El eufórico, estrambótico y desconcertante festejo del entrenador australiano de natación en Tokio

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
Foto: Getty Images
Foto: Getty Images

El 25 julio la nadadora australiana Ariarne Titmus, de 20 años, consiguió su primera medalla de oro en los Juego Olímpicos de Tokio 2020, la hazaña fue bastante significativa pues para lograrlo tuvo que dejar atrás a la estadounidense Katie Ledecky, quien era la favorita para obtener la presea dorada.

Foto: Getty Images
Foto: Getty Images

La importancia de ese triunfo la manifestó de una forma increíble Dean Boxall, el entrenador de Titmus, quien al ver la victoria de su pupila estalló en júbilo de una forma impresionante.

Boxall comenzó a dar puñetazos al aire, luego a caminar por el área de las gradas, se arrancó el cubrebocas, sacudió su cabeza, y, en el momento más extremo de su festejo, golpeó con su pelvis uno de los barandales, mientras gritaba extasiado y dejaba desconcertado al personal de auxilio de los Olímpicos que no sabía cómo reaccionar, si pararlo, ayudarlo, encerrarlo.

Su festejó dio la vuelta al mundo, por lo que la prensa le preguntó sobre lo que ocurrió, a lo que Dean respondió: "Sí, perdí la cabeza. Creo que me salí de mi cuerpo. Se me fue la cabeza. Llevo cinco años con esta chica, ya sabes, teniendo un sueño juntos".

El australiano también comentó sobre su forma de festejar, "Puede que a los americanos no les guste, no lo sé. No puedo evitarlo".

En declaraciones a medios de comunicación, citadas por The Washington Post, Ariarne Titmus explicó por qué tenía tantas emociones acumuladas: "No pude evitarlo. Crezco con mis atletas. Cuando salen de la piscina comienzan su proceso de recuperación y se van a casa. Y se apagan. Yo no. Me voy a casa y trato de encontrar la manera de que mejoren. Simplemente no me apago. Probablemente por eso dejé salir las emociones. Probablemente por eso me sentí emocionado, porque no es solo un trabajo de 9 a 5. Es 24 horas al día, 7 días a la semana. Me despierto por la noche y pienso: '¿Cómo puede mejorar Arnie (apodo con el que llama Ariarne)?'".

Foto: Getty Images
Foto: Getty Images

Más tarde dijo a una cadena de televisión de su país, que se había quitado la mascarilla por error y que ese movimiento con la pelvis fue una imitación de uno de sus héroes de la infancia, un luchador de Estados Unidos llamado The Ultimate Warrior.

Boxall comenzó entrenar a Ariarne Titmus en 2016 y, según menciona el citado medio, su mejor tiempo era de 4:11:75 minutos, por lo que estaban unos 15 segundos detrás de Katie Ledecky, quien tiene en casa cinco medallas olímpicas.

El entrenador también dijo que considera que el retraso de un año de Tokio 2020 los favoreció, pues les dio más tiempo para entrenar y mejorar.

Ariarne Titmus comenzó a practicar natación desde los 7 años. En 2019 también fue campeona mundial en los 400 metros libres. En Tokio 2020 ya ganó tres medallas: dos de oro, el segundo lo obtuvo en la prueba de 200 metros libre e impuso un nuevo record olímpico con 1:53:50 minutos; y el bronce, en la prueba de relevo 4 x 200 metros libre.

Foto: Getty Images
Foto: Getty Images

Titmus aún puede acumular una medalla más, pues este 30 de julio disputará la final de los 800 metros libre. En la competencia también estará Katie Ledecky.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR:

Shek Wai-hung y la llamada que ninguna madre querría recibir

Mira aquí el medallero completo de los Juegos Olímpicos de Tokio

JJOO internal Promo banner
Toda la información sobre los Juegos Olímpicos de Tokio aquí
Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.