Anuncios

Corridas de toros: ¿qué países y lugares han decidido prohibirlas?

CIUDAD DE MÉXICO, enero 31 (EL UNIVERSAL).- México vive un intenso debate en torno a las corridas de toros. Sus detractores afirman que es "tortura animal", mientras sus defensores insisten en que es un "arte". Este miércoles, una jueza suspendió de nuevo las corridas, pero la Plaza México impugnó. Incluso el presidente Andrés Manuel López Obrador se subió al tema, diciendo que el 5 de febrero presentará una reforma para prohibir el maltrato animal.

El debate no es exclusivo de México. En Cataluña, por ejemplo, el Parlamento aprobó en julio de 2010 prohibir las corridas de toros. Antes de que la medida entrara en vigor, en 2011, el 25 de septiembre de 2010 se realizó la última corrida, que muchos recuerdan con nostalgia, con la participación de José Tomás, Juan Mora y Serafín Marín. Sin embargo, en otras partes de España, se siguen realizando corridas.

En Reino Unido, el maltrato de toro o de osos, igual que las peleas de perros, quedaron prohibidas desde 1824, cuando se fundó la Royal Society for the Prevention of Cruelty to Animals (Sociedad Real para la Prevención de la Crueldad con los Animales).

En Francia, otro país donde la tauromaquia es de gran tradición, no se han prohibido las corridas a nivel nacional, aunque sí en algunas regiones. En 2015, las corridas dejaron de ser consideradas patrimonio inmaterial. Además, el país reconoció a los animales como seres vivos dotados de sensibilidad.

Ese mismo año, el Parlamento Europeo decidió poner fin a cualquier tipo de ayuda pública que se destinara a la tauromaquia.

La situación en AL

En Argentina, en 1822 se aprobó una orden prohibiendo las corridas no autorizadas y se mandó a descornar todos los toros que participaban, reduciendo enormemente el riesgo. Aun así, siguió habiendo algunas, pese a las críticas de asociaciones protectoras de animales. Las últimas corridas de las que se tiene registro ocurrieron en 1899 y 1902. De acuerdo con el diario argentino "La Nación", la primera se realizó en un terreno en retiro y terminó con un torero muerto tras ser embestido. El escándalo fue enorme. Argentina se convirtió así en el primer país de América Latina en prohibir la tauromaquia.

En Uruguay, en 1921 se aprobó un decreto para prohibir no solo las corridas de toros, sino cualquier espectáculo que implicara el sufrimiento de animales.

En Cuba, las corridas de toros fueron prohibidas desde 1899. Sin embargo, después se celebraron algunas de forma eventual. En la actualidad no se realizan.

Ecuador optó por una solución distinta: en 2011, la gente voto a favor de prohibir cualquier espectáculo que implicara maltrato o tortura de animales. Pero en vez de eliminar las corridas de toros, se realizan, con la diferencia de que el animal no es asesinado.

Colombia, igual que México, vive un gran debate sobre el tema de los toros. En abril del año pasado, la Cámara de Representantes "tumbó" el proyecto que pretendía prohibir estos eventos, muy populares en el país. El argumento fue que la prohibición no solo iba contra una actividad cultural, sino que además pegaba a las economías locales.