que la veterana directora de elecciones Lynn Constabile saldrá por la misma razón y que el viernes fue su último día.

“Mucho es por la bajeza con la que hemos estado lidiando”, explicó Hoffman. “Soy una secretaria de actas republicana que vive en un condado republicano en el que los candidatos que ellos querían ganaron 2-1 y aun así tengo todos esos problemas, al igual que mi personal”.

“No entiendo qué creen ellos que hicimos mal”, agregó. “Y son muy repugnantes. Las acusaciones y las amenazas son repugnantes”.

Constabile estaba ocupada el viernes haciendo una requerida “prueba de exactitud” para las primarias cercanas y no estaba disponible para hacer comentarios.

Las experiencias vividas por Hoffman y Constabile no son únicas. Funcionarios electorales en todo el país han sido amenazados y acosados desde la derrota de Trump.

Una empleada electoral en Georgia declaró la semana pasada ante el Congreso sobre cómo su vida fue trastocada cuando Trump y sus aliados las acusaron falsamente a ella y a su madre de sacar boletas fraudulentas de una maleta.

Kwen Matta, que trabajó en la oficina del secretario de gobierno de Arizona durante casi 20 años, renunció a su puesto como jefe de seguridad electoral el 6 de mayo. Dijo en Twitter que estaba hastiado de las amenazas y el hostigamiento a las que estaban sujetos él y otros funcionarios electorales.

En Arizona, los secretarios de actas electorales del condado son responsables del registro de votantes y de garantizar que las boletas por correo sean enviadas apropiadamente a más de 80% de votantes que votan por ese medio. Ganan apenas 63.800 dólares al año, un salario fijado por la legislatura que no ha subido en la década en la que Hoffman ha ocupado el puesto.

Los directores electorales de condados administran las elecciones y supervisan el conteo de boletas. Constabile ha sido la directora de las elecciones desde hace 18 años y también tomará otro empleo.

Hoffman dice que debido a las amenazas la oficina del sheriff del condado le asignó protección adicional tras la elección de 2020. Comenzaron las patrullas regulares en los alrededores de su casa, algo inaudito antes.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.