Cierran una playa de Nueva York a bañistas por avistamiento de tiburones

·2  min de lectura

Las autoridades de Nueva York cerraron este martes una de sus playas más populares a los bañistas por avistamiento de tiburones después de varios ataques de estos animales a personas registrados en la zona cercana de Long Island en las últimas semanas.

La policía local, a través de Twitter, informó de que todas las playas de Rockaway (en el distrito de Queens) estarán cerradas a los bañistas hasta próximo aviso, aunque su paseo, en el que se pueden encontrar varios bares y restaurantes, permanecerá abierto al público.

Según medios locales, las autoridades han detectado dos tiburones y están haciendo un seguimiento aéreo de las playas, a las que se puede acceder en metro o en ferri y que son las más populares de la ciudad junto a las de Coney Island.

El avistamiento de estos animales en aguas de Nueva York se produce después de que se registraran al menos cinco ataques a personas en las últimas dos semanas en diferentes puntos de Long Island, una zona costera del estado que enfrenta el oceáno Atlántico.

Una de las víctimas fue un socorrista de Ocean Beach que sufrió varias mordeduras en el pie, producidas por un tiburón tigre de tamaño de entre 3 y 5 pies (entre 1 y 1,5 metros), según reportó a principios de mes la televisión News12 de Long Island.

Justo ayer lunes, la gobernadora del estado, Kathy Hochul, dijo que había ordenado ampliar el número de patrullas de vigilancia de tiburones en las playas de Long Island tras los incidentes.

Los expertos señalan que hay muy pocas probabilidades de ser mordido por un tiburón, menos de una entre cuatro millones, pero recomiendan tomar precauciones para evitar los encuentros con ellos, como no bañarse solo, no entra en el agua con una herida abierta y evitar los momentos del amanecer y el atardecer.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.