Anuncios

Stella Assange pide a Estados Unidos que cierre el caso contra el fundador de WikiLeaks

Londres, 26 mar (EFE).- Stella Assange, esposa de Julian Assange, pidió al presidente estadounidense, Joe Biden, que aproveche la oportunidad que le da la Justicia británica "para terminar con esto", tras anunciarse el dictamen que pospone la decisión para extraditar o permitir el recurso del periodista australiano.

En una entrevista con EFE este martes, dijo que, bajo su punto de vista, la pelota está ahora en el tejado del Ejecutivo estadounidense, al que reclamó que abandone el caso: "Es el único paso lógico a seguir a estas alturas".

Además, trasladó su sorpresa ante la "extraña" decisión que ha tomado el Tribunal Superior de Justicia de Londres sobre el fundador de WikiLeaks, la cual, aseguró, "no podría haber anticipado".

Aunque ella esperaba que el propio tribunal londinense "pusiera fin al asunto", finalmente el dictamen determinó aplazar la decisión sobre el recurso del periodista australiano, lo que implica que no será extraditado a Estados Unidos de inmediato, pero da la oportunidad al Gobierno estadounidense de "ofrecer garantías" contra sus argumentos.

Un veredicto "sin precedentes"

"Esta no es exactamente la forma en la que se supone que debe proceder un caso de extradición; simplemente deberían dejarlo en libertad", incidió, en algo que calificó como "sin precedentes".

De hecho, para Stella Assange, con su decisión, el Tribunal Superior de Justicia de Londres ha dado la posibilidad de arreglar los problemas legales del caso al Ejecutivo estadounidense pese a reconocer que "legalmente el caso debería estar cerrado".

"Se le están negando flagrantemente sus derechos", agregó en el despacho de abogados londinense Doughty Street Chambers, después de un discurso ante los medios, junto a Kristinn Hrafnsson, actual director de WikiLeaks.

En él, el propio Hrafnsson calificó el juicio de "farsa", al ofrecer que Estados Unidos enmiende su caso: "Todos los argumentos están ahí, ¿por qué continuar con esta farsa?".

Con anterioridad, nada más confirmarse el dictamen, a su salida del Tribunal Superior de Justicia de Londres, Stella Assange ya había mostrado su indignación ante el "impactante" anuncio respecto a un caso que consideró "una vergüenza para cualquier país democrático".

"Julian no debería haber estado en prisión ni un solo día", incidió Stella Assange en declaraciones en la puerta de los Reales Tribunales de Justicia londinense, después de conocerse el veredicto de este martes.

Largo litigio

Desde primera hora de la mañana, manifestantes y medios se congregaron a las puertas del Tribunal Superior de Justicia de Londres, a la espera de la decisión que finalmente ha llegado sobre las 10.30, hora GMT.

Minutos antes, arropada por sus simpatizantes, Stella Assange accedía al edificio para escuchar el veredicto sobre su marido, que permanece en la prisión de alta seguridad de Belmarsh, al este de Londres, desde 2019, cuando la Embajada de Ecuador en la capital británica le retiró su estatus de asilo.

Posteriormente, preguntada por los medios en el despacho de abogados, recordó que son ya cinco años los que Julian Assange ha permanecido en la cárcel y subrayó que este caso sienta un precedente no solo legal, sino también político, al "poner a todos los periodistas en riesgo".

A finales de febrero, la defensa de Assange pidió permiso al tribunal para volver a recurrir su extradición a Estados Unidos, aprobada por el Reino Unido en 2023, con base en que allí no tendría un juicio justo.

El país estadounidense reclama al fundador de WikiLeaks por cargos de espionaje con relación a las revelaciones difundidas en 2010 y 2011 a través de ese portal, donde se filtró información clasificada que revelaba violaciones contra los derechos humanos del país norteamericano en las guerras de Irak y Afganistán. EFE

Cristina Alonso Pascual y Guillermo Garrido

(c) Agencia EFE