Anuncios

Mientras Rosario Central lo espera, Ángel Di María hizo un golazo para llegar a los 200 en su carrera

Ángel Di María festeja su gol con los hinchas de Benfica
Ángel Di María festeja su gol con los hinchas de Benfica - Créditos: @PATRICIA DE MELO MOREIRA

Mientras se dispone a cerrar algunos capítulos de su magnífica carrera -tras la Copa América de este año se retirará del seleccionado argentino-, Ángel Di María, si es que está transitando sus últimos pasos en Europa, lo hace en gran forma, demostrando su clase. Con contrato con Benfica hasta junio próximo, los rumores alientan su vuelta a Rosario Central, que participará en la Copa Libertadores.

Dentro de un mes cumplirá 36 años y transita la veteranía como un futbolista decisivo. Este domingo, con una definición muy propia de su estilo -zurdazo cruzado al ángulo entrando desde la derecha- marcó el empate de Benfica en el triunfo 4-1 sobre Río Ave, por la 17a fecha de la Liga de Portugal. Las Águilas quedaron a un punto del líder Sporting. Nicolás Otamendi también fue titular.

La goleada de Benfica

Con este tanto, Fideo llegó a los 200 en su carrera en 880 partidos de primeras división en su trayectoria en clubes (Rosario Central, Benfica -dos ciclos-, Real Madrid, Manchester United, Paris Saint Germain y Juventus) y en el seleccionado argentino (29 goles en 136 cotejos). Además, dio 260 asistencias, obtuvo 32 títulos y marcó en las cuatro finales que disputó con el seleccionado argentino (una fue la de los Juegos Olímpicos Pekín 2008).

En la actual Liga portuguesa, el rosarino suma seis tantos y dos asistencias en 14 (13 de titular) encuentros. También anotó uno y dio un pase-gol en la Champions League -Benfica terminó tercero en su grupo y pasará a la Europa League, donde en los 16os de final se medirá con Toulouse- y marcó en el triunfo de la final por la Supercopa de Portugal ante Porto.

En las últimas horas, dentro de su cautela y prudencia habituales para declarar, Miguel Ángel Russo se refirió en diálogo con DSports Radio a la posibilidad de dirigir a Di María en el Canalla: “Yo no me arriesgo a decir si vuelve o no, el pensamiento es de él. Lo nuestro es tener un club que esté en condiciones para tener a Di María, y lo está. El club está en condiciones y no solo porque es campeón. Tiene orden, buen manejo, ha mejorado las canchas de entrenamiento y las instalaciones como corresponde”.

Lucas Beltrán, de cabeza

Le llevó un par de meses marcar sus primeros goles como nuevo refuerzo de Fiorentina, donde se incorporó tras una venta desde River por 12,6 millones de euros. Lucas Beltrán (22 años) debutó en la red rival el 26 de octubre, con un doblete contra el ignoto Cukaricki (Serbia) por la Conference League, la tercera copa europea en importancia.

La dedicatoria de Lucas Beltrán tras su gol de cabeza
La dedicatoria de Lucas Beltrán tras su gol de cabeza - Créditos: @Marco Bucco

Por la Serie A anotó el primero a principios de diciembre, ante Salernitana. Después llegaron dos más, ante Monza y Verona, y este domingo consiguió el cuarto al conectar un centro desde la derecha con un cabezazo cruzado. Fiorentina empató 2-2 con Udinese por la vigésima jornada y se mantiene en el cuarto puesto de la Serie A.

Penal de Leandro Paredes en el mal momento de Roma

En su segunda etapa en Roma, Leandro Paredes marcó su primer gol, que no alcanzó para sacar del mal momento al equipo de José Mourinho, que vio el partido en el palco en cumplimiento de una sanción. Sin Paulo Dybala, que sufrió una de sus recurrentes lesiones musculares, Roma cayó por 3-1 ante Milan. De los últimos cinco partidos solo ganó uno, con tres derrotas.

Mourinho no hizo declaraciones tras el partido y medios italianos informaron que tuvo una charla en duros términos en el vestuario con el plantel. Quien sí hablo fue el delantero Andrea Belotti: “No podemos caer más abajo, a partir ahora solo podemos ir hacia arriba. Está claro que estamos en un momento difícil y nunca hay serenidad después de las derrotas”. Y también se refirió al perjuicio que significa la baja de Dybala: “Si falta Paulo hay que cambiar la forma de jugar, porque tiene esa clase que pocos jugadores poseen”.