Anuncios

FC Cincinnati y Luciano Acosta, la resurrección del que fuera el peor equipo de la MLS

El FC Cincinnati pasó de ser el peor club en sus primeros tres años de historia a ser gran candidato al título en 2023. Por lo pronto, ya tienen el mejor gol.

Luciano Acosta y el FC Cincinnati busca su primer tñitulo en la MLS. (Photo by Trevor Ruszkowski/USSF/Getty Images for USSF)
Luciano Acosta y el FC Cincinnati busca su primer tñitulo en la MLS. (Photo by Trevor Ruszkowski/USSF/Getty Images for USSF)

El camino no ha sido tal vez el más convencional, pero después de ser el peor equipo de la MLS durante años, el FC Cincinnati se ha convertido en el principal favorito para coronarse en la presente campaña de la MLS, y de paso ganador al mejor gol de la temporada en la MLS. Pero, ¿cómo pasó el club de ser considerado el peor de la Liga a una potencia?

Realmente han sido una variedad de factores los que tienen a los naranja y azul en la pelea por el título de la MLS: una dirección que ha sabido a quién apostar, jugadores que han elevado su nivel en el momento justo y la integración de un club que tuvo que pasar lo más bajo de la tabla.

Lo que no deja de sorprender es el ascenso tan rápido en una Liga que se enorgullece de su paridad… y en la que Cincinnati tampoco ha contado con los fichajes más sonados, aunque quizás sí algunos de los más efectivos.

De la ‘cuchara de madera’ al Supporters’ Shield

En la MLS, existe la tradición de dar el Supporters’ Shield al equipo que más puntos acumule durante la temporada regular. Al igual que el President’s Trophy en la NHL, el galardón es un reconocimiento al mejor equipo en una larga campaña antes de buscar el verdadero trofeo, el que se consigue en los playoffs.

De la mano de Pat Noonan, el FC Cincinnati ganó el Supporters' Shield por primera vez en en su historia. (Photo by Jeff Dean/Getty Images)
De la mano de Pat Noonan, el FC Cincinnati ganó el Supporters' Shield por primera vez en en su historia. (Photo by Jeff Dean/Getty Images)

Hay otra tradición menos conocida, y esa es la “cuchara de madera” otorgada al equipo que menos puntos haya conseguido en una temporada. Durante sus primeras tres temporadas, el FC Cincinnati “ganó” este “reconocimiento” mientras era considerado el peor club de la MLS.

En 2022, las cosas parecían mantener el mismo tono. Tras perder sus últimos 12 partidos de la temporada 2021, los de Ohio establecieron otro récord negativo, pues con derrotas en sus dos primeros encuentros del 2022 rompieron la marca de descalabros consecutivos. Pero ahí fue cuando todo cambió.

Una nueva dirección

Previo a la temporada 2022, la directiva del FC Cincinnati cambió las cosas una vez más. Chris Albright, procedente del Philadelphia Union, se convirtió en el gerente general, mientras que Pat Noonan, quien venía del mismo equipo, tomó las riendas como director técnico, el quinto en la corta historia del club en MLS, que data del 2019.

Con Noonan, el equipo es más versátil y juega mucho más compacto. El club ha moldeado su estilo de juego a partir del de Philadelphia, y aunque el equipo es capaz de controlar el flujo del partido con el balón, también son capaces de ganar entregando la pelota al rival. Con posesión en el 48.9 por ciento del tiempo, terminaron la campaña regular prácticamente a media tabla.

El FC Cincinnati se ha convertido en uno d elos equios más balanceados en la MLS. (Photo by Mohammad Karamali/DeFodi Images via Getty Images)
El FC Cincinnati se ha convertido en uno d elos equios más balanceados en la MLS. (Photo by Mohammad Karamali/DeFodi Images via Getty Images)

Otro factor que demuestra la adaptación del equipo dependiendo de las circunstancias es que a pesar de no liderar la Liga en goles marcados o en contra, se encuentran entre los 10 primeros en ambos rubros.

Además, en su esquema ha conseguido sacar el máximo provecho de algunos veteranos como Nick Hagglund, integrando a nuevos refuerzos como Matt Miazga -al menos antes de su reciente altercado con un grupo de árbitros-, desarrollando jóvenes de la talla de Yerson Mosquera y vigilado el desarrollo de uno de los favoritos para llevarse el premio al Jugador Más Valioso, Luciano Acosta.

‘Lucho’, el gol del año para un crack inesperado

Como pocos jugadores en la MLS, Luciano Acosta se ha convertido en el punto central del ataque del FC Cincinnati. El rosarino es uno de los máximos candidatos al MVP, con una participación directa en 29 de los 57 goles del cuadro naranja y azul. No hace falta más que ver el tanto marcado para llevarse el premio al Gol del Año ATT 5G para reconocer la calidad “Lucho”.

Durante su estancia en el DC United, Acosta tuvo algunos momentos de brillantez, pero tras una temporada de debut irregular, en los últimos dos años se ha convertido en uno de los mejores atacantes en la MLS.

El argentino también ha encontrado buena química con los otros atacantes del club. Brandon Vazquez y Mosquera han generado peligro en el área rival. Vazquez, en particular, se ha convertido en un jugador de mucho cuidado dentro del área.

FC Cincinnati tiene la oportunidad de terminar la temporada con el trofeo más importante, ahora sí. Las piezas están ahí, y Noonan, Acosta y compañía saben tanto como los aficionados en el sur de Ohio que están ante una oportunidad de oro.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

¿Debería Lionel Scaloni convocar a Germán Cano?