Efectos dólar y Sputnik: Cariló vive un boom de reservas para la temporada

·5  min de lectura
Las reservas de inmuebles en Cariló están entre el 80% y 95% para el comienzo del año próximo
Mauro V. Rizzi

CARILÓ.– El clima de satisfacción por este momento de recuperación de operaciones se quiebra con las quejas de clientes, muchos de ellos de varios años, que no pueden entender que a esta fecha no haya propiedades disponibles. “Llaman por teléfono y se enojan, reclaman indignados”, reconoce la empleada de una inmobiliaria que ya se acostumbró a estas reacciones frente a una literal ola de demanda de alquileres en un ritmo y un volumen pocas veces vistos en los últimos tiempos que parecen anticipar una próxima temporada “histórica”.

Sputnik V: “No está a nuestro alcance”, la respuesta rusa a las preguntas del Congreso sobre la vacuna

“Para la primera quincena de enero solo nos quedan cuatro casas”, afirman Romina Brance y Griselda Cabrera, empleadas de la Constructora del Bosque, que administra una oferta 300 propiedades en Cariló. “Para la segunda algunas más, cerca de 40″, detallan sobre pedidos que se repiten y anticipan un verano como en las mejores épocas del balneario.

Se espera que sea una gran temporada en Cariló
Mauro V. Rizzi


Se espera que sea una gran temporada en Cariló (Mauro V. Rizzi/)

Cariló y otros destinos de la zona, por ejemplo Mar de las Pampas, tienen una altísima cantidad de contratos cerrados con una inédita anticipación. A la cabeza de las consultas están las propiedades de mayor valor y comodidades más amplias. Este es un indicador claro de un turista de alto perfil adquisitivo que vuelve a confiar en estas arenas frente a –según coinciden operadores del sector– tres elementos determinantes: el impedimento absoluto para ingresar a Estados Unidos y Europa para quienes se hayan aplicado las dos dosis vacuna Sputnik V o un esquema combinado con un componente de este fármaco, el riesgo de quedar varados por eventuales restricciones para regresar desde el exterior y la paridad cambiaria poco conveniente frente a un dólar cada vez más caro.

Río Negro: lograron desalojar una toma en un predio a 30 kilómetros de El Bolsón

Las reservas de inmuebles en Cariló están entre el 80% y 95% para el comienzo del año próximo, según dónde se consulte. Y son elevados y están en alza constante los porcentajes promedio (ya superiores al 75%) para la segunda mitad de enero, relegada en las preferencias, porque la primera tiene un arranque anticipado por las Fiestas.

Expectativas

El fenómeno tiene aquí su pico, pero es común en toda la costa atlántica, donde hace casi dos meses que se vive una curva en ascenso en las consultas, pedidos y confirmaciones de alojamiento para este verano, que con la vacunación avanzada y el descenso de contagios ya se lo empieza a considerar como “el primero pospandemia”.

La muestra ideal de lo que vendrá se podría advertir el próximo fin de semana largo (del 8 al 11 de octubre próximos), fecha para la que perfila una verdadera explosión de turismo. Las reservas aumentan día a día y todo indica que, más cerca de la fecha y con pronóstico meteorológico más claro para esos cuatro días, todos los caminos de los viajeros conducirán a la costa bonaerense.

Esa tendencia se refleja en las reservas que crecen desde mitad de año, cuando se insinuó una apertura más amplia y continuada de actividades vinculadas al turismo. Y más aún con el movimiento de viajeros, intenso y creciente durante los últimos meses. “Desde las vacaciones de invierno que el ritmo de arribos es altísimo, con algunos fines de semana de ocupación completa sin depender de feriados”, cuenta a LA NACIÓN el presidente de la Cámara de Turismo de Cariló, Ignacio Cattáneo, propietario del complejo de aparts Cariló Bahía Portal y de tres comercios vinculados a la gastronomía.

Este fin de semana el tiempo acompañó y, según un relevamiento realizado por este medio, los alojamientos de mayor categoría tienen ocupación plena y en el resto, ninguno está por debajo del 70%. A este porcentaje hay que sumar a las familias propietarias que, ya sin limitaciones al tránsito, están viniendo durante los fines de semana. “Estamos viviendo casi a un ritmo de previa de verano”, remarca Cattáneo.

Valores

Esa primera quincena de enero que antes tanto costaba alquilar y que muchos argentinos solían disfrutar fronteras afuera, con foco en playas de Uruguay y Brasil, ahora es un botín del que queda poco y nada para repartir. Los valores de alquileres aumentaron un 50% en pesos con respecto a contratos logrados el año pasado. O, según el caso, entre 5% y hasta 15% en dólares, moneda que domina estas operaciones. Ejemplos: una propiedad alejada y para cuatro personas se consigue desde US$1800 la quincena. Por otra, a tres cuadras del mar y para ocho personas, se pide US$2800. ¿Con salida directa a la playa? Hay que pensar en cinco cifras. Aunque el corazón del bosque está ganando cada vez más adeptos por su mayor clima de tranquilidad.

El clima de satisfacción en estos destinos y en el rubro inmobiliario es mayor porque advierten que, a diferencia de las últimas, se espera una temporada larga. Las señales también pasan por las reservas, que en Cariló encuentran picos del 60% para el inicio de febrero, el doble de lo que se había logrado a esta misma fecha en años anteriores. Algo similar ocurre con diciembre.

En cuanto a los aparts también se reconoce otro dato alentador: si bien el período mínimo para contratar durante la temporada alta es de una semana, están cerrando contratos por 14 y hasta 21 días consecutivos. “Se reservan primero los de cuatro y tres dormitorios, indicador de grupos amplios o alojamiento compartido entre familias”, destacó Cattáneo.

Recién da primeras señales de activación real, pero también con similares características la demanda en otros puntos turísticos centrales de la región como Mar del Plata y Pinamar. “Es relevante la cantidad de consultas y notorio el interés sobre las propiedades de mayor categoría, en countries o con vista al mar”, admite Rodrigo Sanz, empresario inmobiliario y coordinador de la Comisión de Turismo del Colegio de Martilleros y Corredores Públicos de Mar del Plata, entidad que hace dos semanas ya marcó referencias para los valores de alquileres de temporada: sugirió 40% de ajuste, por debajo de la inflación y el promedio de paritarias salariales. “Anticipamos casi un mes el anuncio por la cantidad de consultas que estábamos recibiendo”, recordó a LA NACIÓN.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.