Anuncios

El Gobierno argentino acepta cambiar la 'ley ómnibus' junto a otros bloques políticos

Buenos Aires, 19 ene (EFE).- El Gobierno de Argentina afronta la recta final de las negociaciones con varios bloques opositores para lograr que la Cámara de Diputados del país debata la próxima semana uno de los proyectos estrella del ejecutivo de Javier Milei, la denominada 'ley ómnibus', y acepta que habrá cambios en el texto.

"Se está trabajando con un sector de la oposición que, de manera razonable, no sólo está acompañando (al Gobierno), sino que ha alcanzado un sinfín de mejoras que hemos recibido con mucho agrado", dijo este viernes el portavoz presidencial, Manuel Adorni, en su conferencia de prensa habitual en la Casa Rosada (sede del Ejecutivo).

"No modificamos la ley 'a cambio de'", matizó el portavoz.

No obstante, el Gobierno ha valorado introducir cambios en algunos de los 664 artículos que componen la controvertida Ley de Bases y Puntos de Partida para La Libertad de los Argentinos, conocida popularmente como 'ley ómnibus', con la que el Ejecutivo busca reformar una gran parte de aspectos económicos, sociales y políticos de Argentina, amparándose en la emergencia que atraviesa el país suramericano.

Si se aprueba esta batería de normas, el Gobierno podría atribuirse ciertas facultades legislativas.

Hasta ahora, los miembros del Ejecutivo se han mostrado dispuestos a reducir la duración de la emergencia pública que declara la ley (de 4 a 2 años), a revisar la prohibición de reuniones de tres o más personas, la reforma electoral por la que se eliminarían las elecciones PASO (primarias, abiertas, simultaneas y obligatorias) o la introducción de un sistema de vales o 'vouchers' en el sistema educativo.

"El trámite legislativo es una tarea del poder legislativo", remarcó Adorni, que prefirió no referirse a las negociaciones que los legisladores de La Libertad Avanza, la fuerza ultraderechista que lidera Milei, mantienen con otros bloques políticos.

Los libertarios, minoritarios en la Cámara, donde cuentan con sólo 38 diputados, necesitan lograr el apoyo de al menos 91 parlamentarios más para lograr el 'quórum' necesario para que se inicie el tratamiento del paquete de medidas en el Congreso.

Según ha especulado la prensa argentina, Milei tendría garantizados los 'síes' de 37 diputados del partido del expresidente Mauricio Macri (2015-2019), Propuesta Republicana (Pro); 23 del peronismo disidente y 34 de la Unión Cívica Radical UCR).

En total, el oficialismo ya contaría con 132 apoyos parlamentarios, suficientes para poder afrontar el siguiente paso en el Congreso, donde la 'ley ómnibus' tendrá que aprobarse por mayoría simple antes de que los trámites legislativos se trasladen al Senado, donde La Libertad Avanza también necesitará aritmética parlamentaria para aprobar definitivamente la piedra angular de su plan de 'shock' económico.

Por el momento, la 'ley ómnibus' ya ha sido debatida por los diputados del Congreso en varias comisiones durante seis sesiones en las últimas dos semanas.

En las prolongadas audiencias intervinieron varios ministros, miembros de los diferentes bloques políticos, representantes sindicales, empresariales, de organizaciones de derechos humanos o artistas.

Por su parte, el Ejecutivo planea "trabajar el fin de semana" para lograr que el debate en la Cámara baja tenga lugar antes del próximo miércoles, cuando la Confederación General del Trabajo (CGT), principal central sindical del país, ha convocado media jornada de paro general y una gran movilización frente a la sede del Congreso en Buenos Aires.

Además de la oposición en las calles y los obstáculos legislativos, las reformas de Milei también están encontrándose con dificultades en el terreno judicial, donde ya se han presentado más de una decena de denuncias y recursos de amparo, principalmente contra las medidas incluidas en el decreto de necesidad y urgencia (DNU), firmado el 20 de diciembre por el mandatario y en vigor desde el 29.

La Justicia ya ha dictado varias medidas cautelares contra los planes del Ejecutivo, suspendiendo parte de las reformas.

Juan Verano

(c) Agencia EFE