Anuncios

Revelaron los resultados del informe sobre el avión de Alaska Airlines que perdió una puerta en pleno vuelo

El Boeing 737-9 MAX de Alaska Airlines perdió una puerta de emergencia en pleno vuelo
El Boeing 737-9 MAX de Alaska Airlines perdió una puerta de emergencia en pleno vuelo - Créditos: @HANDOUT

La Junta de Seguridad en el Transporte (NTSB, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos determinó qué le pasó al avión Boeing 737 MAX 9 de Alaska Airlines involucrado en una dramática explosión en el aire después de que se le desprendiera parte del fuselaje. La agencia gubernamental difundió este miércoles un informe en el que se detalló que al panel de la nave le faltaban cuatro pernos.

Tras el hallazgo de la sección faltante del avión en el jardín trasero de un maestro de Portland y el estudio de pruebas, el equipo de expertos concluyó que los pernos habían sido retirados para realizar trabajos en la fábrica de Boeing en Renton, en Washington, y no fueron sustituidos, informó Bloomberg.

Así, la NSTB demostró que luego del arribo del avión a las instalaciones de Boeing en Renton, el pasado 31 de agosto, el fuselaje del 737 MAX 9 fue marcado por tener cinco remaches dañados a lo largo del tapón de la puerta donde más tarde se produjo la falla.

El avión Boeing 737-9 MAX de Alaska Airlines en que un panel se soltó en pleno vuelo. Foto tomada el 7 de enero de 2024, en Portland, Oregon, proveida por la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte de EEUU. (Junta Nacional de Seguridad en el Transporte de EEUU via AP)
El avión Boeing 737-9 MAX de Alaska Airlines en que un panel se soltó en pleno vuelo. Foto tomada el 7 de enero de 2024, en Portland, Oregon, proveida por la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte de EEUU. (Junta Nacional de Seguridad en el Transporte de EEUU via AP)

Para sustituir esos remaches, los mecánicos tuvieron que retirar el tapón de la puerta y los cuatro pernos de sujeción que lo mantienen en su sitio.

Los remaches fueron sustituidos, según informó el personal de Spirit Aero el 19 de septiembre. Sin embargo, una foto obtenida por los investigadores de la NTSB mostró que al tapón de la puerta le faltaban pernos de retención en al menos tres lugares.

Por otra parte, los agujeros donde se tendrían que haber instalado los pernos de retención no mostraban “ninguna evidencia de daños por contacto fuerte”, afirmó la NTSB. Esto sugiere que los pernos no estaban presentes cuando el panel se abrió en el avión de Alaska Airlines poco después de despegar de Portland el mes pasado.

La compuerta fue encontrada en el jardín de una casa, conla suerte de que no lastimó a nadie (AFP)
La compuerta fue encontrada en el jardín de una casa, conla suerte de que no lastimó a nadie (AFP) - Créditos: @-

Por su parte, el fabricante de aeronaves afirmó que revisará el informe y seguirá cooperando con los investigadores estadounidenses.

A raíz de este incidente aéreo, la Administración Federal de Aviación (FAA) inmovilizó a un total de 171 aviones de este modelo durante semanas para que pudieran ser inspeccionados, mientras el agente regulador trabaja en un estudio minucioso de los procesos de fabricación de Boeing.

El incidente ocurrió el 5 de enero durante un vuelo de la Alaska Airlines durante el cual se desprendió una puerta de salida de emergencia de un Boeing 737 MAX 9 que salía de Portland (estado de Oregón) hacia Ontario (California).

Más tarde, hallaron la puerta en el jardín de una casa, con la suerte de que en su caída nadie salió herido, ni en tierra ni en el avión.

Los problemas de Boeing

El desprendimiento de la puerta de saluda de emergencia es otro problema que acumula Boeing. El 20 de enero, un avión Boeing 757 operado por Delta Air Lines perdió un neumático mientras esperaba para despegar en la pista del aeropuerto de Atlanta. A unos días del incidente, se dio a conocer el audio que revela el momento en que los pilotos de otros aviones, y el de la aeronave protagonista, se dan cuenta de que se había salido una de las ruedas.

El vuelo 982 de Delta, con destino a Bogotá, Colombia, estaba por despegar en el Aeropuerto Internacional Hartsfield-Jackson de Atlanta, Georgia, cuando ocurrió el incidente alrededor de las 11.15 hs del sábado, según la Administración Federal de Aviación de EE.UU.

La agencia presentó un aviso en el que explicó que el avión estaba en fila y esperando despegar cuando “la rueda de morro se salió y rodó colina abajo”.

Torre, hay un 75(7) en la pista que acaba de perder un neumático del morro (parte delantera del fuselaje)”, indicó el miembro de tripulación a los controladores. “Gracias por eso... parece que tenemos un problema... Parece que intentaremos despejarnos, si podemos”, respondió el piloto del vuelo 982 de Delta Air Lines.

“Delta 982, (...) Se acaba de soltar uno de los neumáticos delanteros”, continuó uno de los pilotos. En ese momento, el encargado del vuelto de Delta volvió a la comunicación y aseguró que llamaría a la gente de mantenimiento para conseguir un remolque. Otro de los integrantes intervino: “Sí, vimos ese neumático salirse de la pista hacia el sur. Parece que se salió de la pista, probablemente por el talud de allí”.

Ante las maniobras, uno de los aviadores se dirigió a la torre de control: “¿Vas a encaminarnos a otra pista? Porque parece que esto podría llevar bastante tiempo”. La respuesta de los controladores fue que estaban en el proceso. “Hay muchas partes móviles detrás de escena. Dame un segundo”, dijo, para luego permitirle el ingreso y bajar a los pasajeros.