China prohíbe los ascensos al Everest y planea pintar una línea de demarcación

·3  min de lectura
El Monte Everest tiene una altitud de 8.848,86 metros sobre el nivel del mar
iStock

China suspendió las ascensiones al Everest desde su territorio para evitar riesgos de contaminación por coronavirus Covid-19 por parte de alpinistas procedentes de Nepal, según informó la agencia estatal Xinhua.

Las medidas se adoptaron debido a que China, primer país golpeado por la pandemia a fines de 2019, si bien logró controlar la enfermedad, quiere evitar infecciones procedentes del extranjero.

Sus fronteras están prácticamente cerradas desde marzo de 2020, pero las autoridades chinas están preocupadas ahora por los riesgos que representa la cumbre del Everest, que China comparte con Nepal, a 8848 metros de altura.

Nepal, vecino de India, está transitando una segunda ola epidémica, pero intenta reactivar su turismo tras una temporada 2020 de ascensión al Everest anulada por la pandemia.

Dada la situación sanitaria, “todas las actividades de ascensión (al Everest) quedan anuladas”, indicó la agencia oficial china Xinhua, aunque el tiempo en que esta medida estará en vigor no ha sido precisada, consignó la agencia AFP.

A principios de semana, China ya anunció la instalación de una “línea de demarcación” en la cumbre del Everest para protegerse del coronavirus, pero las autoridades no habían detallado cómo preveían marcar su territorio en un lugar muy pequeño donde solo caben algunos alpinistas al mismo tiempo.

Los dos primeros muertos del 2021

En la víspera del anuncio habían fallecido los primeros dos escaladores de la temporada 2021. Se trata de un estadounidense y un suizo, que fallecieron mientras intentaban alcanzar la cima del monte. Chhang Dawa Sherpa, de la agencia Seven Summit Treks, informó que el alpinista suizo Abdul Waraich, de 40 años, “sufrió agotamiento” tras llegar a la cumbre (8.848,86 metros) y dijo en su cuenta de Instagram que se envió “a dos sherpas adicionales con oxígeno y alimentos, pero no pudieron salvarlo”, según consignó la agencia AFP.

La otra víctima fatal fue el estadounidense Puwei Liu, de 55 años, quien llegó hasta el paso de Hilary pero fue víctima de la “ceguera de las nieves” y de agotamiento, y necesitó ayuda para el descenso. “Llegó al campo 4, donde falleció poco después de manera súbita”, precisaron los organizadores. En tanto, advirtieron que debido al mal tiempo no es posible recuperar por el momento los cuerpos de los montañistas para el descenso y su posterior repatriación.

Durante el 2019 fallecieron once personas cuando intentaban alcanzar la cima del Everest.

Aunque la pandemia de coronavirus frenó la temporada en 2020, este año Nepal suavizó las reglas de cuarentena con el fin de atraer más alpinistas, pese a los riesgos de contraer Covid-19 durante su expedición, donde la altura dificultaría la asistencia médica. “Las condiciones meteorológicas más benevolentes han coincidido sin embargo con una virulenta ola de Covid-19 en Nepal, donde hay confirmadas más de 422.000 infecciones y más de 4250 muertes desde el inicio de la pandemia”, agregaron.

En las últimas semanas, “más de 30 alpinistas fueron evacuados del campamento base, situado a 5364 metros de altitud, con síntomas de coronavirus, aunque solo tres de ellos dieron positivo en los test de diagnóstico”, indicaron.

En total, Nepal entregó este año 408 autorizaciones de escalada, un número muy superior a las 381 de 2019. En este momento, en el campamento base hay más de mil personas, entre alpinistas y sus equipos de apoyo, y los hoteles en la zona volvieron a abrir, consignó la agencia AFP.

Con información de la agencia Télam y AFP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.