Caso Madeleine: reabren una investigación por violación contra el principal sospechoso del secuestro

LA NACION
·3  min de lectura

La Policía de Portugal reabrió una investigación no resuelta sobre la violación de una mujer irlandesa contra Christian Brueckner, el principal sospechoso por la desaparición de Madeleine McCann, en mayo de 2007. La víctima del abuso sexual señaló que el criminal alemán, actualmente en prisión, pudo haber sido su atacante.

Sorpresa en Egipto: descubren que una momia infantil de 3000 años no es humana

Hazel Behan fue la mujer que señaló a Brueckner. Ella fue amordazada y violada en un departamento de Praia da Rocha, en Portugal, en el año 2004. Nunca se encontró al culpable del aberrante hecho, y ahora, tras conocer las noticias acerca del sospechosos de secuestrar a la pequeña Madeleine, la mujer, de 37 años lo señaló como el probable responsable del abuso.

Brueckner fue condenado por una violación similar el año posterior al ataque que denuncia Behan. Los detectives portugueses comenzaron a recopilar los expedientes de los casos archivados para ver si pueden dar con los elementos para abrir una causa contra el alemán.

"Los detectives están buscando nuevas pruebas y la investigación se reabrió", le dijo una fuente al medio británico Sky News.

Lamentablemente, la evidencia del ADN de aquel ataque sexual fue destruida por orden del juez en su momento, una práctica que es común en las investigaciones portuguesas cuando no se da con ningún sospechoso al cotejar los datos genéticos.

Behan estaba trabajando como agente de vacaciones en Praia da Rocha cuando fue atacada. Ese lugar está próximo al sitio donde vacacionaba junto a su familia la pequeña británica Madeleine McCann, y donde fue secuestrada el 3 de mayo de 2007.

Madeleine McCann desapareció del hotel en Portugal donde vacacionaba con su familia, en mayo de 2007, y el principal sospechoso es el alemán Christian Brueckner

El ataque sexual

En el caso de la mujer abusada, el hecho le ocurrió en abril de 2004, dos meses después de haber arribado a Portugal. Un hombre con una máscara ingresó a su balcón, luego al departamento y la sorprendió mientras dormía. El atacante sostuvo un cuchillo en la garganta de la mujer, que entonces tenía 20 años, la ató y la amordazó y luego la violó en reiteradas ocasiones.

Vivir en Chile: "Me costó aceptar que las cosas no se hacían como en Argentina"

Behan contó al diario británico The Guardian que su terrible experiencia tenía similitudes con la violación que realizó Brueckner en 2005, también en la misma área, a una mujer estadounidense de 72 años, cuyos detalles salieron a la luz luego de que se señalara al alemán como el sospechoso de secuestrar a la pequeña Maddie.

Behan posteriormente llevó su denuncias a Scotland Yard, cuyos agentes la entrevistaron y se pusieron de inmediato en contacto con la policía portuguesa.

"Me volví loca cuando leí cómo había atacado a una mujer en 2005, tanto las tácticas como los métodos que usó, las herramientas que tenía con él, qué tan bien lo había planeado", le dijo la mujer a The Guardian el mes pasado. "Leer lo que este hombre había hecho me llevó de vuelta a mi experiencia", señaló en la entrevista.

Brueckner se encuentra en este momento en una prisión de Alemania, acusado por una causa relacionada con drogas. En diciembre del año pasado, además, fue condenado a siete años de prisión por la mencionada violación de la mujer estadounidense en Portugal, en el año 2005.