EEUU invita a México a plan de producción de semiconductores

·4  min de lectura
MÉXICO-EEUU (AP)
MÉXICO-EEUU (AP)

Una delegación de alto nivel de Estados Unidos invitó el lunes a México a participar en un proyecto para trasladar la producción de semiconductores de Asia a Norteamérica y ampliar la fabricación de vehículos eléctricos.

El secretario de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, dijo que el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, habló con el presidente Andrés Manuel López Obrador sobre una ley recientemente aprobada que proporcionaría 28.000 millones de dólares en incentivos para la producción de semiconductores, 10.000 millones de dólares para nueva manufactura de chips y 11.000 millones de dólares para investigación y desarrollo.

López Obrador, por su parte, explicó su plan para convertir al estado norteño de Sonora en líder en producción de litio, de vehículos eléctricos y de energía solar, indicó Ebrard. El litio es un componente clave de las baterías para vehículos eléctricos. El presidente dijo el mes pasado que ya había discutido la idea con el mandatario estadounidense Joe Biden.

La delegación estadounidense estuvo en México para una nueva ronda del Diálogo Económico de Alto Nivel. La parte estadounidense estuvo representada por Blinken, la secretaria de Comercio, Gina Raimondo, el representante comercial adjunto, Jayme White, y Juan González, director sénior del Consejo de Seguridad Nacional para el Hemisferio Occidental.

El diálogo, que fue lanzado por el entonces vicepresidente Joe Biden en 2013, se reanudó el año pasado en Washington tras haberse suspendido durante el gobierno del presidente Donald Trump.

La escasez mundial de semiconductores ha afectado la producción de automóviles, electrodomésticos y otros bienes, lo que repercute en la inflación. Biden acudió el viernes al sitio donde se construirá una enorme planta de Intel en el estado de Ohio.

López Obrador dijo el mes pasado que el gobierno mexicano había creado una compañía paraestatal de litio que estaría a cargo de la exploración y extracción del mineral. México nacionalizó la producción de litio en mayo.

Al preguntársele sobre las actuales disputas comerciales entre Estados Unidos y México en el sector energético, Ebrard dijo que hay un proceso aparte para solucionar esos desacuerdos y que no están en la agenda de estas reuniones.

Antes de las conversaciones, Brian Nichols, subsecretario para Asuntos del Hemisferio Occidental —quien también participa en ellas_, dijo que una de las prioridades era promover el desarrollo en el sur de México y en Centroamérica.

Los encuentros de agentes fronterizos estadounidenses con migrantes de países del llamado Triángulo Norte —El Salvador, Honduras y Guatemala— han disminuido este año en comparación con el anterior, a pesar del aumento en el total de encuentros registrados en la frontera este año, según datos de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP por sus iniciales en inglés). El número de encuentros con migrantes mexicanos también ha sido más elevado durante la mayor parte del último año.

Recientemente, México ha evitado enfrentarse directamente con los migrantes que se desplazan por su territorio, y en lugar de ello les ha ofrecido documentos temporales con el fin de disminuir la presión en su frontera sur.

López Obrador ha sido criticado recientemente por algunas organizaciones mexicanas e internacionales por transferir el control de la recién creada Guardia Nacional a la Secretaría de la Defensa Nacional. De muchas formas el sector militar ya era el encargado de operar esa fuerza, y de proporcionar elementos a sus filas, pero había sido creada como una fuerza civil. El mandatario arremetió el lunes contra Naciones Unidas y la Organización de Estados Americanos por expresar su preocupación en torno al cambio.

México sigue sin poder disminuir las altas tasas de violencia. Cecilia Jimenez-Damary, relatora especial sobre los derechos humanos de los Desplazados Internos de la ONU, dijo el viernes al concluir una visita al país que la violencia relacionada con los cárteles del narcotráfico es la causa principal de desplazamientos internos. Exhortó al gobierno a crear un registro oficial de desplazados, pero indicó que los datos recabados por organizaciones no gubernamentales dejan entrever que son unas 400.000 personas.

Las conversaciones se llevan a cabo unos días antes de que México conmemore su independencia de España, fiesta a la que López Obrador ha invitado a personajes como la hija del líder revolucionario Ernesto “Che” Guevara y al padre de Julian Assange, el fundador de Wikileaks.

En su conferencia de prensa diaria, el mandatario dijo que piensa presentar una propuesta ante las Naciones Unidas encaminada a poner fin a la guerra en Ucrania. López Obrador, que se negó a sancionar económicamente a Rusia, propuso crear una comisión mediadora integrada por el papa Francisco, el secretario general de la ONU António Guterres, y el primer ministro de la India, Narendra Modi, para establecer conversaciones entre el presidente ruso Vladimir Putin y su homólogo ucraniano Volodymyr Zelenskyy.