Condenan a 10 años de prisión a un expolicía por el asalto al Capitolio

·2  min de lectura

Washington, 2 sep (EFE).- Un ex-marine y policía jubilado de Nueva York, Thomas Webster, ha sido condenado a 10 años de prisión por su participación en el asalto al Capitolio estadounidense del 6 de enero de 2021, en lo que supone la mayor condena impuesta hasta ahora por esos hechos.

Webster fue condenado por atacar a un agente de policía durante el asalto protagonizado por una turba de seguidores del expresidente Donald Trump en un intento por impedir la certificación de la victoria del demócrata Joe Biden sobre el exmandatario republicano.

El expolicía, de 56 años, de Goshen (Nueva York), fue condenado por un jurado federal en Washington el pasado mes de mayo por los seis cargos de los que se le acusaba, incluido el de agredir al policía y participar en actos de violencia en terrenos restringidos con un arma peligrosa.

El 6 de enero de 2021, el exmarine empujó una valla metálica contra el cordón policial que protegía la sede del Congreso de EE.UU., y posteriormente tumbó a un agente contra el suelo y trató de arrancarle la máscara antigás.

Los abogados del acusado aseguraron durante el juicio que Webster actuó en todo momento en defensa propia y que fue el agente policial de servicio el que instigó la pelea.

Hay más de 700 personas imputadas por diferentes delitos por el asalto a la sede del Congreso federal de EE.UU., según los datos aportados por el Departamento de Justicia.

Y esta es hasta ahora la mayor condena dictada por el suceso en el que fallecieron cinco personas y 140 agentes resultaron heridos.

El 6 de enero de 2021, una turba de seguidores del entonces presidente Donald Trump (2017-2021) irrumpió en el Capitolio cuando se celebraba una sesión conjunta de la Cámara de Re3presentantes y el Senado para ratificar la victoria de Biden en los comicios de noviembre anterior.

Poco antes, Trump pronunció un discurso incendiario desde la Casa Blanca ante sus seguidores, en el que los animó a marchar hacia el Capitolio en medio de sus acusaciones infundadas de que los demócratas habían amañado los resultados de la elección.

(c) Agencia EFE