Anuncios

El expresidente Alberto Fernández demandará a periodista que revela escándalo de seguros

Buenos Aires, 3 mar (EFE).- El expresidente argentino Alberto Fernández (2019-2023) demandará a un periodista que lo sigue vinculando a un esquema de presunta corrupción con seguros de organismos públicos, por el que fue imputado, para defender su "honor", según informó este domingo su abogado.

Fernández "ante las injurias y calumnias propaladas" por el periodista Ricardo Roa y el diario Clarín, "nos ha instruido a iniciar las acciones civiles por daño contra su honor", dijo este domingo el abogado Gregorio Dalbón en su cuenta de X.

"La nota de hoy es difamadora, se basa en datos falsos y resulta temeraria. Además se harán demandas a todos los que directa o indirectamente propalen la noticia y mancillen el honor del expresidente. Mentir tiene consecuencias", agregó el abogado de Fernández.

Roa publicó este domingo otra nota titulada "Nuevos detalles de la telaraña de negociados con los seguros del Estado", que abunda en más maniobras de Fernández, no sólo cuando fue presidente sino también con anterioridad cuando ocupó otros cargos públicos y todos vinculados a su amigo, Héctor Martínez Sosa, esposo de su secretaria, María Cantero.

Fernández junto al extitular de Nación Seguros Alberto Pagliano ya fueron imputados por el fiscal federal Ramiro González, a raíz de una denuncia penal de la abogada Silvina Martínez, que los acusó de los delitos de violación a los deberes de funcionario público y abuso de autoridad y malversación de caudales públicos.

El fiscal investiga las presuntas irregularidades en torno al decreto firmado por Fernández en diciembre de 2021 por el que ordenó que todos los organismos públicos debían contratar los seguros en Nación Seguros, del estatal Banco Nación, en los que se habrían beneficiado amigos del exmandatario como intermediarios cobrando millonarias comisiones.

Pese a no necesitar gestores para contratar esos seguros, los organismos públicos utilizaron de intermediario a su amigo, Martínez Sosa, quien, además, figura como acreedor del expresidente en sus declaraciones juradas.

El escándalo implica un fraude de 20.000 millones de pesos (20 millones de dólares) sólo en la Administración Nacional de Seguridad Social (Anses), donde fue destapado por el extitular Osvaldo Giordano -que nombró el presidente Javier Milei y luego echó por razones políticas- y publicado el fin de semana pasado por Roa en Clarín.

Este domingo, Roa describe que los intermediarios "por hacer nada" cobraban el 17,5 % de comisión, en tanto Nación Seguros se queda con el 25 % del negocio porque metieron "empresas privadas a las que les dan el 75 % del negocio", como Sancor, Life Orígenes, San Cristóbal y San Germano.

El editor General de Clarín contó además que Fernández, tras ser jefe del Instituto de Reaseguros en la década del 90, le sucedieron denuncias por presuntos "negociados", y que protagonizó "un escándalo mayor" como presidente del Grupo Banco Provincia de Buenos Aires, cuando "compró inexplicablemente la empresa de seguros Vanguardia", cuyo dueño era Martínez Sosa, "que debía una pila de plata".

Fernández -al regresar de España donde residió con su familia por unos meses tras dejar el cargo el 10 de diciembre pasado- buscó despegarse de la denuncia al indicar al diario La Nación: "No pedí por nadie, y si mi secretaria lo hizo, se extralimitó".

Pero Martínez Sosa y otros productores de seguros figuran como visitantes en 2020 -incluso en mayo de ese año, durante la pandemia de covid-19- en los registros oficiales de las visitas a la residencia presidencial en la localidad de Olivos.

(c) Agencia EFE