Anuncios

Milei y su vicepresidenta coinciden en un acto de apoyo a Israel tras su reciente polémica

Buenos Aires, 18 mar (EFE).- Tras protagonizar una mediática polémica la semana pasada, el presidente de Argentina, Javier Milei, y la vicepresidenta del país suramericano, Victoria Villarruel, coincidieron este lunes en la ceremonia conmemorativa del 32° aniversario del atentado que sufrió la embajada de Israel en Buenos Aires el 17 de marzo de 1992.

Finalmente, el mandatario no hizo ninguna alocución en el acto al que acudió acompañado de su hermana, la secretaria general de la Presidencia, Karina Milei; la ministra de Capital Humano, Sandra Pettovello; el de Justicia, Mariano Cúneo Libarona; el de Defensa, Luis Petri; y el de Interior, Guillermo Francos.

En el acto, que tuvo lugar un día después de la efeméride, también estuvieron presentes autoridades locales y diplomáticas de diversos países.

La semana pasada, el Senado argentino, que preside Villarruel, celebró una sesión en la que fue rechazado el decreto de necesidad y urgencia (DNU) firmado por Milei en diciembre.

Las críticas dentro del oficialismo a la vicepresidenta por convocar la sesión en vez de esquivar la maniobra opositora de tramitar el DNU no se hicieron esperar.

Por su parte, Villarruel aseveró en un mensaje grabado que publicó en sus redes sociales que su "compromiso" con el presidente argentino es "inclaudicable".

Milei reconoció el domingo en una entrevista televisiva que tiene "diferencias" con la vicepresidenta, pero consideró que estas son "imperceptibles para el resto de la gente".

En el acto de este lunes, el presidente y Villarruel se saludaron cordialmente y se sentaron juntos durante la ceremonia, llegando a compartir algunas palabras.

El acto conmemorativo transcurrió con normalidad. A las 14:51 hora local (17:51 GMT) sonaron las alarmas coincidiendo con el momento en el que una camioneta Ford F-100 cargada de explosivos fue estrellada contra el edificio de la embajada de Israel en Argentina, causando la muerte de 29 personas e hiriendo a más de 200.

Tras entonar los himnos de Argentina e Israel, intervino el rabino Axel Wahnish, guía espiritual de Milei, que no es oficialmente judío pero sí ha mostrado un gran interés en el judaísmo.

En una de sus primeras decisiones en materia de política exterior, el pasado 11 de diciembre, el presidente designó a Wahnish como embajador argentino en Israel y anunció su intención de trasladar la sede de la embajada de Tel Aviv a Jerusalén.

Por su parte, el representante de los familiares de las víctimas y de los supervivientes del atentado, Alberto Kupersmid, agradeció el apoyo de Milei a las víctimas del atentado de 1992 y pidió "justicia" para los fallecidos, heridos y sus allegados.

Cerró el acto el embajador israelí en Argentina, Eyal Sela, que reiteró sus agradecimientos a Milei y su alineamiento favorable a Israel durante la presente escalada del conflicto entre el país hebreo y Palestina en la Franja de Gaza, donde ya han muerto más de 31.000 personas desde el 7 de octubre.

Sela aseguró que Milei, quien visitó Israel en febrero y se reunió con el primer ministro, Benjamin Netanyahu, "está en el lado correcto de la historia" y que "los pueblos (de Argentina y de Israel) están más unidos que nunca".

(c) Agencia EFE