Anuncios

El fracaso de Ding Liren en su vuelta a la competición, en el torneo Tata Steel de los Países Bajos

El chino Ding Liren no mostró su estatura de campeón del mundo tras su inactividad
El chino Ding Liren no mostró su estatura de campeón del mundo tras su inactividad - Créditos: @Stanislav Filippov

Todos los eneros, el clásico torneo Tata Steel de los Países Bajos es el disparo de salida de las grandes competiciones ajedrecísticas de la temporada. Un poco como lo es el Grand Slam de Australia en el tenis. A pesar de la ausencia de Carlsen, Caruana y Nakamura, el torneo que reunió catorce jugadores, presentó varios motivos de interés: la vuelta a la competición del campeón mundial Ding Liren, después de haber permanecido ocho meses inactivo por motivos psicológicos; también formó parte su contendiente en el match por la corona, Ian Nepomniachi, y la campeona mundial, la china Ju Wenjun. Y quizás lo más interesante: estuvieron todos los juveniles más prometedores del ajedrez mundial: el iraní nacionalizado francés Alireza Firoudza de 20 años, el uzbeco Abdusatorov de 19, y los indios Praggnanandha de 18 y Gukesh de 17.

Todo esto hacía prever una justa muy reñida y así lo fue; tanto, que cuatro jugadores empataron el primer puesto: los citados Abdusatorov y Gukesh, el crédito local Anish Giri, y el chino Wei Yi. Entre ellos se jugó un desempate de partidas rápidas que arrojó un sorpresivo ganador con la figura de Wei Yi, un jugador que no estaba en los cálculos de nadie. Wei Yi se hizo conocido hace unos ocho años, cuando siendo un juvenil le ganó una partida espectacular al gran maestro cubano Lázaro Bruzón. En ese momento se pensó que estaba destinado a ser un jugador de élite, y tal vez, campeón del mundo. Pero la competencia en el alto nivel es muy cerrada, con muchos grandes jugadores, de modo que gradualmente Wei Yi dejó de jugar y se dedicó a sus estudios de economía. De ese letargo salió repentinamente con esta conquista, que, a sus 25 años, lo pone nuevamente en la vitrina.

En cambio, su compatriota Ding Liren, que perdió tres partidas y sólo ganó dos, está experimentando la difícil tarea de mantener el prestigio de ser campeón mundial, sin ser el mejor jugador. Nepomniachi tampoco jugó un buen torneo, pero al menos tuvo el consuelo de vencer a Ding. La campeona Ju Wenjun tuvo un digno desempeño. Evitó el último puesto, ganó una partida y perdió cinco, con siete tablas, lo que, siendo el ranking más bajo del torneo y teniendo en cuenta que nunca había jugado un torneo de élite, puede considerarse más que bueno.

De los demás, cabe decir que Firoudza se está convirtiendo en la " eterna promesa”; no logra afirmarse como una alternativa a Carlsen y está siendo desplazado por jugadores más jóvenes que él. Es creciente la abundancia de ajedrecistas muy jóvenes en la élite. Hasta hace poco tiempo, casi todos los maestros requerían de un período de maduración antes de alcanzar los primeros lugares; ahora, está siendo moneda común conseguirlo antes de los veinte años.

Ofrezco a los lectores la combinación de ataque que hizo famoso a Wei Yi

Wei,Yi - Bruzon,Lazaro Danzhou 2015

1.e4 c5 2.Cf3 e6 3.Cc3 a6 4.Ae2 Cc6 5.d4 cxd4 6.Cxd4 Dc7 7.0–0 Cf6 8.Ae3 Ae7 9.f4 d6 10.Rh1 0–0 11.De1 Cxd4 12.Axd4 b5 13.Dg3 Ab7 14.a3 Tad8 15.Tae1 Td7 16.Ad3 Dd8 17.Dh3 g6 18.f5! e5 19.Ae3 Te8 20.fxg6 hxg6 21.Cd5! Cxd5 22.Txf7!! Rxf7 23.Dh7+ Re6 24.exd5+ Rxd5 (ahora parece que el rey negro escapará por c6 pero..)

La partida de Wei Yi
La partida de Wei Yi

25.Ae4+!! Rxe4 26.Df7!! (le quita al rey la casilla de escape d5 y amenaza mate en f3.)

26...Af6 27.Ad2+ Rd4 28.Ae3+ Re4 29.Db3! Rf5 30.Tf1+ Rg4 31.Dd3! Axg2+ (desesperado intento de romper la red de mate) 32.Rxg2 Da8+ 33.Rg1 Ag5 34.De2+ Rh4 35.Af2+ Rh3 36.Ae1! (1–0)

Las negras abandonaron. Se amenaza 37.Tf3+ Rg4 38.Dg2+ seguido de Th3 mate. Todas las defensas fallan: si 36..Tf8 37.Txf8 Dxf8 38.Dg2 mate. O 36..Af4 37.Dd3+ Rg4 38.Dxg6+ Ag5 39.h3+ Rxh3 40.Df5 mate.