El ensayo médico de la vacuna triple viral ya abrió la inscripción de voluntarios

·5  min de lectura
Los avances científicos para desarrollas vacunas contra el Covid-19 abrieron nuevas posibilidades de atacar otras enfermedades respiratorias graves
Los avances científicos para desarrollas vacunas contra el Covid-19 abrieron nuevas posibilidades de atacar otras enfermedades respiratorias graves

El volumen de conocimiento aplicado a desarrollar vacunas para combatir al Covid-19, en corto tiempo, abrió nuevas posibilidades. Con medicamentos ya efectivos para inmunizar a la población y otros que están siendo probados con buenas expectativas, la ciencia ahora apunta a la recombinación de fármacos para prevenir, con una sola vacuna, las enfermedades respiratorias más graves que ponen en riesgo la salud de los adultos mayores. Y la Argentina será parte de los ensayos médicos.

Como ocurrió con las fases de estudio de Pfizer/BioNTech y como está sucediendo con la del laboratorio Medicago para el coronavirus, en el Hospital Militar de la Ciudad de Buenos Aires se preparan para desplegar otro gran ensayo que podría culminar con la desarrollo de una vacuna triple viral para adultos que ataque el coronavirus, la gripe y el virus sincicial respiratorio. Para las dos primeras patologías ya hay vacunas; la tercera aún no tiene.

El tambo que se volvió un imán de turistas por un queso artesanal que ya no se consigue

Los estudios serán similares a los realizados hasta aquí bajo la metodología doble ciego por la utilización de placebos en la mitad de los postulantes y el medicamento en la otra mitad, con un algoritmo que determina quién recibe cada componente. Por estos días se atraviesa una etapa en la que se espera que la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) apruebe las regulaciones necesarias, pero ya se inició la captación de voluntarios mayores de 60 años, a quienes apuntará la triple viral.

Se estima que en noviembre comience el ensayo que estará a cargo del equipo que lideran el médico investigador, Gonzalo Pérez Marc, y el infectólogo, Fernando Polack. “Es una revolución gigantesca. Antes de la pandemia para investigar una virosis se tardaban cinco o seis, pero con la llegada del Covid-19 se consiguieron plataformas que permiten adaptarse muy rápidamente a diferentes virus y eso facilita la investigación de medicamentos para las enfermedades respiratorias más graves”, sostuvo Pérez Marc.

“Se avanzó con tan buena calidad en la investigación para el Covid, con tanta eficacia, que te da seguridad para derramar en otras investigaciones respiratorias”, agregó.

El médico investigador, Gonzalo Perez Marc, junto al infectólogo, Fernando Polack, están a cargo de los ensayos de la vacuna triple viral
Ricardo Pristupluk


El médico investigador, Gonzalo Perez Marc, junto al infectólogo, Fernando Polack, están a cargo de los ensayos de la vacuna triple viral (Ricardo Pristupluk/)

El virus sincicial respiratorio, asociado en niños, genera todos los años un cúmulo de internaciones por bronquiolitis y es uno de las principales cuadros de gripe en adultos mayores, pero aún no hay vacuna que logre combatirlo. “Si se pueden combinar en una triple o tetra viral que todos los años se actualice, es un avance tremendo que no debe pasar como un detalle menor”, cuenta el investigador.

Para lograr la combinación de vacunas habrá laboratorios que, primero, deben probar los medicamentos específicos para la gripe y el virus sincicial respiratorio y luego, si son efectivos, se estudiará la integración de los fármacos incluido el del coronavirus con lo que se atacarán las tres virosis respiratorias más comunes y graves en adultos mayores. Por el momento no se conocen los nombres de los laboratorios, aunque se sabe que se usarán plataformas distintas, como las de ARN mensajero y proteínas recombinantes.

“A nivel mundial es importante mantener la calidad de vida de los adultos mayores. Se apunta a una triple o cuádruple viral para que en una sola vacuna se resuelva todo”, sostiene Pérez Marc. Los plazos de estudio no son tan urgentes como los de la vacuna contra el Covid-19 y no habría necesidad de aprobar un uso de emergencia.

La vacunación en la Argentina

En el sitio vacunas60.com ya se pueden anotar todos los voluntarios que deseen participar del ensayo (se necesitan al menos unos 3000 sólo en la Argentina). “Las enfermedades respiratorias son la principal causa de internación y de mortalidad en el mundo entero. Muchos gérmenes pueden causar enfermedad grave en niños pequeños, pero tres son los virus dominantes en los mayores de 60 años: Covid, gripe y el virus sincicial respiratorio”, dice el mensaje que se despliega en la web antes de solicitar los datos de los postulantes.

“Aunque hoy existen vacunas contra los dos primeros, el virus sincicial respiratorio aún no puede prevenirse. En la revolución tecnológica originada por la pandemia nuevas vacunas están emergiendo contra todos estos virus”, agrega.

Al igual que los ensayos de fase 3 de las otras vacunas probadas en el Hospital Militar, el grupo de investigadores se contactará con los candidatos para iniciar el proceso de admisión. Desde ese momento se pondrá en marcha un nuevo proceso hacia la prevención de enfermedades peligrosas.

Vacuna Medicago

Pérez Marc y Polack comandan la mayor parte de los ensayos en la Argentina de la biofarmacéutica canadiense Medicago que reúne en el país a 10.000 de los 30.000 voluntarios que se presentaron entre Estados Unidos, Canadá, México, Brasil y algunos países de Europa. La vacuna contra el coronavirus que se está probando utiliza una plataforma novedosa de origen vegetal.

Los cálculos estadísticos utilizados para el ensayo demostraron que para realizar la evaluación interna de eficacia era necesario que al menos 160 de los voluntarios de todo el mundo contraigan Covid-19 durante los siete días posteriores a la aplicación de la segunda dosis, cuando se consigue el máximo de la respuesta de anticuerpos. En esa etapa se encuentra el estudio ya que se registraron poco más de 170 contagios lo que permitirá realizar el análisis de eficacia. Durante los primeros días del mes próximo podrían estar los primeros resultados.

Los ensayos del laboratorio Medicago también se realizan en el hospital Militar de la Ciudad de Buenos Aires
Ricardo Pristupluk


Los ensayos del laboratorio Medicago también se realizan en el hospital Militar de la Ciudad de Buenos Aires (Ricardo Pristupluk/)

La vacuna de Medicago tiene algunas ventajas respecto de las otras que ya se están aplicando en todo el mundo. La principal, su almacenamiento en heladeras comunes, pero también relacionada con la producción. La plataforma se llama VLP (Virus Likes Particles) porque utiliza una planta, la nicotiana benthamiana, que actúa como un biorreactor natural y permite que se genere una partícula muy parecida al coronavirus. La escala de producción dependerá entonces de cuántas plantas haya disponibles.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.