El Cervantes de Nueva York celebra la palabra con una exposición de arte

Nueva York, 25 jun (EFE News).- El Instituto Cervantes de Nueva York inaugurará el próximo lunes "La Creación Muda", una exposición de varias obras para celebrar el lenguaje y creadas por siete artistas de cinco países hispanoamericanos que recuerdan al espectador que hay muchas maneras de comunicación más allá del habla y la palabra.

"Hay un lenguaje mágico en la materia de las cosas, hay una forma, unos lenguajes que no son el lenguaje tipo que podemos entender como el habla; entonces, nos pareció interesante aunar el habla con los diferentes tipos de lenguajes, como es el lenguaje del arte y del arte contemporáneo", explica a Efe una de las comisarias de la exposición, Clara Andrade Pereira.

En total son siete artistas de países de hispanohablantes -España, Colombia, Cuba, Chile y Puerto Rico- cuyos trabajos "hablan de distintos tipos de lenguaje" y que podrán verse entre el 28 de junio y el 10 de septiembre, en la primera exposición del Cervantes a los visitantes que podrán acudir sin solicitar cita previa, tras el levantamiento de las restricciones por parte de las autoridades.

CREAR UNA COMUNIDAD DE ARTISTAS DE HABLA HISPANA

La gestora cultural del centro, Delia Antelo, asegura a Efe que el Instituto pretende "crear una comunidad de artistas y de personas interesadas por el arte de distintos países de habla hispana".

"Con este proyecto inauguramos en el Instituto Cervantes de Nueva York un plan de proyectos comisariados con artistas hispanos que están trabajando en esta ciudad o alrededores, y los hay muchos y muy buenos, que van a ser invitados a hacer proyectos específicos para nuestros centro y para nuestros espacios", subraya Antelo.

En esta primera exposición, el trabajo del artista colombiano Daniel Mantilla muestra la tensión muda de una conversación congelada en el tiempo y que transcurre en un espacio claustrofóbico.

"Mi obra, en general, trata de acumulaciones y encierro. A menudo tengo figuras que están interactuando en espacios cerrados, ya sea en jardines, en azoteas o en lugares domésticos", explica a Efe.

En su cuadro, dos figuras mantienen una conversación pero el discurso de una invade todo el espacio e incluso se desborda por los márgenes del lienzo.

"La obra se llama monólogo porque aunque están aparentemente en una conversación, en realidad no se están escuchando el uno al otro", dice el pintor, al que le gusta trabajar con manuales para construir muebles y andamios y utilizar "colores que chillan" para transmitir tensión y una idea de encierro que remarca, a veces, con líneas "repetitivas que crean la sensación de prisión".

INSPIRADA EN UN TEXTO QUE ABORDA EL LENGUAJE COMO UN MEDIO ESPIRITUAL

Las comisarias se inspiraron para la exposición en el libro "On Language as such, and on the language of man" ("Sobre el lenguaje en general y sobre el lenguaje de los humanos"), publicado en 1916 por el filósofo y ensayista alemán Walter Benjamin.

Según Andrade, este texto revolucionario aborda el lenguaje como un "medio espiritual", como un "lenguaje mágico que dan ciertas situaciones, obras de arte que transmiten cosas que muchas veces no podemos ni escribir", como los abrazos "que echábamos de menos".

Los trabajos expuestos del chileno Hernán Rivera Luque, dos lienzos sin título, expresan la riqueza de los acentos del idioma a través de un collage de fragmentos de carteles publicitarios.

"Son fragmentos de carteles publicitarios que forman un todo, un conjunto, y al fraccionarlos representan los cambios en el lenguaje, las sutilezas de los distintos acentos, de cómo los distintos países utilizan el idioma castellano de distinta manera y de cómo los trozos se ponen juntos y forman un nuevo conjunto y representan cómo el lenguaje cambia", explica Blanca Pascual Baztán, otra de las comisarias.

LA CRISIS Y EL LENGUAJE

Las comisarias, fundadoras de la plataforma digital de coleccionismo de arte "La Pera Projects", también han elegido la obra "Esta madera salvará el país", de Quintín Rivera Toro, una tabla de madera con esa frase impresa en la cara visible.

Este trabajo de Rivera forma parte de su serie "Pinturas débiles", para la que seleccionó "textos basados en la reacción del artista a la agitación global derivada de la crisis económica actual y en la forma en que la sociedad ha afrontado los actuales cambios vitales".

Según las comisarias, "el colapso físico de las palabras en su obra es una metáfora del posible colapso conceptual del significado de las frases presentadas".

En la exposición, además, se muestra una obra de Alba Lorente Hernández ("Dibujo aéreo"), donde la artista "monumentaliza el poder de la abstracción y la gestualidad desgarradora".

Los libros caleidoscópicos reflejados en "Templo, Pagoda y Torre", de Laura Jiménez Galvis, hacen referencia, por su parte, a lo que quedó de la Gran Biblioteca de Alejandría después de su saqueo y su destrucción.

Asimismo, se podrá ver la pieza pictórica "Godoy Blank", de Fernando Martín Godoy, y que se inspira en el viaje del poeta Federico García Lorca a Nueva York en 1929.

Por último, Alex Valls contribuye a la exposición con "Informal Body", un grupo escultural en el que la arcilla se convierte en un "vehículo para el lengua, en un proceso y en un resultado".

El Instituto Cervantes destaca que estos creadores "olvidan que la lengua es el medio único de interacción común y defienden el espíritu del arte como vía de comunicación".

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.