Anuncios

Los canditados apoyados por el líder preso Imran Khan lideran el recuento de votos en Pakistán

Islamabad, 9 feb (EFE).- Los candidatos independientes respaldados por el ex primer ministro encarcelado Imran Khan marcaron una inesperada ventaja de sus rivales políticos y se posicionan como la principal fuerza en las elecciones generales de Pakistán, con poco más de la mitad de los resultados escrutados.

De los 136 resultados anunciados hasta el momento para escoger a 265 representantes de la Asamblea Nacional (NA, Parlamento) para los próximos cinco años, los independientes respaldados por el Pakistán Tehreek-e-Insaf (PTI) de Khan cuentan con 54 asientos, según los datos provisionales de la Comisión Electoral de Pakistán (ECP),

Le sigue la Liga Musulmana (PML-N) se posiciona como segunda fuerza con 42 escaños, y detrás el Partido Popular de Pakistán (PPP), de Bilawal Bhutto-Zardari, con 34 escaños.

Pese a la ventaja de los candidatos de Khan, ninguna de las fuerzas políticas tiene ganancias suficiente para formar por si solo un gobierno de mayoría.

El resultado en favor del PTI es un escenario inesperado para estas elecciones, ya que la exestrella de críquet quedó excluido de la carrera electoral acorralado por más de un centenar de casos judiciales y tres condenas dictadas la semana pasada que le mantiene en prisión.

El partido no solo enfrentó estas elecciones con su principal líder y más allegados colaboradores presos, pues la Corte Suprema también le despojó de los símbolos e identidad justo un mes antes de las elecciones, obligando a su candidatos a medirse como independientes.

Esta decisión fue un gran golpe para la maquinaria del PTI que tuvo que poner su empeño en orientar al mayor número de votantes a identificar sus candidatos entre otros cientos inscritos en las listas.

Hasta ayer, el escenario más anticipado para Pakistán era una victoria de la Liga Musulmana (PML-N), en parte por la ventaja que supone tener a Khan en prisión, pero sobre todo por el tácito apoyo del poderoso Ejército de Pakistán, visto como el verdadero poder que controla el país.

El PMLN y el PPP formaron un gobierno de coalición de manera interina tras la salida del poder de Khan en abril de 2022.

Bhutto, que fue canciller de ese Gobierno interino, dejo entrever recientemente que no volvería a pactar con Sharif.

Por su parte, uno de los líderes del PTI, Gohar Ali Khan, hoy en una entrevista con el canal paquistaní GeoTV, aseguró que no hay de momento ninguna conversación para forjar alianzas con el PPP o el PML-N.

"No tenemos ningún contacto con PPP o PML-N", dijo Barrister Gohar.

La jornada electoral se celebró ayer con el bloqueo de la telefonía móvil y limitaciones de internet, ordenadas por el propio Gobierno como medida de seguridad para evitar los ataques violentos a los centros.

Esto redujo el flujo de información y los informes en tiempo real sobre lo que ocurría en los centros de votación, y la comunicación entre los votantes y los representantes de los partidos.

Pakistán es constitucionalmente una república parlamentaria, por lo que en estas elecciones un partido necesita ganar una mayoría de 133 escaños para poder formar gobierno.

La Asamblea Nacional paquistaní tiene 266 escaños, aunque ayer solo fueron elegidos 265 representantes, después de que la EPC decidiera suspender la elección de una circunscripción.

(c) Agencia EFE