Anuncios

Zelenski consuma el relevo de Zaluzhni con una imagen de unidad

Kiev, 9 feb (EFE).- El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, consumó hoy sin traumas el esperado relevo del jefe del Ejército, el carismático general Valeri Zaluzhni, a quien condecoró como Héroe de Ucrania en un acto solemne con soldados al que asistió también el nuevo comandante de las Fuerzas Armadas, el general Oleksandr Sirski.

La imagen del día se dio en la ceremonia en el momento en que Zelenski entregó al general destituido la máxima condecoración del Estado ucraniano, la Estrella de Oro.

Zaluzhni estrechó la mano del que fue hasta ayer su jefe y se fundió con el presidente en un emotivo abrazo que repitió antes de volver a ocupar su lugar con el resto de militares condecorados.

En un vídeo distribuido por Zelenski en redes sociales se ve al sustituto de Zaluzhni, Oleksandr Sirski, sentado entre los asistentes.

Otro general muy popular en Ucrania, el jefe de la inteligencia militar (GUR) Kirilo Budánov, también recibió la Estrella de Oro en el mismo acto. Budánov había sonado como posible sustituto de Zaluzhni en los últimos días, cuando numerosos rumores y especulaciones de fuentes anónimas apuntaban al cese de quien dirigió en los casi dos años de agresión militar rusa a gran escala al Ejército ucraniano.

La imagen de unidad lograda hoy en el palacio presidencial de Kiev conjura los temores a un cambio de guardia traumática al frente del Ejército, después de que algunas de las fuentes citadas informaran de que Zaluzhni se había negado a presentar su dimisión como le había pedido Zelenski.

Homenajes al "héroe" y críticas desde la oposición

La reacción a la salida de Zaluzhni ha sido de unánime reconocimiento al general en Ucrania, en quien confían un 94% de los ucranianos encuestados por el Instituto Internacional de Sociología de Kiev a principios de año.

"Ha sido el mejor comandante en jefe de la historia del país. Y la decisión de nombrarle (en 2019) fue una de las mejores decisiones del presidente (Zelenski) sobre personal", afirmó Maria Berlinska, una conocida voluntaria y experta que trabaja en el desarrollo de drones, en una columna para el diario 'Ukrainska Pravda'.

Berlinska agregó que Zaluzhni fue uno "de los pocos" que contribuyeron a evitar la derrota del país cuando Ucrania se hallaba "a milímetros" del "caos completo, el terror y la pérdida del Estado", y destacó la "visión estratégica" del general, su valor para decir la verdad incluso cuando sólo esperaban de él "buenas noticias" y su voluntad de proteger a los soldados ordinarios.

La sustitución de Zaluzhni se produce después de una serie de desacuerdos públicos con Zelenski, iniciados en noviembre con la publicación por parte del jefe del Ejército de un artículo en el que daba por agotada la contraofensiva ucraniana del pasado verano y advertía de que la guerra ha entrado en una fase “posicional” favorable a Rusia.

Zelenski tachó indirectamente de derrotista el diagnóstico, pero ha acabado aceptando la conclusión del que ha sido hasta ahora el jefe del Ejército.

Las alabanzas a Zaluzhni vienen también de la oposición, que ha criticado duramente la elección de Zelenski de prescindir del respetado general.

El diputado Oleksí Goncharenko, del principal partido de la oposición, Solidaridad Europea del expresidente Petró Poroshenko, ha calificado el cese de “enorme error” de Zelenski. Goncharenko teme que la decisión no sea entendida por la sociedad ucraniana y por los socios internacionales de Kiev.

La diputada del partido centrista Golos (Voz) Inna Sovsun ha enfatizado que el presidente tiene derecho a sustituir al jefe de las Fuerzas Armadas, pero ha recriminado a la jefatura del Estado que no haya explicado con claridad los motivos del cambio, que se produce después de muchos rumores alimentado en ocasiones por la Administración de Zelenski.

"Cuestión de confianza"

A última hora de la tarde en Kiev, decenas de ciudadanos se han concentrado en la céntrica plaza del Maidán para expresar su apoyo a Zaluzhni y su rechazo a su relevo a manos de Zelenski.

“Es una cuestión de confianza; yo confío en Zaluzhni y no confío en Zelenski”, ha declarado a EFE Olena Kosloveska, una mujer de unos treinta años que se dedica al comercio.

En una entrevista con EFE, el coronel ucraniano en la reserva Serguí Grabski ha señalado que no caben esperar “cambios revolucionarios” en el frente, donde Ucrania ha perdido la iniciativa y está condenada a permanecer a la defensiva por la escasez de munición y armamento.

Grabski ha destacado que el relevo de Zaluzhni por un general cercano a Zelenski podría mejorar el nivel de cooperación entre la presidencia y el Ejército después de meses de desconfianza entre los jefes de ambas instituciones. EFE

mg-ra/cph/jam

(foto EPA)(vídeo)

(c) Agencia EFE