Los conductores de UPS exponen las temperaturas infernales en las que trabajan cada día: más de 100 grados

·6  min de lectura

Los conductores de UPS están exponiendo las temperaturas infernales en las que trabajan cada día, y muestran lecturas en algunos camiones muy por encima de 100 grados Fahrenheit (38 grados Celsius).

El martes, Teamsters for a Democratic Union tuiteó imágenes de termómetros en los camiones de UPS que mostraban lecturas entre 116 grados Fahrenheit (47 grados Celsius) y 121 grados Fahrenheit (49 grados Celsius).

“Los directores generales de UPS nunca aceptarían trabajar en oficinas a 120 o 130 grados. Los conductores tampoco deberían hacerlo”, escribió el grupo del sindicato que representa a los conductores de UPS en la plataforma de redes sociales.

Elliot Lewis, conductor de UPS, preguntó: “¿Por qué @UPS se niega a instalar ventiladores en nuestros camiones?”.

“Los conductores están sufriendo golpes de calor y muriendo. UPS se niega a instalar aire acondicionado o ventiladores mientras pone cámaras en los camiones”, añadió.

Lewis incluyó una foto de un “reporte de inspección del vehículo del conductor” en el que se había negado la solicitud de instalar un ventilador porque era una “decisión corporativa”.

El conductor también incluyó una captura de pantalla de un acuerdo entre el sindicato Teamsters y UPS según el cual “las partes acuerdan que el conductor de un auto de carga que solicite un ventilador deberá hacer dicha solicitud a través del Comité de Seguridad y Salud local para su aprobación. Cualquier disputa sobre la instalación de un ventilador se remitirá directamente a los copresidentes del Comité Nacional de Seguridad y Salud para su resolución. Dicha solicitud no podrá ser denegada de manera injustificada”.

La familia de un conductor de UPS de 24 años que murió en junio tras desplomarse en Los Ángeles mientras entregaba paquetes cree que la causa de la muerte fue un golpe de calor, según The Guardian.

Ese mismo mes, el propietario de una vivienda en Scottsdale (Arizona) publicó un vídeo de un timbre de un conductor de UPS que se desplomó frente a su puerta mientras entregaba un paquete con un calor de 110 grados Fahrenheit (43 grados Celsius).

El conductor que aparece en las imágenes no ha sido identificado. Más tarde se lo vio levantarse y volver a su camión.

UPS dijo en un comunicado en ese momento que el conductor estaba bien y un portavoz de la compañía añadió a The Independent el miércoles que los conductores “están entrenados para trabajar al aire libre y para los efectos del clima caliente”.

“La salud y la seguridad de nuestros empleados es nuestra máxima prioridad”, señaló UPS. “La preparación, el descanso, la hidratación y el mantenimiento de buenas prácticas de salud son claves para trabajar al aire libre. UPS invierte más de $260 millones al año para implementar programas centrados en la seguridad, incluyendo el trabajo en tiempo caluroso”.

En varios estados de EE.UU. se han registrado temperaturas superiores a los 100 grados Fahrenheit (38 grados Celsius) este verano, sobre todo en el sur y el oeste. Se están investigando cuatro muertes en el noroeste del Pacífico por su posible relación con el calor, tras las altísimas temperaturas de la semana pasada en la zona, y más de 100 millones de estadounidenses han tenido que hacer frente a varias alertas por calor este verano, señaló The Guardian.

Los expertos han advertido en repetidas ocasiones que la situación empeorará significativamente a menos que se aborde de manera adecuada, y que las olas de calor serán más largas e intensas.

Los Teamsters tuitearon una lista de demandas el mes pasado, diciendo que UPS no ha compartido “ninguna prueba científica de que el aire acondicionado” en sus camiones “sería ineficaz”.

El sindicato añadió que las guías federales “recomiendan claramente que dicha refrigeración es, de hecho, un medio eficaz para que los empleadores mitiguen el riesgo de enfermedades por calor en el trabajo”.

Los Teamsters expresaron que todos los camiones deberían tener ventiladores. En este momento, hay que hacer una solicitud y los conductores tienen que “soportar un proceso largo” antes de que se produzca la instalación, según el sindicato.

UPS también podría instalar máquinas de hielo, agua, toallas frías para el cuello y adaptar sus uniformes para que funcionen mejor con el calor. Los Teamsters añadieron que debería contratarse a más conductores para liberar tiempo a los actuales para que se centren en el descanso y la hidratación.

El presidente general de los Teamsters, Sean O’Brien, señaló en un comunicado el mes pasado que “al negarse a aplicar estas medidas de seguridad, la empresa está enviando literalmente a los conductores a morir en el calor”.

El miércoles, UPS declaró a The Independent que “nuestros vehículos de reparto de paquetes hacen paradas frecuentes, lo que requiere apagar el motor y abrir y cerrar las puertas, unas 130 veces al día en promedio. Hemos estudiado la mitigación del calor en nuestros vehículos y hemos integrado sistemas de aire forzado con ventilación para crear un flujo de aire alrededor del conductor y las zonas de carga. Optimizamos el techo de los vehículos para minimizar el calor en la zona de carga, además de aislar el techo de la cabina. También ofrecemos ventiladores a los conductores que lo soliciten”.

El sindicato Teamsters comenzó el lunes una campaña para mejorar el acuerdo con la empresa. El contrato actual entre UPS y el sindicato finaliza el próximo mes de agosto. Los conductores esperan obtener mejores condiciones de trabajo y un aumento de sueldo.

UPS también indicó en el correo electrónico enviado a The Independent que “tienen un programa que fue desarrollado con el aporte de expertos en el campo de la salud y la seguridad ocupacional que se centra en la educación de los empleados sobre la hidratación junto con la nutrición y el sueño adecuado antes de trabajar en temperaturas más altas”.

“Tenemos reuniones matinales con los conductores durante todo el año, recordándoles las temperaturas previstas y animándoles a ser conscientes de sus propias condiciones de salud. En verano, además de proporcionar agua y hielo a los empleados, impartimos de manera habitual formación sobre prevención de enfermedades y lesiones causadas por el calor a todos los directores de operaciones y conductores”, añadió el portavoz.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.