Anuncios

Afición mexicana se divide entre Randy Arozarena y Julián Quiñones

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 6 (EL UNIVERSAL).- El tema de la nacionalización en los deportistas es una polémica que constantemente se presenta en México y este año no ha sido la excepción.

Ahora, son el beisbolista Randy Arozarena y el futbolista Julián Quiñones, los señalados por la afición mexicana.

Mientras una mayoría de mexicanos aplaudió la actuación del pelotero cubano en el pasado Clásico Mundial de Beisbol, donde México finalizó en tercer lugar, otra mayoría ha cuestionado la invitación al delantero del América para entrenar con el Tri.

Para algunos, Randy Arozarena eligió jugar con México por "amor", mientras que Julián, nacido en Colombia, quiere representar a la selección de futbol por "conveniencia".

Uno de los puntos que argumenta, en su mayoría los fans de beisbol, es que el pelotero de los Tampa Bay Rays es uno de los mejores del mundo actualmente y con opción de jugar en una potencia como Cuba, su país natal.

Y hasta pidió apoyo al presidente Andrés Manuel López Obrador para que agilizara su naturalización y poder representar a la Selección Mexicana de Beisbol en el WBC.

Julián Quiñones rechazó jugar para Colombia

Si bien, Julián Quiñones aún no tiene su pasaporte mexicano y todavía debe realizar el cambio de Confederación con FIFA, ya entrenó con la Selección Mexicana por invitación y rechazó a su país natal.

Duilio Davino, director de la selección varonil y Jaime Lozano, técnico de la Selección Nacional, informaron que el delantero del América rechazó la convocatoria de Colombia y externó su deseo por representar al conjunto azteca.