Anuncios

Escándalo en la agencia de la ONU en Gaza: varios países suspenden sus donaciones e Israel pide que la cierren

Un trabajador de la UNRWA en Gaza
Un trabajador de la UNRWA en Gaza - Créditos: @Getty Images

LONDRES.- El Reino Unido, Italia, Países Bajos y Finlandia se convirtieron el sábado en los últimos países en suspender su aporte económico a la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos (Unrwa), tras las acusaciones de que parte de su personal estuvo implicado en los ataques de Hamas contra Israel el 7 de octubre.

Estados Unidos, Australia y Canadá ya habían suspendido la financiación a la agencia, una fuente fundamental de apoyo para la población de Gaza, tras las acusaciones de Israel. La agencia dijo el viernes que abrió una investigación sobre varios empleados y cortó los lazos con esas personas.

Estados Unidos ha sido el mayor donante por un amplio margen, proporcionando a la agencia varios cientos de millones de dólares en 2023 y 340 millones de dólares en 2022. Australia, Gran Bretaña, Canadá y Finlandia contribuyeron juntos alrededor de 66 millones de dólares ese año, según la agencia.

Palestinos refugiados en la una escuela de la UNRWA en Khan Yunis, luego de huir del norte de Gaza. Mohammed Talatene/dpa
Palestinos refugiados en la una escuela de la UNRWA en Khan Yunis, luego de huir del norte de Gaza. Mohammed Talatene/dpa - Créditos: @Mohammed Talatene

El ministro israelí de Relaciones Exteriores, Israel Katz, alentó más suspensiones de donantes y dijo que la Unrwa debería ser reemplazada una vez que los combates en el enclave amainen, acusándola de tener vínculos con militantes islamistas en Gaza.

”En la reconstrucción de Gaza, la @Unrwa debe ser reemplazada por agencias dedicadas a la paz y el desarrollo genuinos”, añadió en la red social X.

En el pasado, la Unrwa siempre rechazó acusaciones similares y sostuvo que solo es una agencia de ayuda humanitaria.

Por su parte el Ministerio de Relaciones Exteriores palestino criticó lo que describió como una campaña israelí contra la Unrwa, y Hamas condenó la rescisión de contratos de empleados “basada en información procedente del enemigo sionista”.

La Unrwa se creó para ayudar a los refugiados de la guerra de 1948 tras la fundación de Israel y proporciona servicios humanitarios, de educación y salud a los palestinos de Gaza, Cisjordania, Jordania, Siria y Líbano. Ayuda a cerca de dos tercios de los 2,3 millones de habitantes de Gaza y está desempeñando un papel fundamental durante la guerra que Israel lanzó para eliminar a Hamas tras los atentados del 7 de octubre.

Ese día, milicianos de Hamas ingresaron por sorpresa en territorio israelí y mataron a unas 1200 personas, además de secuestrar a otras 240, entre ellas una veintena con nacionalidad argentina.

El Ministerio de Relaciones Exteriores británico anunció el sábado la suspensión temporal de la financiación de la Unrwa mientras se revisan las acusaciones. ”El gobierno italiano ha suspendido la financiación de la Unrwa tras el atroz ataque contra Israel del 7 de octubre”, dijo por su parte el canciller Antonio Tajani en X. Los Países Bajos y Finlandia también paralizaron la financiación.

Philippe Lazzarini, comisario general de la agencia para los Refugiados Palestinos perteneciente a la ONU y también conocida como UNRWA por sus siglas en inglés (AP Foto/John Minchillo, Archivo)
Philippe Lazzarini, comisario general de la agencia para los Refugiados Palestinos perteneciente a la ONU y también conocida como UNRWA por sus siglas en inglés (AP Foto/John Minchillo, Archivo)

Investigación

Al anunciar la investigación, el comisario general de la Unrwa, Philippe Lazzarini, dijo el viernes que decidió rescindir los contratos de algunos miembros del personal para proteger la capacidad de la agencia para prestar asistencia humanitaria. Lazzarini no reveló el número de empleados presuntamente implicados en los ataques, ni la naturaleza de su supuesta participación. Dijo, sin embargo, que “cualquier empleado de la Unrwa que estuviera implicado en actos de terrorismo” sería responsabilizado, incluso mediante acciones penales.

Poco después, el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, emitió un comunicado en el que indicó que ya estaba al tanto de acusaciones “extremadamente graves” y se declaró “horrorizado por la noticia”.

El Departamento de Estado estadounidense dijo que doce empleados de la Unrwa “podrían haber estado involucrados” en el asalto de Hamas.

Durante las semanas de bombardeos israelíes sobre el enclave palestino, la Unrwa afirmó en repetidas ocasiones que su capacidad para prestar asistencia humanitaria a la población de Gaza está al borde del colapso.

Un camión de ayuda humanitaria de la UNRWA llega a Rafah, Gaza. Photo: Abed Rahim Khatib/dpa
Un camión de ayuda humanitaria de la UNRWA llega a Rafah, Gaza. Photo: Abed Rahim Khatib/dpa - Créditos: @Abed Rahim Khatib

Hussein al-Sheij, jefe del organismo político que agrupa a los palestinos, la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), dijo que recortar el apoyo a la agencia conlleva importantes riesgos políticos y humanitarios.

Por su parte el Ministerio de Relaciones Exteriores de Alemania, uno de los principales donantes de la Unrwa, dio la bienvenida a la investigación, mostrando su profunda preocupación por las acusaciones formuladas contra los empleados de la agencia.”Esperamos que Lazzarini deje claro dentro de la plantilla de la Unrwa que todas las formas de odio y violencia son totalmente inaceptables y no serán toleradas”, dijo en X.

Agencias Reuters y AFP