Anuncios

Caravana rechaza apoyo de gobierno y continúa a pie

JUCHITÁN, Oax., enero 23 (EL UNIVERSAL).- Los aproximadamente mil 500 migrantes que forman la caravana denominada Éxodo de la Pobreza salieron la mañana de este lunes de Santo Domingo Tehuantepec hacia el municipio de Jalapa del Marqués, luego de que el contingente rechazara la propuesta del gobierno de Oaxaca para trasladarlos en autobús hasta el municipio veracruzano de Jesús Carranza, en la zona norte del Istmo y límite del territorio oaxaqueño.

En una ruta de 30 kilómetros, que incluye las primeras subidas montañosas que caracterizan los 153 kilómetros que restan para llegar a la capital de Oaxaca, el contingente de extranjeros optó por caminar.

El pasado domingo, el coordinador del Centro por la Dignificación Humana, Luis Rey García Villagrán, quien ha estado acompañando a la caravana, informó a los migrantes, mediante un video, que el gobierno oaxaqueño les ofrecía el traslado en autobuses hasta Jesús Carranza, Veracruz, y les pidió que analizaran la propuesta.

Tras examinar el ofrecimiento de las autoridades oaxaqueñas, los extranjeros en tránsito acordaron continuar con su recorrido a pie. "Acordamos seguir caminando y mañana saldremos hacia Jalapa del Marqués", dijo en la noche del domingo la coordinadora Rosa Vásquez, quien denunció que desde las 19:00 horas de ese día se quedaron sin el servicio de energía eléctrica en la Unidad Deportiva Guié Nogola, espacio proporcionado por las autoridades municipales donde acampó la caravana.

"Para nosotros el corte de luz fue un acto de intimidación", dijo García Villagrán.

A oscuras, los miles de migrantes pasaron la noche en dicho espacio, pues los coordinadores confirmaron que el suministro no regresó.

"La luz no se restableció", aseguró por su parte Rosa Vásquez, poco antes de salir a las 7:00 horas hacia Jalapa del Marqués.

El rechazo al ofrecimiento de autobuses por parte de los migrantes se debe a que insisten en que sean considerados por el gobierno mexicano como grupo vulnerable y les otorguen una visa humanitaria que les permita una estancia de un año en el país y así lograr cruzar la frontera norte y llegar a Estados Unidos.

*30 kilómetros de subidas montañosas los recorrió a pie el contingente de migrantes.