Anuncios

Noruega transfiere 24 millones de euros a la Agencia de la ONU para refugiados palestinos

Copenhague, 7 feb (EFE).- El Gobierno noruego anunció este miércoles que ha transferido 275 millones de coronas (24 millones de euros) a la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) por el empeoramiento de la situación humanitaria.

"La guerra en Gaza empezó hace cuatro meses hoy. La situación es catastrófica. Faltan todas las cosas esenciales y la gente afronta amenazas diarias a sus vidas y seguridad. La UNRWA es la columna vertebral de los esfuerzos humanitarios en Gaza", señaló en un comunicado el ministro de Exteriores noruego, Espen Barth Eide.

La ministra noruega de Desarrollo Internacional, Anne Beathe Tvinnereim, señaló en el mismo escrito que el pueblo de Gaza "se muere de hambre", los servicios médicos "han colapsado" y "muchos están muriendo de enfermedades infecciosas y la falta de cuidados médicos".

La mayoría de países donantes han suspendido la financiación a la UNRWA en las últimas semanas después de las acusaciones de Israel de que doce de sus integrantes colaboraron en el ataque que Hamás lanzó el 7 de octubre del año pasado, con más de 1.200 muertos y cerca de 250 rehenes que fueron llevados a Gaza.

Eide calificó de "impactantes" las acusaciones e instó a que haya "transparencia total" y "tolerancia cero" para ese tipo de actos, pero mantuvo el apoyo a la UNRWA de Noruega, que ejerció de mediadora entre las partes en los Acuerdos de Oslo de 1993.

"No deberíamos castigar de forma colectiva a millones de personas por la presunta mala conducta de doce empleados. Urjo a todos los donantes que han suspendido su apoyo a que piensen en las consecuencias. La situación es grave no sólo para la población de Gaza, sino para los palestinos de todo Oriente Medio", afirmó Eide.

El Gobierno español había reiterado hace dos días que mantiene su apoyo a la UNRWA y que movilizará una partida urgente de 3,5 millones de euros para el mantenimiento de sus actividades en el corto plazo.

(c) Agencia EFE